CIUDAD › FINEXCOR, EX NELSON, ADELANTÓ VACACIONES A 500 TRABAJADORES.

Frigoríficos en rojo por la aftosa

La firma de Cargill faena cortes Kosher para Israel, que está cerrado. "Siempre pagamos el ajuste", se queja el gremio.

 Por Guillermo Zysman

Aunque el gobierno nacional minimizó ayer el impacto generado por el cierre de algunos mercados internacionales tras el brote de aftosa detectado en la provincia de Corrientes, desde hoy los 500 obreros del frigorífico Finexcor que funciona en la santafesina localidad de Nelson deberán tomarse vacaciones forzadas. Los responsables de la planta, controlada por el grupo Cargill, adoptaron esta medida por la suspensión de las ventas al exterior fundamentalmente a Israel que consume los denominados cortes "kosher" y que concentra gran parte de la producción del complejo ubicado a 40 kilómetros de la ciudad de Santa Fe. Estas suspensiones se suman a las 250 ya anunciadas por el Swift de Villa Gobernador Gálvez y que ubican a la provincia al tope de las más afectadas por la aparición de la fiebre aftósica. "Estamos preocupados, a la espera de las medidas que tome el Senasa para controlar la situación. Lo más lamentable es que siempre los trabajadores somos la variable de ajuste", dijo a Rosario/12 Daniel Roa, secretario general del sindicato que nuclea a los trabajadores de la carne de la capital provincial.

Ayer, antes de partir a Chile, uno de los mercados que cerró las importaciones argentinas tras conocerse el caso de aftosa en el norte correntino, el secretario de Ganadería, Miguel Campos, sostuvo que las pérdidas generadas por el rebrote de la enfermedad no llegaba "al 20 por ciento" del total de las exportaciones de carnes argentinas.

"A pesar de que se esperaba un gran impacto por este tema -planteó el funcionario nacional- ya están evaluándose pérdidas por valores que no llegan al 20 por ciento", afirmó el secretario de Ganadería.

Pese a ello, en Santa Fe la reaparición de la aftosa trajo aparejado la suspensión de una importante cantidad de operarios. Días atrás el Swift de Villa Gobernador Gálvez adelantó las vacaciones de 250 trabajadores y ayer cumplieron su última jornada 500 empleados de Finexcor.

"Fuimos notificados el viernes, que fue la última faena. La suspensión comenzará a regir a partir de mañana (por hoy) ya que durante el lunes fue necesario terminar de procesar los trabajos", explicó Roa.

Ante la consulta de Rosario/12, la empresa involucrada se limitó a difundir un escueto comunicado de prensa. "Ante el cierre de los mercados de Chile, Israel, Colombia, Brasil, Sudáfrica -señala el texto oficial- a raíz del brote de aftosa detectado en Corrientes, la empresa decidió, a fin de disponer del tiempo necesario para evaluar la evolución de la situación: suspender las actividades de su planta en Nelson por una semana, dándole vacaciones anticipadas al personal. Se ha optado por dar vacaciones anticipadas y no afectar la garantía horaria, a fin de no generar impactos sobre los ingresos del personal".

Mientras la patronal informó sobre vacaciones forzadas por sólo una semana, Roa vaticinó que la licencia involuntaria se extenderá por al menos 15 días. "Esa es la información que manejamos -dijo Roa- porque la planta de Nelson dedica gran parte de la producción a la elaboración de los cortes kosher -certificado por el Rabinato de Israel-, que al cerrarse temporalmente el mercado israelí tendrá su impacto en la región".

En ese sentido, el titular del Sindicato que nuclea a los trabajadores de la industria de la carne del centro-norte provincial dijo no estar sorprendido por el alcance de las licencias. "Los 500 trabajadores que tiene la planta tienen que tomarse vacaciones porque se han cerrado varios mercados entre ellos el que más se destina la producción de la planta de Nelson, a diferencia de la de Bernal (en Buenos Aires)", apuntó Roa.

El dirigente gremial confió a este diario que el sector que representa aspira a ver resuelto cuanto antes el tema. "Estamos a la espera de las medidas que tome el Senasa para controlar la situación. Hay que tomar decisiones inmediatas para demostrarle al mundo que el foco está controlado. Lo más lamentable es que los trabajadores siempre somos la variable de ajuste", se quejó, para después recordar la reciente historia de la planta frigorífica reabierta años atrás tras una larga lucha, plagada de postergaciones y reclamos insatisfechos, que fue absorbida en su totalidad por la multinacional Cargill en el 2003.

En tanto, hoy en Rosario se reunirán representantes gremiales con los responsables del frigorífico Mattievich, de neto perfil exportador, para analizar el escenario y las medidas a adoptar -no se descartan licencias forzadas-.

Compartir: 

Twitter
 

Después de una larga lucha por la reapertura, Finexcor (ex Nelson) faena para Israel. El adelanto de vacaciones se debe a que ese mercado se cerró para toda la carne argentina.
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.