CIUDAD › SE AMPLIA LA BANDA SANTORO

Empleada implicada

 Por Claudio Socolsky

Con la detención de Natalia L, una empleada de la verdulería Roberto de la familia Santoro, la investigación por la saga de crímenes de ancianos en barrio Parque tuvo ayer nuevas derivaciones. El procedimiento, ordenado por la jueza de Instrucción N 5, María Luisa Pérez Vara, fue realizado por la fiscal de la Oficina Judicial de Causas con Imputados No Individualizados (NN), Viviana Cingolani, en el marco de la investigación por el asesinato de Concepción Lavore, ocurrida el pasado 2 de febrero, y por la que también fue detenida el sábado Alicia P, una mujer de 54 años que el lunes se abstuvo de declarar. Además, la magistrada volvió a tomarle declaración a Martín, el mayor de los hermanos Santoro, cuya situación procesal aparece cada día más comprometida. En este sentido, y a pesar que los abogados defensores de los hermanos habían solicitado la libertad de los hermanos menores Cristian y Federico Santoro, la magistrada indagó ayer por la tarde a Federico, con lo que se diluye la posibilidad de que esta semana sean liberados. "Estamos desentrañando una parte importante del delito de la ciudad", indicó Cingolani.

El sábado 5 de junio, cuando detuvieron a los hermanos Santoro como principales sospechosos de los crímenes de ancianos en barrio Parque, la jueza Pérez Vara había demorado también a Natalia L, la empleada de la verdulería Roberto, pero luego de tomarle una declaración informativa la dejó en libertad. Ayer, con las pruebas acumuladas en el expediente, la magistrada ordenó su nuevamente su detención y se estima que hoy le tomará una nueva declaración.

Consultada por este diario, la fiscal Cingolani indicó que en el marco de la investigación por el asesinato de Concepción Lavore, a quien asfixiaron con una bolsa de nylon en su casa de Suipacha al 2100, la mujer detenida ayer aparece "con cierto rasgo de compromiso", por lo que la jueza dio la orden para detenerla, diligencia realizada por la Brigada Operacional de los Tribunales, y la fiscal. Natalia L estaría además implicada en el crimen del locutor de Zavalla, José Savini, de 74 años.

La empleada del comercio de los Santoro se suma así a la lista de detenidos en la causa que conmociona a los vecinos de barrio Parque. El sábado pasado, la magistrada ordenó la detención de Alicia P, una mujer de 54 años, vinculada al mayor de los hermanos Santoro, que quedó comprometida en el caso en un entrecruzamiento se detectaron dos llamadas que desde su teléfono fijo se realizaron el 2 de febrero hacia la vivienda de Lavore. Pero la mujer, por consejo de la defensoría oficial, se abstuvo de declarar.

Los hermanos Santoro están implicados formalmente en los crímenes de Susana García de Giménez de 75 años, asesinada en su vivienda de Riobamba 3036 el 27 de mayo; José Savini de 74, asesinado en su casa de Zavalla el 12 del mismo mes; y el de Olga Osello de 88 años, muerta en su casa de Viamonte 1520 el 2 de junio.

En tanto, Matías M y Carlos C, quien contaba con antecedentes penales, de 24 años, y José Antonio M, de 35, fueron apuntados por Martín Santoro en su primera declaración y se especula que formarían parte de la banda que se dedicaba a reducir los botines. En los allanamientos, ordenados por la jueza Pérez Vara, los efectivos secuestraron una importante cantidad de electrodomésticos por lo que fueron detenidos.

Además, continúan prófugos el policía pasado a disponibilidad, Sergio V, y su vecino, Pablo R, sospechados de integrar la banda que se dedicaba a reducir los botines.

Compartir: 

Twitter
 

 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.