CIUDAD › ROSARIO/12 ACCEDIó A LA DECLARACIóN DEL CORONEL OSCAR PASCUAL GUERRIERI, ACUSADO DE 21 CASOS DE SECUESTROS EN LA CALAMITA.

Un represor en primera persona

Es el represor vivo de más jerarquía en la ex causa Feced. A tal punto que ahora los expedientes llevan su nombre. Está acusado de más de veinte casos de secuestros, 11 de ellos seguidos de torturas y 10 homicidios cuyas víctimas pasaron por el centro clandestino de detención La Calamita en Granadero Baigorria. Esta fue su declaración ante los jueces tras negarse a responder cualquier tipo de preguntas.

 Por José Maggi

Oscar Pascual Guerrieri fue indagado en los tribunales federales de San Isidro el 15 de octubre por el juez federal rosarino Marcelo Bailaque y la fiscal Mabel Colalongo. Durante el interrogatorio se negó a contestar preguntas sobre 21 casos de secuestros, 11 de ellos seguidos de torturas y 10 homicidios cuyas víctimas pasaron por el centro clandestino de detención La Calamita en Granadero Baigorria , cuando era el segundo jefe del Destacamento de Inteligencia 121. A cambio, prefirió despacharse con un largo discurso que ahora quedó incorporado a los expedientes a los que accedió Rosario/12. Parte de esa larga declaración se reproduce en esta nota.

El elegido

"Quiero dejar presente que en la época democrática, años en que estuvo el gobierno luego del relevo del Dr. Alfonsín (se refiere al gobierno de Carlos Menem) por concurso he prestado servicios por mis méritos profesionales en la Secretaría de Inteligencia del Estado, durante diez años. Y no me mandaron por ser peronista o radical, sino por mis méritos. Estuve con el Dr (Bautista) Yofre y (Hugo) Anzorreguy, fui el primero que entré y el último que me fui. Si me seleccionaron en esa época deben haber hecho una compulsa para ver quien era Guerrieri, si hubiera sido como dicen por ahí no me hubieran llamado. Soy altamente democrático, depende que se entienda por democracia, yo entiendo respeto a las instituciones, al orden, a la jerarquía. En esa Secretaría yo tuve las mejores calificaciones con 100 puntos durante diez años.

Enfermo y mortificado.

"Estoy haciendo un sacrificio enorme, hace cinco meses que estoy sufriendo una epicrisis avalado por el médico forense, esto tiene dos partes, una ciatalgia, que puede ser consecuencia de una hernia de disco, que me tiene loco. También tengo presión arterial alta y tuve un ACV transitorio. Gracias a Dios no se volvió a repetir, es peor tener un transitorio que uno definitivo, porque el transitorio puede darse en cualquier momento uno nuevo. Asi estoy en ese momento. Por eso me remito al articulo 18 de la Constitución Nacional que claramente señala como responsable al juez que autorice cualquier medida que implique mortificación. Le pido tengan consideración a mi estado de salud que no es normal, tengo 75 años y hace 9 que estamos metidos en este tema. Yo soy una persona de bien, no un asesino"

Una desgracia con suerte

"Acá tuvimos una desgracia, con la calidad profesional que tuvo la doctora Colalongo acá tendría que estar sentado todo el Ejercito Argentino porque todos recibimos las órdenes 405 y 505 y sin embargo estamos unos pocos. Yo no soy soldado del Proceso ni de este ni de otro, entre al Ejercito a los 12 años, cuando me fui vino este despelote de la guerra contra la subversión. No puedo salir de las garras del Ejército. Ni queriendo ni no queriendo. Hay una jerarquía en la Institución y no pude revelarme y decir esto u hago y esto no. Tampoco hay que confundir asociación ilícita con subordinación, yo siempre estuve bajo subordinación, de hecho cuando el jefe decía "subordinación y valor", nosotros decíamos "para defender a la patria". Si yo hubiese sabido que me incorporaba para integrar una asociación ilícita nunca me hubiera incorporado al Colegio Militar.

Pedido intimidante

"Mi familia es de origen italiano donde rige el respeto. En el fondo si pudiera hablar con la doctora Colalongo a solas ella me entendería. A mi me queda poco de vida y mi aspiración es que los argentinos nos encontremos juntos en un abrazo. Entregué mi vida al patria y hoy soy asesino, por haber cumplido las órdenes de defensa de la patria y la seguridad. ..Siempre me muestran como el malo para demostrar que los otros eran buenos, y los otros no eran buenos, eran más malos que nosotros, ellos trajeron el desorden, una idea foránea, en una agresión externa al país. Pero yo seguiré en la silla de los malos, en las esposas de los malos. Desconozco todos los cargos que se dicen acá en forma personal.

El ejecutor

"Quiero dejar en claro algo que esta mal dicho, en el sentido que yo adelante mío tenía mandos: el General Galtieri, Jauregui, Coronel Pozzi, los hombres coroneles que integraban el centro de operaciones tácticas, que eran tres. Me acuerdo de uno solo, Gazzari Barroso, la causa se llama Guerrieri porque esa gente murió, pero murió después, en la época en que estaban dirigían y ordenaban, y yo cumplía órdenes, yo era un ejecutor. Yo llegué en 1977, y recibí una orden que le dijo Galtieri a Pozzi, que como él estaba con Calamita, a mi me iban a poner a cargo de la organización del Mundial 78, etapa que se ve vigorizada en cuanto a la seguridad cuando la selección va a Rosario y yo voy como seguridad de la selección en Granadero Baigorria. De hecho tengo un plato con un reconocimiento para todos los que colaboraron para que Argentina saliera campeón".

Flor de campeón

"En ese tiempo intervengo en los torneos de esgrima en florete y sable. En florete salgo primero de todo el cuerpo y ello me proyecta al campeonato nacional que se hacia en julio del 77. En el desarrollo del torneo me corto el tendón de Aquiles. En función de ello el 8 de julio me internan y luego estoy seis meses en convalecencia, se imagina que en ese estado no estaba corriendo subversivos por la calle, estaba con un pie en un balde.

El custodio

"Además por el tema del mundial de fútbol tengo muchas comisiones a Brasil . Tenían la función de organizar todo para que no fracasara un evento de tal magnitud. Yo a la Calamita no la conozco porque no estuve ahí, si la cancha de Rosario Central, a Menotti y a los que estaban ahí. Pero las órdenes las daban los muertos vivos".

Brutos

Sobre las circunstancias que rodean al acto es político ideológico . Soy una persona de 75 años con la preparación que tenemos los militares que son muy buenas . Los militares no somos brutos, los habrá , al igual que algunos del tribunal oral federal, pero he hecho todo lo que había que hacer para ser un buen militar. Al Colegio Militar no mandan a idiotas, mandan a oficiales buenos, estuve cinco anos ahí, fui profesor de la escuela de inteligencia, es decir, tuve méritos que se acrecentaron cuando fui a la SIDE.

Assesination Bailaque

"A mi me parece que estos juicios y si ahora sale uno nuevo, dan una vuelta tremenda y a empezar de vuelta y a empezar de nuevo. Nadie pregunta porqué ocurrió esto. No es que yo me levantaba y decía "ahora voy a matar a Bailaque". Nosotros teníamos una agresión interna y externa. El soldado no es el responsable de la victoria o derrota en una guerra, los responsables de la cuestión son los que implementan la política nacional de defensa, y en esa época sea gobierno de facto o democrático con Isabel Perón, había una política de defensa y esa política era de aniquilar la subversión y yo no soy responsable de esa política implementada, y eso nadie me u preguntó. Pero hoy cargo con la mochila que ellos no cargan. Es decir, estoy en el grupo de los malos por haber cumplido las órdenes que nos dieron. No se si está bien o mal, fueron las órdenes que nos dieron. Montesquieu dijo que a lo mejor la ley no gusta pero es ley. Yo venia por una calle que era mano y me cambian la mano en el camino, y entonces cometo la infracción. No hay que mirar por el espejo retrovisor, hay que mirar para adelante. ¿Qué ganamos con gente en cautiverio, memoria de un solo lado". Lleno esta de publicaciones que dicen que hubo una guerra. ¿Qué fue el ataque a Formosa, un avión que llega y mata a soldados y a estos se les da 800 pesos y a los que atacaron 600.000 y el gobierno nacional ha colocado a la justicia en el medio de esto, en primera línea"" "Me regocijaba ayer viendo el poder de Chile, miran para delante no para atrás""

Condenado

"Yo ya estoy condenado. Y todos están creyendo que lo hacen bien, porque están cumpliendo las órdenes del gobierno nacional. Fijese lo que se produce cuando la señora de Bonafini le dice "turros" a la Corte Suprema y no le pasa nada, como si fuera la madre de todos nosotros. Otro tema, acá contribuyó mucho el tema de los medios de comunicación que prejuzgan y condenan junto con la aparatología que montan las ideologías foráneas que están apareciendo. La justicia nos juzga con códigos civiles que no tienen nada que ver. Esto es política no justicia".

Tren bala

"Y ahora cuidado que si no favorecen con la corporación judicial lo que quiere el gobierno nacional, con el tiempo le va a pasar lo que nos pasa a nosotros ahora: se van a encontrar con el tren bala para que los lleve rápido a cumplir la condena.

Videla y Pelé

"Vuelvo a pedir que se ponga en claro que yo no era Videla, era el teniente coronel Guerrieri, un ejecutor, no lo conozco a Videla, yo estaba con el tema del Mundial". Además el tema de la doctrina francesa, puede ser que nos valgamos de esa doctrina, y cuál es el problema, si yo hoy le pregunto un futbolista para copiar, usted copiaría a Pelé, entoncs nosotros no íbamos a copiar a un boliviano, sino a los mejores". Un tipo de primera

"Hoy recibo 600 pesos del Ejército, tiene que trabajar mi mujer y recibir la dadiva de mis hijos. Un coronel. Esto es mucho sufrimiento y estoy mortificado. No los hago responsable a los jueces, se dónde están. Muchos jueces saben lo que pasa, ojalá me cure de esto que tengo y que Dios decida. En el fondo destaco los profesionales como la señora fiscal Colalongo y asi también una querellante. En Rosario estuvimos detenidos en la policía federal en condiciones indignas. He compartido la prisión con piratas, que detuvieron en San Nicolás. Yo no tengo sangre azul pero me enseñaron otras cosas. A comer con cubiertos. Yo fui un soldado profesional de primera. Y de todos los que fueron al juicio oral, ustedes sabrán quiénes eran de primera y quienes no".

El teniente coronel Oscar Pascual Guerrieri presentó tres escritos periodísticos como defensa, con los que intenta probar que los juicios por terrorismo de estado son políticos. Uno es el libro de Ceferino Reato, Operación Primicia, analizado en una nota del diario Clarín que postula que "el ataque al batallón de Formosa le puso fecha al golpe de estado del 24 de marzo de 1976". Para Reato "la agrupación creó el escenario de violencia que facilitó la llegada de los militares al poder". El segundo documento es una nota de Clarín a Mario Vargas Llosa, en la que el flamante Nobel de literatura, sostiene que "Cristina conduce un gobierno corroído por la corrupción". El tercer texto es una nota de la revista Noticias publicada en los primeros días de octubre de 2010 titulada "Kirchner prostituyó los derechos humanos". La frase pertenece a una declaración del periodista Jorge Lanata.

Compartir: 

Twitter
 

Guerrieri en el banquillo de los acusados en los tribunales de Rosario, en la voluminosa causa que lleva su nombre.
Imagen: Alberto Gentilcore
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.