CIUDAD › UNO DE LOS HERIDOS EL VIERNES EN LA ALCAIDíA MURIó AYER A LA MAñANA Y LA VIUDA DE JAPO SABOLDI PIDIó CUSTODIA

Otro muerto y más vinculación entre narco y política

La mujer del primer muerto, denuncia que es merodeada por los Bassi y señala que Pedro González la intimidó. El diputado Maximiliano Pullaro pide que se separe a la policía de la investigación. La CTC descree de un accidente.

 Por José Maggi

Norma Acosta, la viuda de Miguel Saboldi muerto el viernes en la Alcaidía de la Jefatura, pidió ayer custodia al juzgado tras las denuncias que hiciera sobre el mentor del crimen de su ex pareja: los Bassi, una familia ligada al crimen, que trabaja para el intendente de Villa Gobernador Gálvez, Pedro González, a quien la mujer volvió a involucrar en el crimen. "Los Bassi andan dando vueltas por todos lados con una Toyota Hilux color gris, vidrios polarizados, que es el mismo vehículo que lo mató al Negro Fabio López, que era amigo de mi ex esposo". Las Tropas de Operaciones Especiales serán las encargadas de custodiarla, según la mujer, porque desconfía de gran parte de la fuerza policial. Además, se mostró intimidada porque "González dijo con tono mafioso que me iba a llamar a su despacho". En tanto, ayer se sumó la segunda víctima del incendio en el penal policial: a las 6 falleció Guillermo Benavente, de 32 años, mientras quedan nueve heridos, uno de ellos en grave estado. Por su parte, el diputado radical Maximilano Pullaro pidió que se aparte a la policía provincial de la investigación y pidió citar a la mujer denunciante a la Comisión de Seguridad de la Cámara Baja. En tanto, la Coordinadora de Trabajo Carcelario puso en duda la hipótesis del accidente doméstico como origen del incendio: "Hubo fuego en la puerta de ingreso al pabellón y otro foco en el fondo, donde muere Saboldi", remarcaron Lilian Echegoy y Carmen Maidagan, quienes deslizaron como un hecho sugestivo que "esta vez ni los presos ni la policía nos convocaron como ocurre usualmente".

Norma Acosta se negó a hablar sobre el secreto que guarda, y que Saboldi le contó antes de morir. "No puedo decirlo pero es lo que quería el Gordo González con el padre de mis hijos, es algo a lo que Miguel se negó. Son negocios sucios". Para Norma, la consecuencia no se hizo esperar: "Lo detuvieron en la chacra de Alvear, en acuerdo con la comisaría de Alvear y de la Brigada de Orden Público, inventaron el robo a Calatayud y con esa excusa entraron. Y todo eso se lo metieron con el comisario (Guillermo) Morgan que mandó su gente. Los embagayaron, porque Miguel tenía boletas de compra de alimentos para los perros, para los pollos. Miguel no trabajaba vendiendo droga sino en la quinta. Se lo puedo firmar. La vida de Miguel no era ostentosa para decir que vivía de venderla. Estaba limpio y no tenía antecedentes por nada".

Según afirma Norma, a su marido "lo detuvieron porque volvió a buscar a la mujer de Cuello y su hijita".

-Pero su ex marido fue investigado en la causa por el crimen de Roberto "Pimpi" Camino...

-Pero si Roberto era mi compadre, era el padrino de mi hijo, del más chico. Eso no importa ahora, sino que al padre de mi hijo me lo mató la mafia.

La mujer señala "a los Bassi" como los sospechosos: "Tienen una remisería en Villa Gobernador Gálvez, y están matando gente como loco todos los días. El Pollo Bassi y su padre y hermanos tienen el amparo de un sector de la policía que maneja Pedro González. Siempre hubo muertos alrededor de ellos: hay un pibe muerto en Circunvalación, en la entrada de Cargill, otro que prendieron fuego adentro del bunker, ese también fue él; todas la muertes que hubo últimamente son de él. Y la de mí marido también fue él".

Norma se comunicó con el juzgado y se comprometieron a enviarle una custodia de las Tropas de Operaciones Especiales. "Me ofrecieron que me cuidaran los de Seguridad Personal, y me negué porque ahí adentro Bassi tiene sus jugadores, así como los tiene en la Brigada de Investigaciones, y en Automotores laburan para él, porque tiene quince autos mellizos y no pasa nada. Orden Público trabaja para él, que le libera la zona con el Comando de Villa Gobernador Gálvez, esto es un desastre. Nadie sabe la mafia que se esconde detrás de todo esto. A Miguel lo mataron porque querían hacer negocios sucios y ni mi ex marido ni Diego Cuello quisieron entrar".

En el ambiente político se los conoce bien a los Bassi: Luis su padre tiene la bailanta Brújula, bajo cuya figura pretendieron organizar un corso de carnaval auspiciado por el municipio. Cuando el Concejo de Villa Gobernador Gálvez rechazó el proyecto, el cuerpo se vio invadido por Bassi y sus seguidores que arremetieron rompiendo mobiliario y vidrios del recinto. En la refriega al "Pollo se le cortó un tendón y dejó sangre por todos lados", recordó un concejal, testigo de la escena. El "Pollo" Bassi es el hijo del titular del remisería Cinco Estrellas, y es un hombre de acción: en el último conflicto con los recolectores de residuos, que pretendían pasar de ser empleados municipales para sindicalizarse con el gremio rosarino, fueron los Bassi y su gente lo que garantizaron que la mitad de la ciudad tuviera recolección sin problemas a pesar del paro.

Ayer, en tanto, murió otro preso: Guillermo Benavente, de 32 años, falleció tras soportar quemaduras en el 95 por ciento de su cuerpo y se convirtió así en la segunda víctima. En tanto de los nueve heridos restantes, Darío Escobar, de 30 años y con el 90 por ciento de quemaduras en su cuerpo es el más comprometido y sigue internado en la sala de terapia intensiva del Hospital de Emergencias Clemente Alvarez. Otro recluso alojado en ese efector, pero con quemaduras en el 25 por ciento del cuerpo, es Cristian Schiazza, de 25 años.

Por su parte, el diputado Maximiliano Pullaro remarcó ayer: "Estamos ante un hecho de absoluta gravedad y resulta primordial que se avance en una investigación objetiva y profunda, y que la misma sea estrictamente monitoreada por la autoridad judicial, con la intervención de la secretaría de control del Ministerio de Seguridad, y no de la propia policía local". Asimismo, Pullaro también aludió a la necesidad de "avanzar en un plan que saque a los presos de los espacios policiales".

Finalmente, el vice-presidente de la comisión de seguridad de la Cámara de Diputados expresó su preocupación y solidaridad por las víctimas y su familiares, y apuntó: "Voy a proponer que se analice convocar a la comisión a la ex mujer de Miguel Angel Saboldi, a fin de conocer su versión de los hechos, donde involucra a personas supuestamente vinculadas al negocio de la droga e incluso de la política. El propio intendente Pedro González (PJ-FPV) dice que tenía una relación de amistad con Miguel Angel Saboldi, quien la semana pasada había sido capturado en una chacra de Alvear junto con cinco personas más, con ocho kilos de cocaína, 14 panes de marihuana, dinero e importantes armas".

Compartir: 

Twitter
 

El viernes, los familiares de los detenidos daban crédito a las versiones de asesinato.
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2020 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.