UNIVERSIDAD › EL ESTADO DE LA OBRA DE LA NUEVA SEDE DE CIENCIAS SOCIALES

El segundo paso del edificio

Las autoridades de la UBA estiman que las refacciones iniciadas hace dos meses se concluirán entre mediados de 2010 y principios de 2011, cuando podrían mudarse las carreras de Comunicación y Ciencia Política.

 Por Julián Bruschtein


La construcción del ansiado edificio único para la Facultad de Ciencias Sociales (UBA) se encuentra en plena obra y se prevé que las carreras de Ciencias de la Comunicación y Ciencia Política podrán mudarse para comienzos de 2011. Incluso, hay esperanzas de acortar los plazos: “Según la empresa constructora, los tiempos pueden llegar a acelerarse para el segundo cuatrimestre del año que viene”, se esperanzó, con cautela, el decano Federico Schuster. La segunda etapa de la obra comenzó hace dos meses y avanza en la puesta a punto de los pisos superiores, el subsuelo –donde estarán los estudios de radio y TV– y el auditorio, en la planta baja del inmueble ubicado en Constitución.

“El reclamo de un edificio único nace en el momento mismo en que se crea la facultad, en 1988”, recordó el decano, en diálogo con Página/12. La necesidad de “un espacio para que se integran las carreras, para que los docentes se vinculen y que tengan un lugar más acorde con la vida universitaria es fundamental”, agregó Schuster. La Facultad de Ciencias Sociales cuenta con unos 30 mil alumnos entre sus cinco carreras y diversos posgrados. Hoy cursan en tres sedes diferentes: Sociología y Relaciones del Trabajo se imparten en el edificio de Marcelo T. de Alvear, Ciencia Política y Comunicación en la sede de Parque Centenario y Trabajo Social ya se mudó al nuevo edificio, en Santiago del Estero al 1000. Después de numerosos reclamos estudiantiles y docentes, el edificio fue adquirido en 2003 para atender la masificación de las carreras.

La obra se organizó en tres etapas. Tras la conclusión de la primera, se mudaron a la ex fábrica Terrabusi la carrera de Trabajo Social y los posgrados. Luego, en 2007 y 2008 se demoraron las actividades, en parte por el conflicto que paralizó institucionalmente a la UBA en 2006 y a cambios exigidos en los pliegos de la licitación.

“Esta segunda etapa es una obra que abarca 10 mil metros cuadrados y actualmente se encuentra en el segundo mes de un plan de obra de dieciocho”, explicó el secretario de Infraestructura de la UBA, Marcelo Decusatis. Los trabajos de esta etapa abarcan la mayoría de las aulas que tendrá la facultad, salas de investigación, la estructura de las cinco plantas, con sus escaleras y ascensores, dos patios, baños y el estacionamiento. Además del subsuelo, donde ya están avanzados los dos estudios de radio, con las respectivas oficinas de control, dos salas de producción multimedia y tres salas de edición –uno de los dos estudios de TV tendrá una dimensión de nueve metros por diecisiete–, entre otras dependencias. También se realizará un auditorio de 255 metros cuadrados, con capacidad para albergar a 700 estudiantes. Las refacciones incluyen la instalación de la calefacción.

Los arquitectos que llevan adelante las refacciones en la ex fábrica Terrabusi estiman que el trabajo “dejará el edificio en condiciones para el inicio del ciclo lectivo 2011”. Para entonces, faltará la tercera etapa, que comprenderá las oficinas administrativas y permitirá que también se muden las carreras de Sociología y Relaciones del Trabajo. Esto, según los tiempos formales proyectados, porque “los tiempos de la obra pueden llegar a adelantarse. No queremos apresurarnos, pero si esto sucede en el segundo cuatrimestre del año que viene podrían trasladarse las carreras de Comunicación y Ciencia Política, que hoy están en la sede de Parque Centenario”, confió el decano.

Fueron muchas las tensiones y conflictos que atravesó la institución y que aún se encuentran latentes (ver aparte). Incluso, la conducción de la facultad declaró la emergencia edilicia y presupuestaria por las dificultades que encontraron con el paso del tiempo, por las malas condiciones de la sede de Marcelo T. de Alvear y el poco margen económico buscar una solución al problema. El año pasado, la propia facultad convocó a una movilización al Congreso, cuando se trataba el presupuesto nacional. Asistieron autoridades, docentes y alumnos para manifestarse a favor de mayores fondos para paliar la situación.

Compartir: 

Twitter
 

 

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.