UNIVERSIDAD › CIENCIAS SOCIALES (UBA) LANZA UN OBSERVATORIO ELECTORAL REGIONAL

Los votos de América latina

El observatorio funcionará desde diciembre como una plataforma digital que recopilará y pondrá en relación datos de las elecciones de los países que integran la Unasur. El proyecto fue diseñado por estudiantes y graduados y había sido distinguido por Educación.

Motorizados por una fuerte “vocación latinoamericanista” y con el objetivo de aportar desde el conocimiento a la integración regional, un equipo de estudiantes y graduados de Sociología, Ciencia Política y Ciencias de la Comunicación de la UBA creó el Observatorio Electoral de América Latina (Oblat), una plataforma digital que recopila y permite poner en relación datos detallados de los comicios de los países que integran la Unasur. La plataforma funcionará bajo la órbita de la Facultad de Ciencias Sociales y será lanzada oficialmente en diciembre. “Es un momento en el que pensar políticamente desde una mirada integral se convierte en una tarea obligatoria y necesaria para América latina”, aseguró a Página/12 la socióloga Inés Nercesian, directora del proyecto.

Desde la web www.oblat.am, el observatorio buscará ser una herramienta útil tanto para investigadores como para estudiantes, docentes, periodistas y público en general. En ese camino, ya lleva acumulados dos años de trabajo. En 2013 resultó uno de los proyectos ganadores de la convocatoria “Hacia un consenso del sur para el desarrollo con inclusión social”, lanzada por la Subsecretaría de Políticas Universitarias del Ministerio de Educación, y desde entonces sus propulsores trabajan en la recopilación y sistematización de datos. En agosto pasado, el consejo directivo de Ciencias Sociales (UBA) aprobó su creación, por lo que el observatorio será parte de la facultad.

Para comenzar a armar la base de datos, se realizaron dos recortes: uno geográfico y otro temporal. Aunque planea expandirse, en una primera etapa el observatorio trabajará sobre los doce países que integran la Unasur, “porque es uno de los organismos para la integración latinoamericana creado durante estos años y que tuvo una vocación decidida por las democracias en América latina. Además, ha tenido intervención política contra los intentos destituyentes que hubo en este siglo XXI contra los llamados gobiernos progresistas”.

El recorte temporal fija la recopilación de datos a partir de 1998, año en que Hugo Chávez conquistó su primer mandato en Venezuela, y “la región, acompañada por movimientos sociales que desde la década del 90 venían manifestándose en contra del neoliberalismo, inició un camino de transformaciones en varios países”, señaló Nercesian.

El observatorio cuenta con datos tomados en su totalidad de fuentes oficiales, que serán aumentados con cada nuevo comicio. Incluye los registros de elecciones ejecutivas y legislativas (con información detallada por estados o provincias) y contempla, además, particularidades de cada país, como las primarias abiertas en Argentina, las internas de Chile y Uruguay, y los referéndum realizados en Bolivia, Venezuela y Ecuador a propósito de reformas constitucionales. La plataforma contiene también una parte cualitativa con explicaciones sobre la legislación electoral de cada país y planea incluir, en un futuro, datos socioeconómicos. “El potencial es infinito”, se ilusionó Nercesian.

La directora del proyecto señaló que el trabajo más difícil fue identificar variables comunes que sirvieran como parámetros de comparación entre los países, respetando las singularidades de sus legislaciones. “¿Qué se puede comparar? Niveles de participación política, si el voto es optativo o es obligatorio y cómo eso favorece o desfavorece la participación política; podemos comparar o evaluar el avance o no de las distintas fuerzas políticas a lo largo de estos años, sean fuerzas progresistas o sean las fuerzas de derecha que han ido creciendo en la región”, ejemplificó. La intención es que el cruce de datos duros sirva para realizar análisis más profundos y poder extraer de allí procesos, dinámicas, tendencias.

La expectativa es que la plataforma, que será lanzada el 3 de diciembre con un acto en la Facultad de Ciencias Sociales, pueda ser aprovechada por actores diversos y por eso sus impulsores se esforzaron especialmente para que la plataforma web sea “navegable y legible para el público general”. Podrán acceder a ella los medios y el periodismo para “trazar análisis de más larga duración” y también investigadores, estudiantes, docentes de cualquier nivel y funcionarios públicos. “La plataforma –agregó Nercesian– ofrece una serie de herramientas que pueden ser el piso para pensar una eventual política pública, siempre pensando desde la democracia nacional, pero también desde la integración regional. En momentos donde, por ejemplo, se está formando el Parlasur, pensar políticamente desde una mirada integral se va convertir en una tarea obligatoria y necesaria para América latina.”

Informe: Delfina Torres Cabreros.

Compartir: 

Twitter
 

 

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.