ECONOMIA › LOS MOLINEROS AUMENTARON UN 30 POR CIENTO LA BOLSA DE HARINA

El efecto Macri llegó al pan

Los panaderos afirman que los molinos restringieron las ventas de harina porque especulan con que un eventual gobierno de Macri elimine las retenciones y devalúe la moneda. Debido a la escasez, los precios ya empezaron a subir.

 Por Javier Lewkowicz

Todavía resta algo más de una semana para la segunda vuelta de las elecciones presidenciales, aunque los economistas de Cambiemos ya generaron impacto sobre la economía nacional. No a través de la supuesta “confianza” que aseguran van a transmitir, sino a causa de sus promesas de quita masiva de retenciones, eliminación de la regulación sobre las exportaciones y brusca devaluación, que motivaron una fuerte suba en el precio de la harina, grasas y margarinas, que se utilizan en los panificados. Las panaderías salieron a denunciar las subas.

En diálogo con Página/12, Gerardo Di Cosco, de la Asociación de Industriales Panaderos y Afines de Rosario, explicó la situación. “La semana pasada estuvimos en Buenos Aires reunidos con las autoridades de la Federación Molinera. Nos dijeron que esperaban una rebaja de retenciones y que iban a trasladarla al precio de la harina, aunque teóricamente eso iba a acontecer a partir del 10 de diciembre. Pero estos muchachos se adelantaron y en una semana aumentaron un 30 por ciento la bolsa de harina. En algunas zonas ni siquiera entregaban harina. Encima se sumó el anuncio de devaluación por parte de los economistas de Macri”, indicó.

La devaluación del peso incrementa no sólo el precio interno de los bienes de consumo final, insumos y maquinarias importadas sino también de las mercancías que además de ser exportadas se venden en el mercado local. Si el dólar oficial subiera, por ejemplo, de 9,50 a 15 pesos, el ingreso en pesos de un exportador se vería incrementado en casi un 60 por ciento. Ese empresario va a procurar obtener la misma suba en sus ventas que se dirijan al mercado interno. De hecho, una de las razones por la cual en la Argentina la devaluación tiene efecto depresivo tan inmediato sobre los salarios es que se trata de una economía que exporta bienes de consumo básico. Un ejemplo de lo anterior de ello es el trigo. Además, Macri prometió eliminar de un plumazo retenciones y regulaciones para exportar.

“Son todos aumentos por las dudas, y ahora los precios no bajan más. Los grandes molinos, que son tres o cuatro, han ido comprando el trigo a valores que eran la mitad de lo que son ahora. Suben los precios por si el dólar llega a tocar los 15 o 16 pesos, no les importa nada la gente. Hace diez días la bolsa de 50 kilos de harina estaba en 160 pesos, hoy se vende a 210 pesos y podría llegar a 300 pesos si se aplican las medidas que propone Macri. Por las mismas razones también subieron las grasas y margarinas un 35 por ciento, y no hay ninguna razón real para explicarlo, es todo por las dudas”, agregó Di Cosco. “En Rosario y zonas de influencia les sugerimos a todos los panaderos que sean prudentes, pero ya subieron los precios entre un 10 y 12 por ciento”, admitió el dirigente.

Otras voces se alzaron en el mismo sentido. Emilio Majori, presidente de la Federación de la Industria Panaderil de la provincia de Buenos Aires, consideró que el aumento en el precio de la harina llega al 80 por ciento. “Del molino nos dicen que los productores no quieren vender por los vaivenes de la política, hasta que pase el 10 de diciembre. Estamos bancando todo lo que podemos para no trasladar el aumento de la harina al precio del pan”, indicó. Por su parte, la Comisión Directiva de la Cámara de Industriales Panaderos de la Ciudad detalló que “hace 10 días pagábamos la bolsa de harina a 140 pesos y hoy se está pagando en diferentes zonas del país entre 200 y 220 pesos. Los componentes, materias primas y productos de embalaje también han aumentado”, sostienen los panaderos.

Días atrás, el titular de la Cámara de Fabricantes de Pastas y Afines de Córdoba, Aldo Ferreyra, detalló el traslado de precios a la harina especial, que se utiliza para la fabricación de pastas. “El viernes pasado los grandes molinos que marcan el precio suspendieron las ventas en Córdoba. Cuando volvieron a vender lo hicieron a 295 y 300 pesos la bolsa cuando antes estaba a 245 pesos cada una. Los 50 kilos de harina especial para pastas frescas aumentaron en una semana 55 pesos”, sostuvo el propietario de la fábrica cordobesa Di Pascualle. Representa un aumento del 20 por ciento en el precio del insumo. El empresario pyme responsabilizó comportamiento especulativo a las promesas devaluatorias y desregulación del sector agropecuario. Desde Apyme agregaron que también se presentan situaciones de abuso de precios en el sector de galletitas.

Compartir: 

Twitter
 

En diez días la bolsa de harina de 50 kilos trepó de 160 a 210 pesos.
Imagen: Sandra Cartasso
 
ECONOMIA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared