DEPORTES › LOS DETALLES DE LA NEGOCIACIóN DE BOCA POR EL DELANTERO

Figueroa viene de regalo

A préstamo por un año y medio sin cargo y con una opción muy baja. Esta noche en Quito, revancha con la Liga por la Sudamericana.

Apenas un poco de aire fresco, en medio del bajón futbolístico del equipo, representa para Boca el anuncio del arribo del delantero de Genoa, de Italia, Luciano Figueroa. El ex jugador de Central, cuyo último paso por el fútbol argentino fue precisamente en River, donde jugó apenas cinco partidos y se lesionó, ya tiene todo arreglado con la dirigencia de Boca y sólo resta que termine de arreglar su desvinculación con el club italiano y que, en caso de pasar la revisión médica, estampe su firma en el nuevo contrato. Con mayoría de juveniles, Boca jugará hoy en los 2850 metros de altura de Quito ante Liga el partido de vuelta (4-0 en la Bombonera) por los cuartos de final de la Copa Sudamericana.

“Tengo muchas ganas de ir a Boca. Es el club que me vino a buscar. Voy a dejar la vida por esta camiseta y ojalá pueda hacerle un gol a River”, comentó el delantero. Y agregó: “Jugar al lado de Román (Riquelme) es algo importantísimo. El es uno de los mejores del mundo”. Boca apuesta a levantar el nivel de Figueroa. Sólo así se entiende que priorice su llegada por encima de los aceptables rendimientos de sus delanteros suplentes, los juveniles Lucas Viatri y Ricardo Noir.

En Boca ya confirmaron que la llegada de Figueroa está encaminada. El delantero llegaría al país el viernes para someterse a la revisión médica

El goleador del Clausura 2003, con 17 goles, llega para tapar los huecos que dejaron en el equipo Martín Palermo, rotura de ligamentos, y Rodrigo Palacio, quien arrastra una pubialgia que sólo le permite jugar uno de cada dos partidos.

Lo cierto es que el ex Central no llega en su mejor momento, ese que le valió la convocatoria de Marcelo Bielsa para disputar las Eliminatorias y los Juegos Olímpicos de Atenas 2004 –nueve goles en 15 partidos con la celeste y blanca–. Pero la realidad indica que el goleador hoy no tiene lugar en Genoa, donde es suplente y apenas disputó 21 partidos en dos años, para anotar tan sólo tres goles.

La explicación que dan los dirigentes boquenses con respecto a su contratación es más que elocuente. El jugador llega prácticamente regalado, sobre todo si se tiene en cuenta su jerarquía y no sólo su escuálido presente. Según se acordó, Figueroa llegará a préstamo sin cargo hasta diciembre de 2009 y con una opción de compra de tan sólo 1,5 millón de dólares. Durante ese lapso, Genoa se hará cargo del contrato del delantero y así resarciría a Boca por los derechos de formación del juvenil Fernando Forestieri, surgido de las inferiores, quien abandonó Boca para irse al Genoa haciendo uso de la patria potestad.

La carrera de Figueroa, de 27 años, comenzó en Central, de ahí pasó al Birmingham, de Inglaterra, luego a Cruz Azul, de México, después al Villarreal, de España, donde jugó junto a Juan Román Riquelme y, antes de recalar en el Genoa, tuvo un paso fugaz por River en 2006, donde jugó apenas cinco partidos antes de sufrir una rotura de ligamentos cruzados de la rodilla derecha. La idea de Ischia es que el jugador realice una minipretemporada y se ponga en condiciones para cuando Boca visite a River, por la décima fecha del torneo Apertura.

Mientras espera por Figueroa, Ischia, quien se encuentra en Quito a la espera del partido ante Liga, sumó ayer una nueva preocupación a los malos resultados en el certamen local. El defensor Claudio Morel Rodríguez sufrió una distensión en la rodilla izquierda y quedó descartado para el partido del domingo ante Estudiantes.

Compartir: 

Twitter
 

“Ojalá pueda hacerle un gol a River”, señaló Figueroa.
Imagen: AFP
 
DEPORTES
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.