DEPORTES › COMO LLEGAN RIVER Y BOCA AL ENCUENTRO DE ESTA TARDE EN EL ESTADIO MONUMENTAL

Preguntas del superclásico

Las armas de uno y otro equipo, la confianza, el peso de los referentes históricos y hasta la explosión previa de algunos de los jugadores, todo lo que hay que considerar para ilusionarse con un buen partido y, por supuesto, con la victoria. Televisa el 7 y es gratis.

Por Facundo Martínez

–¿Qué tiene Boca a favor para ganar el partido?

–Boca está confiado en sus propias fuerzas y llega entonado por los tres triunfos consecutivos que logró frente a Vélez, Racing y Tigre, que a pesar del flojo comienzo en el torneo encendió en el plantel la esperanza de prenderse entre los que luchan por el título y, claro está, por un lugar en la próxima edición de la Copa Libertadores. Todos los jugadores son conscientes de lo oportuno que sería una victoria sobre River, que no está jugando bien y sufre fallas estructurales, principalmente en defensa, ya que dejaría al equipo boquense en inmejorable situación para encarar un partido que a priori se le presenta accesible, cuando reciba a Chacarita el próximo jueves en la Bombonera. Si las cosas le salen bien, Boca habrá sumado la totalidad de los puntos correspondientes a las últimas cinco fechas y, posiblemente, se acercará peligrosamente a la cima del torneo.

–¿Por qué Boca llega mejor que River al Superclásico?

–Más allá de los buenos resultados que ayudaron al equipo a encontrar el rumbo perdido en las primeras fechas, lo que esta racha positiva ha apuntalado, sobre todo, es el funcionamiento colectivo del equipo. Con el alza en el nivel de individualidades como Juan Román Riquelme, Martín Palermo, Sebastián Battaglia, Hugo Ibarra, Nicolás Gaitán y hasta el arquero Roberto Abbondanzieri –quien frente a Tigre volvió a ofrecerle seguridad al equipo, incluso a pesar de los bajos rendimientos de Julio Cáceres y Gabriel Paletta–, más el equilibrio que aporta Ariel Rosada en la zona media, Boca encontró la forma de disimular sus falencias y acentuar sus aún vigentes virtudes.

–¿Cómo influye en el ánimo del grupo el acercamiento entre Riquelme y Palermo?

–Luego de todo lo que se dijo sobre la mala relación entre Riquelme y Palermo, que dividía al grupo de jugadores que se alineaban detrás de estos referentes, las cosas parecen haber cambiado para bien porque, como dice el dicho, la unión hace la fuerza. Lejos de pelearse, ahora el volante y el delantero se tiran flores, y con ellos bien dentro de la cancha el resto del equipo se contagia positivamente. Al menos eso se pudo ver en las últimas presentaciones y acaso sea una de las claves que ayudaron a Alfio Basile a, después de varios esfuerzos estériles, finalmente encontrar el equipo. Ese que recién mañana podrá repetir por primera vez y, como le gusta decir al DT, de memoria.

–¿Podrán los jugadores de Boca hacer valer su experiencia?

–Si bien River también contará con jugadores que tienen varios superclásicos encima: Ortega, Gallardo, Almeyda y Ferrari, por cómo llegan física y mentalmente los históricos de Boca no deberían tener mayores inconvenientes para inclinar la balanza a su favor. Riquelme parece estar de regreso, enchufado y motivado, Palermo ha mostrado su vigencia tanto en Boca como en la Selección, Battaglia se muestra como buena alternativa por la franja derecha –aunque si no llega al partido porque no se recupera de una sinovitis sería reemplazado por el chileno Gary Medel–, Ibarra volvió a ser frente a Tigre el lateral que el equipo necesita, y Abbondanzieri tendrá una gran oportunidad para demostrar que su partido frente a Tigre no fue una casualidad.

–¿Volverá a ser Gaitán una carta de triunfo?

–Después de su destape en el último partido, el volante, improvisado compañero de ataque de Palermo, se aseguró su lugar entre los titulares, desplazando incluso a los otros delanteros que Basile tiene en el plantel. Su explosión y velocidad, sumado a su claridad para jugar la pelota, puede ser fundamental para abrir la ya golpeada y endeble defensa del conjunto millonario. Eso sí, para que Palermo pueda tener chances claras de gol, Gaitán deberá intentar buscarlo más de lo que lo hizo frente a Tigre, porque en el juego aéreo, a pesar de Cabral, el equipo de Leonardo Astrada suele dar muchas ventajas.

Por Adrián De Benedictis

–¿Por qué puede ganar River?

–Si bien el equipo no está atravesando un presente para el elogio, el factor anímico que significa jugar un Superclásico puede provocar que los protagonistas eleven su rendimiento medio, en busca de un objetivo que pueda descomprimir la situación. Los argumentos futbolísticos que tiene River para ganar un encuentro de esta magnitud son escasos, pero la necesidad urgente de ofrecerle un éxito a su público, y sobre todo ante el máximo rival, puede igualar las virtudes con las que cuenta Boca para afrontar este desafío. En la intimidad del plantel se menciona el enfrentamien- to, como el que puede provo- car el despegue que se espera desde hace tiempo y no todavía no llega.

–¿Qué es lo mejor que tiene el equipo de Astrada?

–Como Rivero no logra exhibir un gran nivel colectivamente, el plantel cuenta con individualidades que pueden volcar la balanza a su favor. Para ello, nombres como Marcelo Gallardo o Ariel Ortega son los que llevarán el peso de la responsabilidad para llegar al éxito. Precisamente, los dos vienen de jugar ante Huracán desde el inicio, y más allá de que fue pequeña, se vio una levantada en su juego. Además, los dos cuentan con el plus de la experiencia: saben lo que significa participar de esta clase de partidos, y también conocen de cerca el hecho de convertirse en figura en estos encuentros tan especiales.

–¿River se conforma con el empate?

–Por lo que viene mostrando en este torneo, un empate no lo ayuda en la única búsqueda que le queda: clasificar a la Copa Libertadores del año que viene. En este aspecto, un punto sería aceptado con agrado sólo si River comienza perdiendo por varios goles y al final termina igualado. De otra manera, no. Encima, para poder enderezar el rumbo en el campeonato el equipo necesita imperiosamente una victoria, debido a que sólo ganó una vez hasta el momento: 4-3 a Chacarita, en la segunda fecha. Una caída justo ante Boca puede desencadenar en cualquier circunstancia, y sobre todo ajena al fútbol.

–¿Quién puede ser la clave?

–Sin duda, por inventiva, dinámica y proyección, Diego Buonanotte tiene una gran oportunidad para finalmente confirmar todo lo que viene prometiendo. El juvenil tiene condiciones para ser decisivo, si se concentra principalmente en recuperar su mejor versión en beneficio de sus compañeros. El domingo pasado ante Huracán sólo falló en la definición de las jugadas frente al arco, ya que cada vez que encaraba por la derecha dejaba a varios rivales en el camino. Si Buonanotte logra tranquilidad en el momento de resolver ante el arquero, River tendrá una carta importante para quedarse con la victoria.

–¿Qué es lo que debe mejorar?

–El aspecto defensivo es donde River viene teniendo inconvenientes, pero ya desde fines del año pasado. En ese sentido, que no le hayan convertido goles ante Huracán es un punto positivo. Pero el técnico Astrada igual cambiará futbolistas en esa zona, y Gustavo Cabral estará desde el comienzo luego de su expulsión ante San Lorenzo. Esta es toda una apuesta del entrenador, teniendo en cuenta que Cabral no estaba exhibiendo un nivel para el aplauso. El que lideró la defensa ante los de Parque Patricios, Matías Almeyda, se adelantará al mediocampo. El otro aspecto que tiene que recuperar River es la aparición sorpresiva de sus laterales en el campo rival, algo que dejó de verse hace rato.

Compartir: 

Twitter

 
DEPORTES
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.