DEPORTES › TIGER WOODS VOLVIó A SER EL NúMERO UNO DEL MUNDO

Recuperó el swing, el cetro y la paz

Con la reconquista del número uno del mundo, el golfista estadounidense Tiger Woods demostró la estrecha conexión que existe entre la vida personal y la profesional, porque no parece casual que su resurrección deportiva haya sido paralela a su reconstrucción sentimental. Al ganar en Bay Hill, el jugador de 37 años recuperó el número uno del ranking mundial de golf, puesto que no ocupaba desde hacía 29 meses –exactamente 877 días–, y puso así fin a un bache al que cayó de golpe cuando se resquebrajó su vida matrimonial.

Un leve accidente de tráfico a finales de noviembre de 2009 desató una cadena de acontecimientos que tumbaron la idílica imagen deportiva y personal de Woods. Salieron a la luz múltiples relaciones extramatrimoniales que le costaron su relación con la modelo sueca Elin Nordregen, madre de sus dos hijos. Se vio obligado a confesar sus problemas de adicción al sexo y su carrera deportiva se desmoronó junto a la sentimental y a su imagen pública.

Después, llegaron las lesiones y los complejos cambios en el swing que ahondaron la crisis. Ya no hay problemas físicos en la rodilla operada, el swing funciona y la vida personal remonta: hace justo una semana confirmó su relación con la esquiadora Lindsey Vonn, la primera oficialmente reconocida desde que se divorció de Nordregen en agosto de 2010.

Siete días después refrendó una resurrección deportiva que comenzó hace un año: Woods también ganó en Bay Hill, lo que supuso su primer título en más de dos años. Se invirtió la tendencia negativa y en los últimos 12 meses y contando el de ayer ganó seis títulos.

“Fue un largo proceso”, dijo el golfista. “Fue duro durante mucho tiempo”, agregó Woods, que llegó a salir del top-50 y dejó un poco huérfano al golf, ahora revitalizado por el retorno al máximo nivel de Woods y la refrescante presencia del joven Rory McIlroy, al que ayer destronó. “Tuve que hacer cambios en el swing, drásticamente diferentes a lo que estaba haciendo previamente. Trabajar para volver gradualmente es algo de lo que me siento muy orgulloso”, dijo el estadounidense al dar un paso más en su regreso al número uno, en el que suma ya 624 semanas, exactamente 12 años.

El regreso no está aún completo. Por delante queda reanudar la interrrumpida carrera hacia el record de 18 “majors” de Jack Nicklaus. Woods, el icónico jugador que revolucionó el golf por su talento y por ser un campeón negro en un deporte de blancos, suma 14. No gana uno de los cuatro títulos grandes desde 2008. Dentro de tres semanas, será el gran favorito en el Masters de Augusta, el escenario de su primer gran triunfo, en 1997, cuando tenía 21.

Compartir: 

Twitter
 

Tiger Woods recuperó el cetro mundial del golf después de 29 meses.
Imagen: AFP
 
DEPORTES
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.