ECONOMíA › EL DOLAR SIGUIO A 3,10; SUBIO LA BOLSA Y LOS BONOS REGISTRARON ALZAS Y BAJAS

Los mercados se tomaron un respiro

El cierre de una semana financiera complicada fue menos estresante. La demanda de dólares se atenuó, pero el Banco Central igual intervino para dejar clavada la cotización. El valor de las acciones aumentó 2,1 por ciento.

Las acciones líderes tuvieron ayer un rebote de 2,1 por ciento, la mayor alza del último mes. Las empresas vinculadas con los commodities fueron las que sostuvieron la escalada del índice MerVal. Las materias primas, en particular alimentos y petróleo, recuperaron parte del terreno cedido a la apreciación internacional del dólar. En la plaza local, la divisa operó con menos fuerza que en la víspera y finalizó al público sin cambios a 3,10 pesos. Los operadores reconocen que la demanda de dólares proviene de inversores institucionales y no de ahorristas privados. De todos modos, el Banco Central debió intervenir para equilibrar el mercado y defender la cotización mayorista actual que, para algunos operadores, está ya en su “techo”. Los bonos siguieron sin encontrar la senda alcista y volvieron a ceder posiciones. En ese contexto, la recompra de bonos que lleva adelante la Secretaría de Finanzas ayuda poco a recuperar el interés de los tenedores, quienes esperan que se incluyan papeles ajustados por CER en la licitación.

La avalancha de fondos que en el último mes se refugió en el dólar por la incertidumbre mundial hizo una pausa esta semana, lo que permitió una recuperación del precio de los commodities. El petróleo y los alimentos se reposicionaron, luego de que la divisa estadounidense se depreció frente al euro. En las últimas semanas, la demanda del billete verde estuvo alentada como cobertura contra la inflación y por especulaciones acerca de que la Reserva Federal (banca central estadounidense) incrementara las tasas de interés hacia fines de este año. El resultado fue un barril de crudo ligero que llegó a perforar el piso de los 100 dólares. Ayer, el precio del petróleo WTI subió a los 101,21 dólares, apuntalado además por la presencia del huracán Ike, que amenaza con interrumpir la producción del fluido en los Estados Unidos.

“En el plano local todo se explica desde la reversión del dólar y el rebote de los commodities”, resumió Mariana de Mendiburu, responsable de Compañía Inversora Bursátil. La suba del crudo se replicó en los papeles de Petrobras, que se alzaron con una ganancia de 9 por ciento, y los de Tenaris, la mayor productora de tubos de acero sin costura para la industria petrolera, que cerró 4,4 por encima de la víspera. Por el lado de los alimentos, Molinos arrojó un rendimiento de 9,2 por ciento.

El desempeño de las firmas llevó al MerVal a terreno positivo, que cerró en 1645,7 puntos. De todos modos, el indicador finalizó la semana con una caída de 1,9 por ciento, mientras que arrastra una pérdida de 7,3 en lo que va del mes, y de 23,4 en el año.

Los bonos tuvieron ayer una jornada con resultados dispares y terminaron la semana sin definir una tendencia. Entre los títulos con mejores rendimientos se destacaron el Par en dólares y el Pro 11, subiendo 2,1 y 0,8 por ciento respectivamente. En tanto, del lado de las pérdidas se anotaron el Boden 2014 y el cupón atado al PIB en pesos, que se retrajeron 3,8 y 1,8 por ciento. En el mercado reconocen “pocas expectativas en la recompra oficial de títulos”. Los inversores preveían que el Estado iba a sacar del mercado los títulos que ajustan por CER (inflación) y de esta manera se quitaba la presión de los tenedores por una mayor transparencia en el índice de precios del Indec. Por el contrario, la absorción se focalizó en especies en dólares. “Si no parece que vayan a regularizar el organismo, no se entiende por qué nos los compran”, aseguró un operador de la city.

El desarme de posiciones hacia bonos más seguros, el denominado “flight to quality”, esmeriló otra vez el riesgo país de la región. El diferencial de tasa entre bonos argentinos y sus similares de los Estados Unidos quedó en 765 puntos básicos, 11 más que el último viernes y 18 arriba de la medición de fines de agosto. El riesgo país para Brasil y México cerraron en 276 y 207 puntos respectivamente.

En la plaza cambiaria, la intervención del Central sí logró amortiguar la tendencia regional de apreciación del dólar. “Si la idea es generar confianza en el mercado no tiene mucho sentido que el Central deje subir el dólar más allá del techo actual”, estimó De Mendiburu. Ayer, hubo desde el inicio un mayor control oficial sobre el valor del dólar mayorista. A pesar de seguir siendo demandado, la entidad que conduce Martín Redrado no permitió sobresaltos y lo mantuvo en una banda que no osciló más de un centavo hasta cerrar en 3,082 pesos. La venta de dólares del BC se verificó apenas arrancó la rueda. El saldo de la intervención redujo el stock de reservas internacionales a 47.002 millones de dólares. “La presión continuó del lado de bancos y empresas, mientras que la demanda del público sigue siendo marginal”, aseguró el titular de ABC Mercado de Cambios, Fernando Izzo. Pero bastó para que las pantallas del microcentro exhibieran un dólar a 3,10 pesos, unos tres centavos encima del viernes de la semana pasada.

Compartir: 

Twitter
 

Las acciones líderes tuvieron un rebote de 2,1 por ciento, la mayor alza del último mes.
Imagen: Guadalupe Lombardo
 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.