ECONOMíA › FUERON VIOLENTADAS DOS COMPUTADORAS EN LA SEDE DEL INDEC

Dos versiones para un policial

Ayer aparecieron tiradas en el piso, sin sus carcazas ni componentes centrales, dos PC en el área del Indec que mide la pobreza. Acusaciones cruzadas entre ATE y las autoridades.

 Por David Cufré

Dos computadoras que estaban en una oficina con llave del séptimo piso del Indec aparecieron ayer tiradas en el piso, “destripadas”, sin la carcaza que las recubre ni los mother –placa madre, que no almacena información pero es un componente central de las máquinas– que tenían instalados. La puerta estaba abierta, aunque no fue violentada, y papeles que había sobre los escritorios aparecieron revueltos. A pesar de la manipulación, los discos rígidos no fueron destruidos. El hecho ocurrió pasadas las ocho de la mañana de ayer y tuvo dos denunciantes con versiones opuestas. Por un lado, las autoridades del organismo dieron inmediata intervención a la policía –ante la comisaría 2ª– y abrieron un sumario interno para esclarecer lo sucedido. El director técnico del Instituto, Norberto Itzcovich, dijo a Página/12: “Acá el perjudicado es el Indec, que es víctima de este ataque”. La comisión interna de trabajadores afiliados a ATE, en cambio, lo interpretó como “otro acto de amedrentamiento” contra ellos y elevó una carta al ministro de Economía, Amado Boudou, reclamando una audiencia urgente.

“Todos los viernes venimos sufriendo distintos hechos de hostigamiento porque nos oponemos a la manipulación y a la patota”, sostuvo en diálogo con este diario Daniel Fazio, de la junta de ATE-Indec. Dijo que se abren sumarios contra trabajadores sin justificación, que se los desplaza de sus funciones o se les niegan beneficios que reciben empleados que no confrontan con la conducción del organismo. El episodio de ayer de las computadoras violentadas lo inscribió en ese marco. Las máquinas se encontraban en el área donde se elabora la Encuesta Permanente de Hogares (EPH), de donde surgen los datos para la medición de la pobreza, la indigencia y el nivel de desocupación, entre los usos más destacados.

Los usuarios de esas PC son dos empleados que se encontraban de vacaciones. Según fuentes de ATE, se trata de dos mujeres con participación activa en ese sindicato. De acuerdo con la otra versión, de funcionarios del Indec, una de las computadoras efectivamente es operada por una afiliada a ATE, pero la otra la utiliza un hombre cercano a ellos que tenía allí información confidencial que alguien pudo haber querido robar. Según estas últimas fuentes, la comisión interna tenía llave de la oficina.

En lo único que coincidieron una parte y la otra fue en la descripción de los hechos: “Las computadoras aparecieron tiradas en el piso, están como destripadas”, señaló la ex directora de la EPH Cynthia Pok, quien conserva su despacho en el séptimo piso del Indec.

“Las computadoras tenían información confidencial y pertenecían a personas que están de vacaciones. Además, están todos los papeles por el piso”, agregó. Según Pok, se trató de un ataque “claramente dirigido” en el marco de un “recrudecimiento del hostigamiento” a trabajadores de ATE-Indec.

“Acá el ataque es al Indec y no-sotros somos los más interesados en que se aclare lo que pasó, por eso lo denunciamos ante la policía y abrimos un sumario interno”, retrucó Itzcovich. “Encontramos las máquinas sin las carcazas y sin los mothers, que valen como 400 dólares cada uno. No sabemos si alguien robó información, que es del Instituto”, remarcó.

–La comisión interna de ATE los responsabiliza. ¿Cuál es su hipótesis de lo ocurrido? –le preguntó Página/12.

–No me corresponde hacer hipótesis, sino dar intervención a la policía para que se abra una causa judicial y ordenar la apertura de un sumario interno.

–¿Le informó al ministro Boudou?

–No tuve oportunidad de hablar con él, porque acompañó a la Presidenta a Brasil.

ATE-Indec le envió una carta al ministro para informarle lo sucedido y reclamarle una audiencia. Fuentes oficiales, en tanto, indicaron que luego de la rotura de las computadoras, la prensa fue informada de inmediato por aquel sindicato, y especularon con que se trató de una maniobra para ganar la atención pública.

Compartir: 

Twitter
 

El DT del Instituto, Norberto Itzcovich, denunció los hechos ante la policía y abrió un sumario.
Imagen: DyN
 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.