ECONOMíA › CONCILIACIóN OBLIGATORIA PARA DESTRABAR EL CONFLICTO ENTRE EL GREMIO DE CAMIONEROS Y SIDERCA

El acero empezó a salir de las plantas

Trabajo laudó y se abre un período de quince días hábiles para solucionar la situación de cinco mil trabajadores en condiciones laborales precarias que prestan servicios a empresas de Techint.

 Por Cristian Carrillo

Para destrabar el conflicto entre el sindicato de camioneros y Siderar por la situación de precariedad de cinco mil transportistas que prestan servicio al grupo Rocca, el Ministerio de Trabajo dictó la conciliación obligatoria. “La medida les da quince días ahora para encontrar una solución, y esperamos que esto sea lo que suceda”, aseguró a este diario un importante funcionario de Trabajo. Las partes estaban citadas para ayer a las 16, pero la conciliación se anunció algunas horas antes, y los directivos de la siderúrgica decidieron no avanzar en la negociación hasta que se acatara la medida. Por la tarde, los camioneros levantaron el bloqueo a las plantas y se acordó un cuarto intermedio hasta el viernes.

Las partes habían arribado a un principio de acuerdo para garantizar el blanqueo de los transportistas que emplea Siderar a través de varias compañías tercerizadas. La empresa se comprometió a fiscalizar el cumplimiento de los contratos de trabajo de los choferes. Sin embargo, no hubo punto de encuentro entre la firma y el gremio por la deuda previsional que existe a la fecha, la cual asciende –de acuerdo con un relevamiento de la propia empresa– a 3,2 millones de pesos. Es por eso que se había pactado un nuevo encuentro, que tuvo lugar ayer en la cartera laboral.

La negociación no lograba destrabarse. Además, el bloqueo de camioneros continuaba generando complicaciones para la industria metalmecánica. Es por esto que Trabajo decidió dictar la conciliación obligatoria por quince días hábiles. La medida, firmada por la secretaria de Empleo, Noemí Rial, reconoce que “no se logró avanzar en una solución que permita dar por finalizado el conflicto”. “La conciliación busca contrarrestar los efectos de posibles desbordes de las partes y la hipotética afectación de intereses de la comunidad”, señala la resolución.

La conciliación se dictó antes de la reunión, pactada a las 16, pero los trascendidos de algunos medios, indicando que continuaba el bloqueo, fueron utilizados por la empresa para dilatar. “Para cuando se pudo establecer que las medidas de fuerza se habían levantado ya no había margen para seguir la discusión”, dijo a Página/12 una fuente de Trabajo. Por la tarde, la actividad de la empresa comenzó a normalizarse y los primeros despachos de acero salieron de las cinco plantas de Siderar, según informó un directivo de la empresa perteneciente al holding Techint. La reunión pasó a un cuarto intermedio hasta el viernes. Continuarán las comunicaciones telefónicas del ministro de Trabajo, Carlos Tomada, con los dirigentes gremiales y los directivos de la empresa, explicó a este diario un colaborador del funcionario.

La conciliación arribó en momentos en que los representantes del sector metalúrgico y de la construcción alertaban sobre la paralización total de sus actividades ante la falta de insumos. A estos se sumaron varias automotrices, entre ellas General Motors, que anunció la posibilidad de suspender a su personal en la planta de Santa Fe.

Compartir: 

Twitter
 

La deuda con el sindicato que lidera Pablo Moyano asciende a 3,2 millones.
Imagen: DyN
 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.