ECONOMíA › LA ENTIDAD ABRE UNA OFICINA EN EL GIGANTE ASIáTICO

El Nación se va para China

El Banco Nación abrirá una oficina de representación en Beijing, China, anunció ayer el titular de la entidad, Juan Carlos Fábrega. El BNA recibió la autorización del Banco Central argentino y la oficina empezaría a operar en menos de cuatro meses. “Tiene como objetivo favorecer el comercio bilateral, encontrar las puntas de exportadores e importadores y facilitar la tarea de la exportación, si hace falta, con crédito”, explicó Fábrega. En su primer año de gestión al frente de la entidad, el funcionario resaltó el liderazgo del Nación en el sistema financiero en materia de depósitos y créditos y en préstamos a las pymes. Además, apoyó el proyecto de ley de Entidades Financieras que fue presentado el año pasado por el diputado Carlos Heller en el Congreso.

En materia de préstamos, la cartera del Nación representaba en 2003 un 14 por ciento del total del sistema, mientras que el año pasado cerró con una participación del 21 por ciento, con más de 43 mil millones de pesos otorgados. De forma similar, los depósitos tanto del sector privado como del público ascendieron en diciembre a 105.423 millones de pesos, un 29 por ciento del total del sistema, cuando en 2003 ese ratio se ubicó en 24 por ciento. Tanto en préstamos como en depósitos, el BNA es líder.

Un punto que se le suele remarcar a la entidad es la colocación de recursos en el sector público. Sin embargo, los números dicen otra cosa. En 2002 los préstamos al Estado superaban los depósitos públicos en la entidad, pero en la actualidad el crecimiento de 1600 por ciento en los depósitos frente a un aumento del 119 por ciento en los préstamos determinó un cambio sustancial en la ecuación. En diciembre, los depósitos del sector público en el BNA superaron los 72 mil millones, mientras que los préstamos se ubicaron por encima de los 20 mil millones.

El Nación ganó 2333 millones de pesos en 2010. Ese resultado se vincula con el rendimiento de los títulos públicos y con la muy baja morosidad que presenta su cartera. El promedio del incumplimiento del sistema es de 2,3 por ciento, mientras que el BNA tiene el 0,7 por ciento. En tanto, los préstamos a las pymes representaron en 2003 el 8 por ciento del total, cuando llegaron al 50 por ciento en 2010. En cambio, el crédito a las grandes empresas cayó del 45 al 20 por ciento. Por otro lado, el BNA ya adjudicó 743 millones de pesos por la línea del Bicentenario, correspondientes a 27 operaciones.

Compartir: 

Twitter
 

 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.