ECONOMíA › LA PRESIDENTA LE RECLAMó AL JEFE DE GOBIERNO PORTEñO POR EL TRASPASO DEL SERVICIO

“Que haga un esfuercito y tome el subte”

La pelea entre el gobierno nacional y el de la Ciudad por la transferencia del subte tuvo un nuevo capítulo. Cristina Kirchner le reprochó la demora a Mauricio Macri. El ministro de Hacienda porteño ofertó marzo para hacer el traspaso, pero bajo otras condiciones.

“Estoy dispuesta a hacerme cargo de todo, pero me parece que es mucho y eso finalmente repercute. Uno no se puede hacer cargo de todo. Así que le pido al jefe de la Ciudad de Buenos Aires a ver si podemos terminar con la transferencia de los subtes, aprovecho este momento para pedírselo encarecidamente. Que haga un esfuercito”, reclamó ayer la presidenta Cristina Fernández de Kirchner. Distendida y de buen humor, la mandataria volvió a cuestionar al gobierno porteño por no concretar el traspaso del servicio de subterráneos y premetro al ámbito de la Ciudad. El gobierno nacional propone que las autoridades porteñas se hagan cargo del subte desde el 1º de enero y ofreció aportar el 50 por ciento de los subsidios durante el primer año. El ministro de Hacienda porteño, Néstor Grindetti, replicó que “existen una serie de temas que se deben abordar entre la Ciudad y la Nación como los subsidios, el patrimonio o las inversiones. Si negociamos todos esos problemas, a partir de la semana que viene estaríamos en condiciones de hacernos cargo en marzo”.

A comienzos de noviembre, el gobierno nacional dispuso la transferencia del control y la fiscalización de las líneas de subte y premetro a la Ciudad de Buenos Aires. La decisión se tomó en el marco de la política de reducción de subsidios. “Quería pedir si podemos hacer esa bendita transferencia, que el subterráneo pase al señor jefe de la Ciudad de Buenos Aires, porque le corresponde a él”, sostuvo ayer la Presidenta en referencia a Mauricio Macri.

La mandataria recordó que el Ejecutivo “se está comprometiendo a seguir pagando la mitad del subsidio hasta el año que viene y a terminar las obras más importantes que se están haciendo en materia de subtes. Así que le pido humildemente como una colaboración y un esfuerzo que este 1º de enero se haga cargo de los subtes. Nada más que eso”. La propuesta del Gobierno está condicionada a la preservación del precio del pasaje en 1,10 peso.

Los parámetros del Ejecutivo habían sido desestimados por las autoridades porteñas, quienes anteayer enviaron una carta al secretario de Transporte, Juan Pablo Schiavi, proponiendo un cronograma de reuniones para tratar distintos temas antes de efectivizar el traspaso. El titular de la cartera de Hacienda porteña evitó dar precisiones sobre la posición de la Ciudad respecto de los subsidios: “Necesitamos analizar cuál es la tarifa de equilibrio entre los subtes y colectivos para ver qué nivel de subsidios son necesarios”, indicó el funcionario. Había una reunión entre las partes prevista para hoy, que se suspendió.

En 2010, la empresa concesionaria Metrovías recibió entre 700 y 750 millones de pesos en subsidios, por lo que el gobierno de Macri debería hacerse cargo de un aporte de 29 millones de pesos por mes en 2012. El subsidio representa 1,6 peso por viaje. Sin la ayuda pública, el precio del pasaje pasaría a 2,7 pesos, según estima Metrovías. El gobierno porteño sostiene que en ese caso el viaje llegaría a 3,40 pesos.

La Presidenta se explayó sobre el tema al hablar en el Salón de las Mujeres Argentinas del Bicentenario de Casa Rosada: “Estoy convencida de que la administración local siempre es mucho mejor que la administración nacional, porque quién mejor que la Ciudad para poder administrar. ¿Alguien imagina que la Secretaría de Transporte de la Nación o la propia Presidenta o el ministro de Planificación Federal pueden estar administrando con eficiencia los subtes cuando tienen que estar con toda la obra de infraestructura de todo el país? Sería absurdo”, insistió.

“Creo que es justicia además para con los otros millones de argentinos que no viven en la Capital Federal y con los cuales hay que ser solidarios. Ellos son muy solidarios con la Capital porque no tienen subte, algunas localidades no tienen ni micros y, sin embargo, están subsidiando un transporte que es único porque solamente está aquí, en Capital Federal”, lanzó la mandataria, quien introdujo el tema luego de recordar que ni ella ni el vicepresidente Amado Boudou podrán tomarse vacaciones este verano por la internación de CFK tras su operación de un carcinoma papilar en la tiroides. “Desde lo de Néstor que no me había podido tomar un solo día de descanso. Pensaba irme a descansar a mi casa, en El Calafate, no me iba a ir a Italia, ni a ningún crucero, ni a ninguna cosa rara. Otros son más suertudos que yo y se van cada tanto de vacaciones. Pero bueno, yo no, yo me iba a ir a pasar esa semanita descansando en El Calafate, que es mi lugar en el mundo”, señaló CFK en referencia a las últimas vacaciones de Macri por el mar Mediterráneo. Cuando el jefe de Gobierno la llamó en octubre para felicitarla por su triunfo electoral, se encontraba en un crucero en Italia.

Compartir: 

Twitter
 

El gobierno nacional pretende que la Ciudad empiece a gestionar el subte a partir del 1º de enero.
Imagen: DyN
 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.