ECONOMíA › LOS DEPOSITOS EN MONEDA EXTRANJERA DISMINUYERON 120 MILLONES DE DOLARES ENTRE EL 25 Y EL 29 DE JUNIO

Siguen en baja, pero a un ritmo cada vez menor

La cifra evidencia una desaceleración respecto de la semana anterior, cuando la caída fue de 274 millones. Desde el 28 de octubre, día previo a que restringieran la compra de divisas, disminuyeron de 14.833 millones a 9001 millones, un 39,4 por ciento.

Los depósitos en moneda extranjera del sector privado disminuyeron 120 millones de dólares entre el 25 y el 29 de junio, según informó ayer el Banco Central. La cifra evidencia una desaceleración respecto de la semana previa, cuando la caída fue de 274 millones. Además, fuentes de la entidad informaron que el drenaje disminuyó aún más en los últimos cinco días. Por lo tanto, cuando el viernes próximo se dé a conocer la pérdida de colocaciones de esta semana, es probable que caiga por debajo de los 100 millones. Desde el 28 de octubre, día previo a que comenzaran las restricciones para la compra de divisas, estos depósitos bajaron de 14.833 millones a 9001 millones de dólares, un 39,4 por ciento.

La restricción a la compra de dólares tuvo dos etapas. El lunes 31 de octubre el Gobierno implementó los primeros controles al introducir un sistema de validación fiscal que obligó a los inversores a justificar con ingresos en blanco las compras de divisas que querían realizar. La medida generó polémica porque en ningún momento se explicitó qué porcentaje del ingreso consideraba la AFIP que se podía destinar a la adquisición de moneda extranjera. Además, muchos ahorristas que tenían depósitos en dólares en el sistema financiero comenzaron a retirarlos por temor a una pesificación. Entre el viernes 28 de octubre y el 30 de noviembre, los depósitos disminuyeron de 14.833 millones a 12.168 millones (-2665 millones). Luego de los temores iniciales, la situación se estabilizó. En diciembre los depósitos subieron 20 millones de dólares y luego se registraron caídas marginales: en enero 145 millones, en febrero 69 millones, en marzo 92 millones y en abril sólo tres millones.

La segunda etapa comenzó a comienzos de mayo, cuando el Gobierno dejó de vender dólares para atesoramiento sin que mediara ninguna nueva norma y desconociendo incluso la propia resolución publicada en el Boletín Oficial el 31 de octubre de 2011, que autorizaba a comprar divisas a aquellos que podían acreditar capacidad económica suficiente en blanco. Este cambio de escenario impactó nuevamente en los depósitos en dólares. Entre el 27 de abril y el 31 de mayo cayeron de 11.875 millones a 10.607 millones de dólares (-1268 millones). En junio la situación fue peor aún: Entre el 31 de mayo y el 29 de junio, las colocaciones se retrajeron de 10.607 millones a 9001 millones de dólares (-1606 millones) debido, una vez más, a los rumores sobre una posible pesificación de los depósitos. Sin embargo, la situación varió sustancialmente entre la primera y la segunda quincena. En los primeros quince días del mes los depósitos bajaron 1168 millones, mientras que entre el 15 y el 29 de junio retrocedieron “apenas” 438 millones.

La desaceleración se debe en parte a que los depósitos son cada vez menores. Por lo tanto, es lógico que el monto total de los retiros vaya disminuyendo, pero el freno responde también a las desmentidas que realizaron los funcionarios oficiales, quienes en todo momento descartaron que se esté evaluando pesificar los ahorros en dólares depositados en los bancos.

El último dato oficial que brinda el Banco Central es del 29 de junio, pero fuentes de la entidad señalaron ayer a este diario que la desaceleración de los retiros continuó durante la última semana. Por lo tanto, es probable que el viernes próximo se informe sobre una salida aún menor, incluso por debajo de los 100 millones de dólares. No obstante, lo que todavía se desconoce es cuál será el impacto que generará en los ahorristas la decisión de oficializar la prohibición para comprar dólares con destino de atesoramiento o adquisición de viviendas. El Banco Central tomó la decisión el jueves. Por lo tanto, si tiene algún impacto en los depósitos recién comenzará a sentirse la semana próxima. En primera instancia, se podría suponer que no debería haber cambios significativos en la tendencia actual porque lo único que hizo la autoridad monetaria fue blanquear una situación que se venía dando de hecho, pero la reacción de los ahorristas es difícil de predecir. Por lo pronto, el Gobierno volvió a dejar en claro en los últimos días que no tiene la intención de pesificar los depósitos privados.

Compartir: 

Twitter
 

Entre el 31 de mayo y el 29 de junio, las colocaciones en moneda extranjera cayeron 1606 millones de dólares.
Imagen: Alejandro Elias
 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.