ECONOMíA › LA PROCELAC PRESENTA UN INFORME SOBRE IRON MOUNTAIN

La trama del lavado y la evasión

 Por Tomás Lukin

En el incendio en el depósito de Iron Mountain se destruyó información vinculada directamente a causas por presunto lavado de dinero contra entidades financieras como BNP Paribas, Banco Patagonia, JP Morgan Chase, Credit Suisse, Banco General de Negocios y HSBC. El informe preliminar de la Procuraduría de Criminalidad Económica y Lavado de Activos (Procelac), que se difundirá hoy, constató 29 investigaciones judiciales en curso por delitos económicos vinculados a clientes de la firma multinacional con documentación afectada en la tragedia del 5 de febrero donde murieron diez personas, entre bomberos y rescatistas.

“List Lavado de Dinero”, “Mov lavado”, “Peatonal Florida”, “AFJP”, “Cablevisión U$S 250.000.000”, “Offshore”, son algunos de los sospechosos rótulos que llevaban las miles de cajas analizadas de acuerdo a los registros entregados por los clientes de Iron Mountain a la Comisión Nacional de Valores (CNV). La Procelac, el organismo que encabeza el fiscal Carlos Gonella, indicó en su informe preliminar que se perdieron también cajas con detalles sobre las transacciones realizadas por el banco BNP Paribas con sucursales de esa entidad en paraísos fiscales como islas Caimán, precisamente el esquema financiero investigado. En total, se perdieron datos de 43 grandes empresas.

En la mayoría de los casos es muy difícil afirmar con precisión la documentación perdida, pero la Procelac denunció la existencia de un posible hecho de corrupción internacional por parte de la constructora Sideco Americana del Grupo Macri. En la información suministrada por la propia firma figura una caja de documentación bajo el código “KN100010183” rotulada bajo la leyenda “Perú (Coima Gral. Egesur Electr.)”.

La investigación consta de once cuerpos de información que posibilitó constatar la destrucción y pérdida de información con valor para causas por presuntos delitos económicos en curso, pero no es posible avanzar hasta que la investigación del siniestro, a cargo de la fiscal Marcela Sánchez, determine e identifique las causales del incendio. No obstante, la Procelac entiende que su actuación es valiosa para futuras investigaciones por delitos económicos ya que evidenció cómo funciona el almacenaje de información sensible por parte de las empresas que pueden ser sujeto de investigaciones.

La mayoría de los allanamientos en causas por lavado de dinero no avanzaron sobre los depósitos de firmas como Iron Mountain o Banks, ni se consulta a esas empresas por los movimientos de cajas entre las fechas de allanamientos. La Procelac incluso sugiere que se redefinan los estándares de guarda y custodia para evitar que siniestros como el acontecido en el depósito de Barracas afecten investigaciones judiciales y la fiscalización de los distintos organismos de control.

Por su parte, Iron Mountain emitió ayer un comunicado donde negó los cargos por presunto lavado de dinero que fueron denunciados por la AFIP. El fisco identificó maniobras financieras sospechosas entre 2007 y 2014 por 17,8 millones de dólares y cuestionó la estructura de propiedad de la firma canalizada a través de firmas radicadas en paraísos fiscales como islas Caimán. La multinacional expresó su “sorpresa” frente a los allanamientos ordenados por la Justicia el jueves.

Compartir: 

Twitter
 

 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.