ECONOMIA

Baja el trabajo informal, pero sigue siendo alto en provincias del Norte

Según el Indec, cayó al 44,1 por ciento en el segundo trimestre. Pero varía entre el 24,9 de la Patagonia y el 50 en el Norte.

El trabajo informal retrocedió 1,7 punto en los últimos doce meses, del 45,8 por ciento del segundo trimestre de 2005 al 44,1 por ciento en igual período del corriente año, informó el Instituto Nacional de Estadística y Censos. Esta baja se dio al mismo tiempo y en la misma magnitud que la desocupación, que se retrajo entre los mismos períodos del 12,1 por ciento al 10,4 por ciento. No obstante, la baja del trabajo informal se aceleró durante la primera mitad de este año, ya que en el último cuarto de 2005 los asalariados sin descuento jubilatorio alcanzaban al 45,5 por ciento de los empleados.

El organismo presentó el informe sobre Indicadores Socioeconómicos, en el cual dio un detalle de la desocupación, subocupación y empleo según edades y sexo en los 28 aglomerados urbanos en los que se realiza la encuesta. Así, mientras en la ciudad de Buenos Aires la tasa de informalidad alcanza al 33 por ciento, en los partidos del conurbano bonaerense se elevó al 48,8 por ciento. En el Gran Tucumán-Tafí Viejo se registra uno de los más altos índices de asalariados sin descuento jubilatorio, en una proporción del 50,9 por ciento.

En declaraciones a la prensa, el ministro de Trabajo, Carlos Tomada, explicó que “la inspección del trabajo había desaparecido en Argentina. Había doce inspectores para todo el país, no había procedimientos”. En los últimos años, “lo que se ha venido haciendo es construir la inspección del trabajo: pasamos a tener 400 inspectores y fortalecimos las delegaciones del Ministerio de Trabajo en todo el país”, sostuvo. Tomada señaló con respecto al trabajo en negro que “en algún momento esto pareció bueno”, pero “no es bueno: es condenar al presente y al futuro a miles de trabajadores a que no tengan jubilación y salud”.

En tanto, un reciente informe de esa cartera dio cuenta de que en lo que va del año se fiscalizaron 83.674 empresas, con unos 262.900 empleados. De ellos, el 24,5 por ciento estaban “en negro”. Según el informe del Ministerio de Trabajo, entre 2003 y 2004, el 25 por ciento de los empleados que estaban de manera irregular normalizaba su situación tras las inspecciones.

En cuanto a la información suministrada ayer por el Indec, se destaca que del total de personas con ingresos, el 75,5 por ciento son asalariados. Del total de la población ocupada, el sector “servicios” concentra el 27,9 por ciento, mientras que el sector “comercio, restaurantes y hoteles” aglutina otro 23,2; un 14,6 por ciento se desempeña en la industria manufacturera y 10,3 por ciento en el área de Finanzas, Seguros, Inmobiliario y Servicios Empresariales. En el servicio doméstico se ocupa un 7,6 por ciento y en la construcción, el 8,2 por ciento.

Por regiones estadísticas, los mayores indicadores de asalariados sin descuento jubilatorio se registran en el Noroeste, con el 50,5 por ciento, y en el Nordeste, con el 50,1. En la región patagónica dicha proporción apenas alcanza al 24,9 por ciento. Cabe destacar que en la mayor parte de las provincias del Sur la principal fuente de trabajo, por lejos, es el sector público (provincial y municipal).

Compartir: 

Twitter
 

En la ciudad de Buenos Aires la informalidad es del 33 por ciento.
SUBNOTAS
 
ECONOMIA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.