ECONOMíA › MORENO QUIERE DESIGNAR AL DIRECTOR DEL ORGANISMO

Una obsesión llamada Indec

El secretario de Comercio Interior lanzó al economista Daniel Carbonetto como aspirante a la jefatura del Instituto. El Gobierno corregirá el resultado de marzo de la canasta básica alimentaria.

 Por David Cufré

“A Miceli le pasan los elefantes por delante de la nariz y no hace nada”, se quejó Guillermo Moreno en diálogo con un economista este fin de semana. “No tenemos el control del Indec”, agregó, antes de comparar al organismo con “un nido de víboras”. Para el secretario, la central de estadísticas está dominada a izquierda y derecha por estructuras que conspiran contra la política económica. Esa maquinaria, a su entender, fue la que infló el resultado de la canasta alimentaria de marzo, que arrojó una suba de 3,6 por ciento. Moreno culpa a la ministra por esa situación, por no animarse a encarar una reestructuración profunda del Instituto. Su análisis no toma en cuenta las sospechas contra el Gobierno por manipular los informes del Indec. Es más, en los próximos días luchará para designar a un nuevo director, en lugar del “interino” Mario Krieger. A algunos amigos ya les confesó que le gustaría ver allí al economista Daniel Carbonetto.

El Indec quedó nuevamente bajo todas las miradas luego de informar que la canasta alimentaria aumentó en marzo 3,6 por ciento, cuatro veces más que la inflación promedio y también cuatro veces más que el rubro que la nutre: Alimentos para consumir en el hogar. El Gobierno denunció que esa diferencia es injustificable y anticipó que el resultado será corregido, pues es evidente que “hay un error”. En off the record, voceros oficiales cargaron contra funcionarios del organismo por “dibujar el número” hacia arriba. Y prometieron que habrá una auditoría interna para determinar responsabilidades.

Por ahora, no hubo respuestas a la acusación desde el interior del Indec. Es probable que pasado mañana el Ministerio de Economía anuncie que la canasta alimentaria en realidad subió entre 0,6 y 0,8 por ciento en marzo, según trascendió, pero que nunca quede claro ni la metodología que arrojó 3,6 ni la que entregue el nuevo resultado. Incluso si el Gobierno da explicaciones para el cambio, no podrá evitar que el episodio erosione todavía más la confianza en la información que entrega el Indec.

Al revisar los resultados de los últimos seis meses, surge que la diferencia entre el rubro Alimentos para consumir en el hogar y el valor de la canasta alimentaria nunca fue tan marcada como entre el 0,8 y el 3,6 por ciento de esta oportunidad. En febrero, la relación fue 0,5 contra 0,8 por ciento, respectivamente; en enero fue 2,1 contra 2,6; en diciembre, 1,8 contra 2,8; en noviembre, 1,5 contra 2,0; en octubre, 1,5 contra 0,9, y en septiembre, 0,8 contra 0,1. Incluso en abril del año pasado, para tomar el factor estacional de las Pascuas, Alimentos para consumir en el hogar aumentó 1,6 por ciento y la canasta alimentaria 1,8.

Con tanta atención puesta en los resultados de la inflación y en los de la canasta alimentaria, que determina la línea de la indigencia, es llamativo que ni Miceli ni Moreno hayan detectado el error a tiempo. Y que se le haya pasado a la responsable del Indice de Precios al Consumidor, Beatriz Paglieri, designada por ellos en reemplazo de Graciela Bevacqua, lo que desató la polémica por la intervención del Gobierno en el Indec. Con visión conspirativa, trabajadores del Instituto arriesgan que fue un error autoinfligido, para justificar una intervención lisa y llana del organismo.

En ese sentido, Moreno no toma en cuenta la crisis de credibilidad en las estadísticas oficiales desde que el Gobierno empezó a reemplazar a funcionarios y metodologías de cálculo en enero pasado. Considera que el problema del Indec son los agentes que operan contra la política económica, que Miceli no termina de neutralizar. Se refiere a trabajadores vinculados a partidos de izquierda, que son quienes salen a la calle a hacer las encuestas, que supuestamente alterarían los resultados para mostrar una realidad más oscura. Y a personal jerárquico que ingresó en el Indec bajo la tutela del cavallismo y de las usinas del pensamiento ultraliberal, como FIEL o el CEMA.

Para el secretario, hay que ir a fondo. Cuando Lelio Mármora renunció a la dirección del Instituto a mediados de marzo, vio una oportunidad para nombrar a su sucesor. Ya en ese entonces postuló a Carbonetto, pero Miceli logró bloquear su ingreso. Argumentó que la reacción contra el Gobierno hubiera sido demasiado intensa. Recomendó mantener a Krieger, quien era el segundo de Mármora, y finalmente Kirchner le dio la razón. Sin embargo, el decreto de la designación aclara que el funcionario ocupa la dirección en forma “transitoria”.

Hubo otra oportunidad en que Moreno ofreció a Carbonetto para un cargo público: como titular del Oncca, el organismo regulador del mercado de carnes, en reemplazo del expulsado Marcelo Rossi. Sin embargo, también fue vetado. El secretario de Comercio le tiene gran confianza y sigue insistiendo para que llegue al Indec.

Miceli diseñó otro plan, mucho menos belicoso. Pretende convocar a concurso para renovar el plantel de directores de área y los cargos inferiores, y al mismo tiempo llamar a expertos con alta reputación en materia de estadísticas para que avalen el trabajo del Indec. Esa propuesta, sin embargo, hasta ahora no prosperó. Moreno insiste en que de ese modo no se logrará cambiar el funcionamiento interno de la entidad.

La ministra sabe que tiene que convivir con Moreno, porque Kirchner no hará cambios en un área tan sensible antes de las elecciones, pero le gustaría avanzar hacia una política más sofisticada de administración de precios, con una estructura estatal más amplia y menos personalismos. El secretario, por su parte, confía en que le ganará la pulseada a la inflación. La pregunta es si alguien seguirá creyendo en el índice que la mide.

Compartir: 

Twitter
 

“No tenemos el control del Indec”, se lamentó Guillermo Moreno ante un economista de su confianza.
Imagen: DyN
 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.