EL MUNDO › RECIBIó SALUDOS DE DILMA Y SARKOZY

Lula cumplió setenta

El ex presidente brasileño Luiz Inácio Lula da Silva cumplió ayer 70 años pero sin clima para festejos debido a los sondeos que dan cuenta de una fuerte caída en su nivel de popularidad, arrastrado por la crisis que afecta al gobierno de su partido y a la clase política brasileña en general.

Voceros del Instituto Lula dijeron que quien fuera jefe de Estado entre 2003 y 2010 no tiene previsto participar en ninguna celebración por su aniversario y que lo conmemorará tan sólo con sus familiares.

El Instituto limitó la conmemoración a publicar en las redes sociales copias de los mensajes de felicitación recibidos por Lula, entre ellos uno de su sucesora y ahijada política, la presidenta Dilma Rousseff. También fueron destacados los mensajes del ex presidente francés Nicolas Sarkozy; del secretario ejecutivo de la Comisión Económica de las Naciones Unidas para Africa; Carlos Lopes, del director general de la FAO, José Graziano; del cantautor brasileño Chico Buarque y de algunos ministros y gobernadores brasileños.

El clima de festejo fue aguado el lunes, en vísperas del aniversario, por la publicación de una encuesta del Instituto Ibope que muestra que el porcentaje de electores que dice que en ninguna hipótesis votaría por Lula para presidente subió desde el 33 por ciento en mayo del año pasado hasta el récord del 55 por ciento este mes. El sondeo también indicó que el porcentaje de electores dispuestos a darle un nuevo mandato cayó desde el 33 por ciento en mayo de 2014 hasta el 23 por ciento este mes, que contrasta con la popularidad récord del 87 por ciento que tenía cuando entregó el cargo en enero de 2011.

La imagen del ex mandatario ha sido golpeada por la crisis económica y política que enfrenta Brasil, con Rousseff en niveles mínimos de aceptación y el país en recesión, y por el gigantesco escándalo de corrupción en la petrolera estatal Petrobras. Algunos de los coletazos de las investigaciones por corrupción han salpicado a Lula y a miembros de su entorno íntimo.

Este lunes, la Policía Federal registró la sede de las empresas de uno de los hijos del ex gobernante, Luis Claudio Lula da Silva, en una operación contra sospechosos de crímenes fiscales. Las agentes responsables por la operación aprehendieron documentos con la intención de determinar la legalidad de un pago por unos 1,45 millón de dólares que una de esas empresas recibió por supuestos servicios a una consultora bajo sospecha. Ello debido a que la consultora investigada es acusada de haber intermediado el pago de sobornos para que el gobierno postergara los descuentos tributarios que favorecían a fabricantes de automóviles. Igualmente ayer la Fiscalía admitió que investiga por el mismo caso al ex jefe de Gabinete de Lula Gilberto Carvalho.

Otro colaborador de Lula en la mira de la Policía es el productor rural José Carlos Bumlai, acusado de haber intermediado por empresarios investigados por corrupción y de haber pagado por costosas reformas en la casa de otro hijo del ex gobernante. El propio Lula está siendo investigado por supuesto tráfico de influencias.

Compartir: 

Twitter
 

Lula celebró en familia su cumpleaños número 70.
 
EL MUNDO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.