EL MUNDO › IRAN CAMBIO SU POSTURA NUCLEAR FRENTE A EUROPA, RUSIA Y LAS NACIONES UNIDAS

Ahora negociamos, mañana no, pasado sí

La tensión nuclear entre Occidente e Irán bajó ayer después de que Mahmoud Ahmadinejad, nuevo presidente iraní de línea dura, anunciara nuevas iniciativas negociadoras a Gran Bretaña, Francia y Alemania, pero no está claro si esto no es una táctica dilatoria de Teherán.

 Por Anne Penketh*

Irán evitó ayer una crisis con Occidente después de que el presidente iraní ofreciera nuevas iniciativas negociadoras a tres países europeos para poner fin a una confrontación nuclear. El último ofrecimiento del nuevo presidente de línea dura ocurrió mientras la junta de gobernadores de monitoreo nuclear de la ONU estaba debatiendo cómo responder al desafío iraní a Francia, Gran Bretaña y Alemania. La reanudación del trabajo de Irán en una planta nuclear con la clara intención de enriquecer uranio, un primer paso a la posible producción de armas nucleares, instó a los tres países europeos a llamar a una reunión de emergencia.
El presidente Mahmoud Ahma-dinejad, hablando después de una llamada telefónica del secretario general de la ONU, Kofi Annan, dijo: “Tengo nuevas iniciativas y propuestas que presentaré después de que mi gobierno entre en funciones”. Pero también dijo que su país no había hecho nada ilegal al reabrir las instalaciones en Isfahan el lunes. El delegado en jefe de Irán a la Agencia Internacional de Energía Atómica en Viena señaló que su país no revertiría su decisión de reanudar sus actividades nucleares. Aun antes de la intervención de Ahmadinejad, los 35 miembros de la junta de la AIEA se habían preparado para emitir sólo una advertencia a Irán, y es improbable que recomienden llevar ya el caso al Consejo de Seguridad de la ONU.
El jefe de la AIEA, Mohamed el Baradei, dijo que la junta “pediría a Irán que reconsiderara su decisión para aclarar parte de la suspensión”, bajo la cual Teherán había suspendido voluntariamente el enriquecimiento de uranio en noviembre mientras continuaban las conversaciones con la UE. Se espera que el directorio de la AIEA concluya su reunión hoy o mañana. Varios miembros no nucleares de la junta ven la postura de Irán con cierta disposición favorable en cuanto tiene el derecho a desarrollar energía nuclear con fines pacíficos. “Llegarán a un acuerdo con el mínimo común denominador y mantendrán la puerta abierta para otra reunión”, dijo un diplomático.
El presidente Ahmadinejad ayer bajó el tono de la crisis dado que tanto Irán como los europeos estaban buscando una salida digna, ya que ambos lados tienen interés en continuar con las negociaciones. Antes de la reunión de la junta, Rusia, que está abasteciendo a Irán con un reactor de agua liviana, instó a Teherán a que detuviera el trabajo de enriquecimiento de uranio, mientras Francia apelaba a las autoridades iraníes a seguir conversando con la UE.
Los diplomáticos dicen que al reabrir las instalaciones de Isfahan, Irán todavía estaba al comienzo de una larga cadena de actividades y que todavía había lugar para negociar. El país ha congelado el 95 por ciento de su capacidad de enriquecimiento de uranio manteniendo a su planta de Natanz en estado de suspensión. Sin embargo, Europa y Estados Unidos permanecen desconfiados de que Irán, que tiene enormes reservas petroleras, pueda sentirse inclinado a desarrollar un programa de armas atómicas. Irán ocultó su programa nuclear a la AIEA durante 18 años, motivando a los europeos a buscar sólidas garantías de que cualquier acuerdo sobre el ciclo de combustible nuclear no pueda ser desviado a la construcción de armas.
Un disidente iraní que ayudó a descubrir el programa oculto de Irán en 2002 dijo ayer que Irán había fabricado hasta 4000 centrifugadoras capaces de enriquecer uranio para poder hacer armas. Alireza Jafarzadeh dijo que las centrifugadoras, que no fueron declaradas a la AIEA, están listas para ser instaladas en Natanz, 450 kilómetros al sur de Teherán. Un vocero de la AIEA, Melissa Fleming, dijo que la agencia estaba tomando “en serio” el argumento e investigará “si encontrara algo creíble contenido dentro”. Pero tales afirmaciones inflamatorias tienden a surgir en tiempos difíciles tales como las reuniones de directorio de la AIIEA, y a menudo no son investigadas.

* De The Independent de Gran Bretaña. Especial para Página/12.
Traducción: Celita Doyhambéhère.

Compartir: 

Twitter
 

Iraníes en Austria con pancartas de Maryam Radjavi, jefa del Consejo Nacional de Resistencia.
 
EL MUNDO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.