EL PAIS › PROTESTAS DE LOS METRODELEGADOS Y DE LA UTA POR LA INDEFINICION DE LA PARITARIA

Cinco días de huelga en el subte

Los metrodelegados anunciaron un paro durante el fin de semana. La UTA lo hará del lunes hasta el miércoles. Macri insiste con que la Ciudad no es competente. El gobierno nacional anticipó que descontarán los subsidios de los días de paro.

 Por Werner Pertot

Cinco días. Ese es el tiempo que durarán los paros sumados de los dos sindicatos del subte. Los metrodelegados anunciaron que harán huelga desde el viernes a las 21 hasta el domingo a las 23, mientras que la UTA hará un paro de tres días a partir del lunes si no se resuelve la paritaria. Ante esto, el jefe de Gobierno, Mauricio Macri, aseguró que “no es autoridad competente”. El secretario de Transporte, Alejandro Ramos, le reclamó “voluntad política para dar respuesta a los trabajadores”. También advirtió que si hay días de paro los descontarán de los subsidios que envían a Metrovías. La empresa sostiene que tiene un déficit de 50 millones de pesos por mes y hay rumores de que podría caerse la concesión.

La paralización del subte nuevamente torna urgente una solución para el conflicto entre los dos gobiernos por el traspaso. ¿Qué puede ocurrir? Los distintos actores políticos, empresariales y sindicales que consultó este diario ven dos posibilidades: un acuerdo político que destrabe la controversia que comenzó el año pasado o bien una opción más drástica, la caída de la concesión de Metrovías. En ese caso, el subte, en teoría, deberá volver a la Ciudad, que es la que lo administraba antes del contrato de 1993. Esta posibilidad es incluso admitida por voceros de Metrovías, aunque niegan que la estén evaluando por el momento.

La empresa del grupo Roggio plantea que de los 30 millones que transfiere el gobierno nacional por mes, hay 16 que van a una cuenta en el Banco Nación que el gobierno porteño se niega a enviarles. También indican que, según el acta-acuerdo que firmaron en enero, la Ciudad debía poner otros 30 millones, pero en lugar de eso Macri aumentó la tarifa a 2,50 pesos. Esto llevó a un descenso del 20 por ciento de la cantidad de pasajeros. El último mes, en lugar de los 30 millones que debía aportar la Ciudad, recaudaron 23 millones. “Todos los meses faltan entre 7 y 8 millones de lo que había comprometido la Ciudad”, informaron. Los voceros de Metrovías sostienen que necesitan 110 millones mensuales para operar, de los que 76,6 son para salarios. Actualmente –según afirma la empresa– recaudan entre 60 y 65 millones por mes.

Los metrodelegados recuerdan que Metrovías tuvo años de bonanza. “No puede decir que no tiene plata. ¿Qué hizo estos años? Reculan cuando tienen que poner plata de su bolsillo. Están acostumbrados a vivir de subsidios del Estado”, advirtió Néstor Segovia a Página/12.

Por cinco días locos

Al paro de la UTA anunciado de lunes a miércoles de la semana próxima, la Asociación Gremial de Trabajadores de Subterráneo y Premetro (AGTSyP) sumó ayer una medida de fuerza durante el fin de semana. “Queremos molestar a los usuarios lo menos posible”, advirtió el secretario general, Norberto Pianelli. “Nadie puede permitir que haya cinco días de paro. Alguien tiene que levantar el teléfono. Si no, el domingo anunciaremos más medidas”, indicó Segovia. En tanto, el titular de la UTA, Roberto Fernández, les dio un ultimátum a los dos gobiernos para que resuelvan el conflicto. “Si la empresa se llega a retirar, se tiene que hacer cargo la Ciudad. ¿Por qué no le dan una solución?”, preguntó Fernández.

Ante este escenario de cinco días de huelga, el secretario de Transporte, Alejandro Ramos, advirtió que “lo que nosotros vamos a hacer es: si hay paros, vamos a descontar proporcionalmente los subsidios que estamos dando”. “Los trabajadores lo que piden es la responsabilidad del jefe de la Ciudad”, interpretó. “Nosotros no somos autoridad competente”, se desentendió Macri. “Este es un tema de la concesionaria Metrovías y del Ministerio de Trabajo de la Nación, como fue la última vez, cuando se firmó un acuerdo transitorio, que por algo lo hicieron en el Ministerio de Trabajo”, remarcó el jefe de Gobierno. “Si ellos no quieren seguir haciéndose cargo de este servicio conforme a lo que tienen firmado con Metrovías, nosotros estamos para colaborar, pero dentro de la ley y la Constitución”, sostuvo el líder de PRO, que reclama miles de millones de pesos antes de aceptar lo que firmó en el acta-acuerdo de enero.

“La gestión de Macri tiene ejemplos contundentes de abandono”, lo cruzó el ministro de Trabajo, Carlos Tomada, quien ya dijo que no piensa volver a intervenir en las paritarias. “No sólo por los cortes de luz que sufrió la Ciudad por falta de pago, también a lo que pasó con la basura hace poco tiempo, o por la desidia que muestra con respecto al resto del transporte”, insistió Tomada. “Hay millones de pesos depositados por el Estado nacional en una cuenta para que Macri se la transfiera al prestador del servicio y no lo hace porque no se quiere hacer cargo”, remarcó.

La vicejefa María Eugenia Vidal desconoció la existencia de esa cuenta en una carta que le envió a Segovia. En la misiva –que difundió por Facebook y Twitter– la funcionaria macrista le aseguró al gremialista que “no existen fondos depositados por la Nación a favor del Gobierno de la Ciudad para hacerse cargo del subterráneo, ni para hacer frente al aumento salarial. No existe una cuenta abierta a nombre del Gobierno de la Ciudad, ya que nadie puede abrir una cuenta en nombre de otro”. “Intimo a usted y a sus representados a abstenerse de realizar declaraciones injuriosas para con el Gobierno de la Ciudad”, decía la carta.

“No mencionó en la carta que hay un acta-acuerdo que tiene que cumplir. Sbase (la empresa estatal del subte) tiene una gerencia que controla a Metrovías que nunca puso en funcionamiento y dejó caer todos los trenes”, apuntó Segovia. Vidal también acusó al gobierno nacional de promover el conflicto. “Hay una decisión de la Presidenta para que la Ciudad no tenga autonomía económica: nos sacan subsidios de la luz, la policía de los hospitales, nos quiere tirar el subte por la cabeza”, enumeró la vicejefa, quien pidió dialogar sobre las inversiones. “Fui personalmente a sentarme a hablar con Macri y no me recibió”, retrucó el secretario de Transporte nacional. “Hay un acta firmada con los puntos que él pidió, le entregué los vagones, están llegando más –insistió Ramos–. Espero que Macri reflexione y tome la decisión de ponerse a trabajar.”

Compartir: 

Twitter
 

Los metrodelegados Beto Pianelli y Néstor Segovia anunciaron ayer la medida de fuerza para el fin de semana.
Imagen: DyN
SUBNOTAS
 
EL PAIS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared