EL PAíS › ENTRE CRíTICAS DE LA OPOSICIóN Y LA DEFENSA DEL OFICIALISMO

El vice en medio del debate

Solá afirmó que Boudou “no está para gobernar”, mientras que Stolbizer consideró que “le hace mucho daño a la Presidenta y a la Argentina”. “Hay declaraciones que expresan inmadurez republicana”, retrucó Domínguez.

Lejos de los primeros mensajes de acompañamiento a Cristina Fernández, dirigentes de la oposición empezaron a lanzar sus críticas al gobierno nacional y puntualmente al vicepresidente, Amado Boudou, a cargo de la presidencia. “Si Boudou va a gobernar, es como si yo quisiera nadar bajo el agua durante varios largos”, ironizó el massista Felipe Solá, quien mandó al vice a “andar en moto”. El sindicalista de la Uatre Gerónimo Venegas consideró que “los próximos 50 días de la Argentina van a ser complicados”. Una postura similar adoptó la líder del GEN, Margarita Stolbizer. Desde el oficialismo salieron a responder las declaraciones tanto el jefe de Gabinete, Juan Manuel Abal Medina, como el ministro del Interior y Transporte, Florencio Randazzo; el presidente de la Cámara de Diputados, Julián Domínguez, y el diputado Carlos Kunkel, entre otros. “Hay declaraciones que expresan inmadurez republicana”, replicó Domínguez. El jefe de Gobierno porteño, Mauricio Macri, cambió de postura y criticó a Solá para diferenciarse del massismo: “Fue una humorada que no sé si en este momento corresponde”, sostuvo.

Mientras la Presidenta se recupera de su operación en la Fundación Favaloro, la oposición fue abandonando el clima de concordia para avanzar con sus cuestionamientos al kirchnerismo. El más duro fue el diputado Felipe Solá, candidato a renovar su banca por el Frente Renovador, quien dijo que el vicepresidente “está para andar en moto, no para gobernar”, en referencia a una foto donde se lo vio a Boudou en una moto en Brasil, el día en que se anunciaron los 30 días de reposo para la presidenta. “¿Se puede tener un vicepresidente como éste? ¡Por favor!”, exclamó, alarmado, el ex gobernador bonaerense y con ironía llamó a “hacer una campaña que se llame ‘una oportunidad para Boudou’”. Solá relató que su jefe político, el intendente Sergio Massa, les pidió “bajar un cambio” y aunque van a continuar con la campaña lo van a hacer “con una sensibilidad distinta”.

La diputada Margarita Stolbizer también apuntó contra el vicepresidente a cargo del Ejecutivo: “Es una figura que le hace mucho daño a la Presidenta y a la Argentina”, dijo y consideró que la jefa de Estado “no” debe estar “tranquila” con que él esté al mando. “Esta ausencia transitoria de la Presidenta provoca mucha zozobra, porque ella concentró mucho todas las decisiones y el poder dentro del Gobierno y es un gobierno que prácticamente no tiene gabinete”, remató. Para el sindicalista duhaldista Gerónimo Venegas, “lo peor que puede ocurrir en el peronismo es el vacío de poder y lo peor que le puede ocurrir a la República es que quienes deben conducir sus instituciones se encuentren cuestionados en su integridad y reputación”.

Quienes prefirieron evitar la confrontación en el momento delicado para la salud de CFK fueron Hermes Binner y también Mauricio Macri. La “gran tarea que debe realizar ahora la oposición es acompañar en un momento tan difícil que vive el país”, sostuvo el ex gobernador de Santa Fe, quien pidió ser “fieles a la defensa de la vida”. Casi en la misma línea, Macri llamó a la dirigencia política a ser “moderados” y tener “cuidado institucional”. Inclusive cuestionó a Solá porque su afirmación “en este momento no corresponde”, cuando días atrás él mismo había dicho que “Boudou no tiene mucha autoridad moral” para asumir la presidencia.

En ese sentido, desde el kirchnerismo, Abal Medina consideró que Macri sostiene que se puede “violar la Constitución por la sospecha mediática que le asigna a nuestro vicepresidente, cuando él mismo sigue ocupando su cargo estando procesado por la Justicia”. “Después de treinta años de democracia, lo mejor que podemos hacer los argentinos es respetar la Constitución nacional”, aseguró Domínguez. “No hay ninguna duda sobre la figura del vicepresidente”, agregó Randazzo, citando el artículo 88 de la Carta Magna. Kunkel salió directamente al cruce de Solá: “Seguro que añora las siete veces que se paseó en un carro tirado por caballos en la Sociedad Rural”, cuando fue funcionario del menemismo. El diputado del FpV señaló que “en su juventud repetía frases del Mayo Francés, ahora repite consignas de la más rancia oligarquía”.

Compartir: 

Twitter
 

Amado Boudou encabezó un acto en Córdoba acompañado por el secretario legal y técnico, Carlos Zannini.
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.