EL PAIS

Un repudio a Lopérfido

La semana pasada el ministro de Cultura porteño, Darío Lopérfido, pretendió dar por terminado de forma unilateral el conflicto que lo tiene como protagonista desde que puso en duda, en declaraciones públicas, la cifra de detenidos-desaparecidos durante la última dictadura militar, al afirmar que el número se había arreglado en una mesa chica para cobrar subsidios. “Asunto terminado”, dijo el director artístico del Teatro Colón durante la presentación del Plan Joven de dicha institución. Pero ayer a la noche, el sector de la cultura que viene pidiendo su renuncia y que hace unas semanas acompañó a los organismos de derechos humanos a manifestárselo a Horacio Rodríguez Larreta, se presentó en la puerta del teatro para decirle que está equivocado: el asunto no está terminado. En una nueva acción de repudio, se concentraron en las escalinatas del teatro, que inauguraba su temporada lírica, y repartieron a los asistentes un volante con sintético pero claro mensaje: “Darío Lopérfido. Persona no grata para la cultura. Seguimos exigiendo su renuncia”. Si bien las reacciones de quienes asistieron a la gala fueron variadas, los trabajadores de la cultura fueron determinantes: “Vinimos a manifestarnos para decirle a la comunidad que este tema no puede abrir y cerrarse caprichosamente y que le damos a Rodríguez Larreta todas las oportunidades que sean necesarias para que repiense su decisión porque, tal como se le transmitió oportunamente en la audiencia que nos concedió, tarde o temprano Lopérfido va a redundar en este tipo de declaraciones vergonzantes y eso recaerá sobre su gestión”, manifestó a Página/12, único medio presente, el director y dramaturgo Juan Pablo Gómez. La acción ocurrió luego de que artistas y organismos de derechos humanos declararan al funcionario como persona no grata en actividades culturales y relacionadas con la Memoria, Verdad y Justicia. También unos días después de que el ministro volviera a manifestarse en su muro de Facebook sobre el tema, en respuesta a una serie de columnas de opinión que el dramaturgo y actor Rafael Spregelburd publicó en el diario Perfil. “Nos resistimos al intento y a la operación de Lopérfido de querer encerrar la discusión con uno sólo de nosotros, Rafael Spregelburd, solo porque tiene una columna en un diario y mayor visibilidad. La realidad es que el problema el ministro lo tiene con todo el sector cultural que quiere su renuncia, y va a seguir exigiéndola”, sentenció Gómez, que aseguró que en los próximos días continuarán las acciones de este tipo, “hasta que Lopérfido renuncie”.

Compartir: 

Twitter
 

 
EL PAIS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2018 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.