EL PAIS › ROBLEDO TRATO DE JUSTIFICAR UNA REUNION CON INTEGRANTES DEL PARTIDO DE BIONDINI

Dos neonazis sueltos en la Rosada

El secretario de Juventud aseguró que nunca invitó a los dirigentes de Bandera Vecinal. Sin embargo, ellos lo desmintieron y en las fotos oficiales se ve que estuvieron en la reunión de juventudes encabezada por Marcos Peña y Carolina Stanley.

En la cabecera de la mesa, Gastón Gama y Gabriel Kotler, jóvenes neonazis de Bandera Vecinal.

“No vamos a ser fanáticos, queremos convocar a todos”, anunció orgulloso Pedro “Piter” Robledo el 10 de diciembre pasado, el día en que Mauricio Macri asumió la presidencia y lo designó en el cargo de subsecretario nacional de Juventud. Y Robledo, un joven de palabra, cumplió su promesa con lealtad y patriotismo: llevó a dos militantes neonazis a compartir una reunión en Casa Rosada junto al jefe de Gabinete, Marcos Peña, la ministra de Desarrollo Social Carolina Stanley y una veintena de dirigentes juveniles de distintos partidos políticos. Tras el escándalo, Robledo culpó ayer a las personas de recepción que los dejaron pasar y emitió un comunicado repudiando “las ideologías que discriminan”. Sin embargo, tanto el apoderado del partido neonazi Alejandro César Biondini como Gastón Gama, uno de los dos jóvenes que participaron del encuentro, desmintieron esa versión y relataron que fueron invitados personalmente por el subsecretario.

Ayer debía ser uno de los días más importantes para Robledo y la subsecretaría de Juventud: Macri junto a Stanley, el ministro de Trabajo, Jorge Triaca y el de modernización Andrés Ibarra, anunciaron el lanzamiento del Plan Nacional de Juventud. Pero la novedad de la jornada quedó empañada, no por el error de Macri de dar por aprobada la ley de primer empleo cuando ni siquiera comenzó su tratamiento, sino por la presencia de los jóvenes neonazis el día anterior en la Casa de Gobierno. Gama y Gabriel Kotler, integrantes del partido Bandera Vecinal, se sentaron en la cabecera de una larga mesa, junto a jóvenes de la UCR, el peronismo, el Frente Renovador, el Partido Socialista, la Coalición Cívica, entre otros. En el otro extremo estaban Peña y Stanley. Las fotos del encuentro fueron tomadas por los fotógrafos oficiales y difundidas institucionalmente por el Gobierno.

Según relataron Biondini y Gama, desde el partido Bandera Vecinal se contactaron con Robledo al tomar conocimiento de que se realizaría la reunión para conformar una mesa nacional de juventudes. El funcionario, presidente de la Juventud PRO a nivel nacional, no los atendió en el momento pero luego les devolvió la llamada telefónica. “Sí, les pedimos disculpas por no haberlos invitado. Por favor vengan el jueves a las 14 horas a Casa Rosada que ahí se hace el encuentro”, relató Biondini que les dijo Robledo. Gama y Kotler se presentaron a la hora y la fecha señalada, se anunciaron en recepción pero no figuraban en la lista de invitados. “Pregunté, dije que había hablado con él, y lo llamaron a Piter por teléfono. Entonces él me puso de manera manual en la lista y me hizo pasar. No hubo ningún problema”, detalló Gama al portal BigBangNews. Todos las personas que deseen ingresar a la Casa Rosada deben anunciarse en la entrada y no son habilitados sin autorización expresa de alguna autoridad.

Durante la reunión los neonazis intervinieron en dos oportunidades, se presentaron como miembros del partido “Bandera Vecinal, un partido nacionalista”. Pidieron que en la próxima elección se haga un plebiscito para reimplantar el servicio militar obligatorio, lo que no fue recibido con buenos ojos por la mayoría de los participantes. Biondini contó que al terminar la reunión, Robledo se acercó y les pidió disculpas porque “fue todo muy desprolijo” y les dio el contacto con Guido Fernández Peralta, segundo de la subsecretaría. “A la noche hubo una especie de presión especialmente de sectores vinculados con el kirchnerismo diciendo ‘cómo puede ser que los hayan invitado’ y ante la presión y, evidentemente, una cuestión de falta de manejo institucional, Robledo dice ‘yo no los invite’”, se quejó ayer Biondini, en declaraciones radiales.

En el comunicado difundido por el Gobierno Nacional, Robledo sostiene que Gama y Kotler “se identificaron como representantes de un partido vecinalista” y “en ningún momento se revelaron como pertenecientes” a Bandera Vecinal. Además, insistieron en que no fueron invitados a participar pese a que los dejaron ingresar. “La convocatoria a la reunión se realizó con el espíritu de reunir a referentes de distintos partidos políticos, en sintonía con la premisa del presidente Mauricio Macri de unir a los argentinos”, se justificó el subsecretario y concluyó: “La mesa de juventudes apunta a celebrar la diversidad de pensamientos y opiniones siempre y cuando construyan más y una mejor democracia”.

En las redes sociales circularon ayer miles de mensajes condenando el hecho, además de las fotos del líder de Bandera Vecinal, Alejandro Carlos Biondini, (padre del apoderado del partido) haciendo el saludo nazi. En su cuenta de Facebook, Gama tiene entre sus libros favoritos Mein Kampf, de Adolf Hitler, entre otra literatura a favor del máximo responsable del Holocausto judío.

Compartir: 

Twitter
 

 
EL PAIS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared