EL PAíS › ADMITIO HABER COBRADO EN TELEVISION

Los dólares de Telleldín

 Por Raúl Kollmann

Carlos Telleldín ratificó que el juez Juan José Galeano le pagó 400.000 dólares a cambio de señalar una foto del ex subcomisario Raúl Ibarra, un hombre vinculado al otrora poderoso comisario Juan José Ribelli. “El que no declaraba y no reconocía la foto seis (la de Ibarra) quedaba imputado y preso. Esa era la condición. O sea que la foto seis era sagrada”, dijo anoche el principal imputado en la causa en una entrevista televisiva. Aunque ambos datos fueron en su momento adelantos de Página/12 –tanto el pago como que se había pactado señalar la foto de Ibarra–, ésta es la primera vez que Telleldín lo dice públicamente. Ahora habrá que probar si es verdad lo que señala. Respecto a que le dieron el dinero por declarar, parece haber abundantes pruebas, pero la visión de un video grabado por el propio juez Galeano en abril de 1994 muestra a un Telleldín bastante espontáneo señalando la foto de Ibarra. La entrevista de anoche igualmente muestra el oscuro trasfondo de la causa AMIA.
Telleldín mantuvo el valiosísimo diálogo televisivo con los periodistas Daniel Tognetti y Rolando Graña del programa “Punto.doc”. El aspecto clave es lo relacionado con los policías bonaerenses, Ibarra y Ribelli.
–Los fiscales me dijeron que ellos ya tenían todo, nombre, apellido, y yo tenía que marcar la foto número seis. Yo la seguridad nunca la tuve, no estoy muy seguro de que sea el que vino a buscar la camioneta porque lo vi de atrás. Es parecido. Le había puesto Diego de la Vega (a Ibarra), por el bigote. Entonces me dijeron que todos teníamos que reconocer a Diego de la Vega, o sea la foto número seis.
–Pero eso no tenía nada que ver con la verdad –dijeron los periodistas.
–La verdad acá no importa. ¿De qué verdad me estás hablando, si realmente no hubo ninguna verdad desde el primer día? Yo te hago una encuesta acá adentro en Devoto. De cien presos a los que les ofrezcas dinero, echarle la culpa al policía enemigo tuyo y te dan la libertad, vamos a ver cuántos aceptan. El 99 por ciento. Uno busca la libertad de cualquier forma y a mí me la habían prometido.
Todas las partes consultadas coincidieron en que en la entrevista da la impresión de que Telleldín permanentemente mezcla mentiras y verdades. Por ejemplo, en un tramo ratifica lo que dijo en su primera declaración, que dio la camioneta a un tal Ramón Martínez, con acento extranjero, posiblemente peruano, ecuatoriano o colombiano. Pero cuando “Punto.doc” le señala que eso es contradictorio con sus otros dichos, de que entregó la camioneta a los policías, sale del paso con un “bueno, ése es otro tema”.
En otro tramo sostiene que “pudieron haber dos motores”. Esto significa que el atentado se hizo con una camioneta que hasta ahora no se conoce bien y que alguien tiró el motor de Telleldín entre los restos de la AMIA sólo con el objetivo de incriminarlo. Esta versión tendría un problema: dos peritajes dicen que hay restos del explosivo en el motor, o sea que estuvo en la explosión. De todas maneras, la clave es si a Telleldín le pagaron los 400.000 dólares para marcar una foto que ya le habían mostrado con anterioridad y que la operación fue hecha para encontrar culpables del ataque, en este caso Ribelli y los policías bonaerenses. Los defensores de Galeano y el propio juez siempre negaron que se haya pagado: será muy grave si se comprueba que mintieron. Queda la cuestión del reconocimiento de la foto. El interrogante es si Telleldín la marcó porque Ibarra estuvo allí recogiendo la camioneta, o si todo fue un pacto con el magistrado.

Compartir: 

Twitter
 

 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.