EL PAíS › HIGHTON DE NOLASCO SE DEFENDIO EN LA COMISION DE ACUERDOS

“Nunca violé ningún tipo de derecho”

La candidata del Gobierno para la Corte Suprema respondió más de 120 preguntas en una audiencia pública en el Senado. Dijo que nunca cuestionó la legislación argentina sobre el aborto.

Por Eduardo Tagliaferro y Felipe Yapur

“Los que tenemos más de 60 años, vivimos más de un gobierno de facto. Yo no me fui del país, fui juez y trabajé a favor de los litigantes. Nunca nadie dijo que violé algún tipo de derecho. Si todos nos hubiéramos ido del país, no sé qué hubiera ocurrido”, respondió Elena Highton de Nolasco en la audiencia pública en la que se enfrentó con más de 120 preguntas y algunas impugnaciones a su postulación como futura integrante de la Corte Suprema. Su participación en la Justicia durante la última dictadura fue tal vez uno de los puntos más difíciles que tuvo que sortear la candidata propuesta por el Ejecutivo. “No tengo afinidad con nadie”, respondió ante una capciosa pregunta de la menemista salteña Sonia Escudero. “Los senadores no estamos en condiciones de mirar la paja en el ojo ajeno si no somos capaces de mirar la viga en el nuestro”, comentó un legislador del oficialismo sobre el pasado de Nolasco en los años de plomo. Por cierto, lo hizo luego de hacer un repaso de todos los actuales legisladores que de una u otra manera dieron su respaldo al régimen militar.
La presidencia del debate y de la Comisión de Acuerdos, encargada de emitir dictamen, estuvo en manos del riojano Jorge Yoma. Antes de dar paso a las preguntas, Yoma destacó “la prudencia de los fallos” de Nolasco, así como que “su situación patrimonial e impositiva no tiene la más mínima objeción”. Las principales críticas contra Nolasco partieron de un artículo en una publicación académica, del cual sus impugnadores extraen una supuesta definición de la candidata a favor del aborto y, por añadidura, en contra de los derechos del niño.
Además de estos dos puntos, la magistrada respondió muchas preguntas en las que se le pedía opinión sobre temas de doctrina y también sobre casos hipotéticos. En todos los casos, Nolasco mostró solvencia y también cierto manejo de la dialéctica. Por momentos supo esquivar los temas, en otras ocasiones terminó respondiendo cuestiones ajenas a las preguntas y en ciertas respuestas se excusó de profundizar para evitar posibles recusaciones futuras ante casos que pudieran llegar a sus manos. Por ejemplo, cuando habló del corralito financiero.
El Salón Azul es uno de los lugares más elegantes de la Cámara alta. Es el punto de paso entre el Senado y Diputados. Está debajo de la cúpula que caracteriza al edificio del Congreso, de la que cuelga una monumental araña de hierro fundido y cristal. La sala estaba colmada y las tres horas que duró la audiencia fueron por momentos un tributo al tedio. Llamó la atención la ausencia de senadores. Luego del comienzo protocolar, Scioli, que no es senador, se retiró a su despacho.
Las opiniones que se le cuestionan a Nolasco las formuló en una publicación titulada “La salud, la vida, y la muerte” que escribió en el año 1993 para la revista Derecho Privado y Comunitario. Según las entidades que formularon impugnaciones en el artículo –como la Asociación Defensa Profamilia y la Corporación de Abogados Católicos–, Highton de Nolasco habría opinado en forma confusa en torno de la constitucionalidad del derecho del no nacido. “Nunca dije que era inconstitucional ninguna legislación argentina referida al aborto”, respondió la candidata.
“Es un despropósito cuestionar a una jueza por una opinión en una publicación académica”, confió a Página/12 un legislador del oficialismo, muy conforme por el desempeño de la candidata. La misma Nolasco no ocultó su alegría por cómo se había desarrollado la audiencia. La candidata superó todos los obstáculos, incluso alguna zancadilla de la salteña Escudero, que habló de quienes opinan que la Corte tiene que tener afinidad con el Ejecutivo. “No tengo afinidad con nadie”, respondió Nolasco, sin caer en la trampa. Su postulación llegará al recinto el próximo 9 de junio. Lo hará junto con el pliego de Esteban Righi, a quien el Gobierno propone como nuevo procurador general de la Nación.

Compartir: 

Twitter
 

A Highton de Nolasco se le reprochó su participación en la Justicia durante la dictadura.
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.