EL PAíS

La causa por espionaje político en Trelew no avanza por las chicanas

El juez de Rawson, Hugo Sastre, había realizado un nuevo llamado a indagatorias, pero los defensores de los marinos implicados volvieron a presentar una serie de recusaciones que echaron todo atrás. En medio apareció el ex abogado de Menem Oscar Salvi.

 Por Werner Pertot

La causa por el espionaje político de la Armada en la Base Almirante Zar de Trelew sufrió un nuevo traspié tras el nuevo llamado a indagatorias que había hecho el juez federal de Rawson Hugo Sastre. Su Señoría fue recusada por los defensores de los marinos que debían compadecer, entre los que ahora se encuentra el ex abogado de Carlos Menem Oscar Salvi. El también ex juez de la dictadura defiende a uno de los principales imputados, el capitán de navío Gustavo Leopoldo Ottogalli, subsecretario de Relaciones Institucionales de la Armada. Sastre, que ya rechazó dos de los planteos, podría convocar nuevamente a indagatorias para fin de mes. “Se trata de claras maniobras dilatorias. Estos abogados se pasan de chicaneros”, sostuvo una alta fuente de los tribunales de Rawson.

La causa comenzó con una denuncia al CELS del cabo Carlos Alegre, que pertenecía al equipo de inteligencia pero se negó a hacer espionaje ilegal. Cuando se conoció el caso, fueron pasados a disponibilidad el director de Inteligencia Naval, contraalmirante Pablo Rossi, y el contraalmirante Eduardo Avilés, el ex número tres de la Armada.

La causa ya pasó por tres jueces. El primero, Jorge Pfleger, ordenó allanamientos a las bases de Almirante Zar y de Puerto Belgrano. El segundo juez, Luis López Salaberry, logró indagar a siete imputados pero la causa se frenó por una presentación de la Armada. Los planteos se repitieron con el nuevo llamado a indagatoria que hizo el juez Sastre. Además de Ottogalli, las citaciones incluían a otros altos mandos de la zona, los capitanes de navío Jorge Alberto Janiot y Félix Médici.

El 2 de octubre, horas antes de la primera indagatoria el defensor de Médici recusó a Sastre por una declaración que apareció en el diario Chubut. “Lo tergiversaron al juez. Sacaron algo que él no había dicho”, sostuvo una fuente de la causa. A este pedido se sumó el abogado Guillermo Hervida, que defiende a los marinos de menor grado implicados.

Cuando el juez resolvió rechazar estas dos recusaciones, Salvi presentó una nueva. El defensor de Menem en la causa por contrabando de armas y ex juez federal en la dictadura intervino en el caso de espionaje cuando debía ser indagado Ottogalli. El abogado presentó una recusación, en la que argumenta que Sastre prejuzgó en el llamado a indagatoria. En rigor, tras analizar la extensa prueba documental de la causa, el juez señaló que “se han realizado actividades de inteligencia interna prohibidas y fuera de las competencias específicas asignadas por la ley a la Dirección de Inteligencia Militar”. “Es prácticamente un procesamiento”, consideró Salvi, en diálogo con Página/12. “Ese argumento es parte de las razones por las que hace el llamado a indagatoria”, retrucó una fuente de la causa.

Sastre analizaba la recusación. “Los planteos son absurdos y sólo buscan dilatar el avance de la causa”, opinaron fuentes judiciales, y señalaron que el juez rechazaría ambos planteos. Y pronto volverá el desfile de uniformes por los tribunales.

Compartir: 

Twitter
 

El ex director de Inteligencia Naval, contraalmirante Pablo Rossi pasado a disponibilidad.
Imagen: Gentileza Diario La Jornada de Trelew
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.