EL PAIS

El Movimiento por Buenos Aires, otro frente progre para el 2007

Motorizado por el diputado Claudio Lozano, ayer se reunió a puertas cerradas para discutir una propuesta común. Estuvieron funcionarios porteños, el socialista Polino y Carlos Heller.

 Por Miguel Jorquera

Sobre el cierre del año empiezan a perfilarse las diferentes alternativas que se desplegarán ante los habitantes de la ciudad de Buenos Aires en las elecciones de 2007. Ayer, el Movimiento por Buenos Aires realizó una “reunión cerrada” en la que un amplio abanico de dirigentes de centroizquierda empezó a discutir una propuesta común para la ciudad, que varios de los participantes quieren transformar en un frente electoral que dispute la Jefatura de Gobierno. La iniciativa impulsada por el diputado y dirigente de la CTA Claudio Lozano reunió desde referentes sociales, religiosos y sindicales hasta ministros de la gestión de Jorge Telerman, pasando por dirigentes kirchneristas, socialistas y comunistas. Aunque una parte de ellos tiene más dudas que certezas sobre la posible confluencia en una misma coalición electoral, la mayoría considera necesario consensuar políticas que “completen la autonomía porteña”.

La reunión fue en el porteño Casal de Cataluña y a puertas cerradas, según el acuerdo sellado por los propios participantes. En su análisis del contexto porteño, Lozano le puso un piso al debate que dejó incómodos a algunos dirigentes que se sumaron a la convocatoria. “Debilitamiento de la participación ciudadana y el fracaso de la centroizquierda en el gobierno de la ciudad”, reza el encabezado del documento que discutieron los participantes y que pretende sintetizar una propuesta común en tres etapas.

La primera propone elaborar antes del 27 de abril de 2007 una “carta popular” que refleje las preocupaciones ciudadanas a través de la realización de diez encuentros temáticos y quince reuniones comunales. La segunda establece un año más de plazo (abril de 2008) para “consolidar movimientos” por tema y por comunas que defiendan las propuestas. La tercera es temporalmente previa y la denominaron “escala”: las elecciones porteñas. Allí proponen “alentar una síntesis electoral democratizando la decisión sobre las candidaturas” con el sistema de internas abiertas.

La discusión giró en torno de los ejes de autonomía; planeamiento y desarrollo urbano, perfil productivo y ambiental de la ciudad; educación, cultura, salud y seguridad, y la reforma política y del Estado porteño. El paper contenía desde la “estratificación socio-económica” de la ciudad hasta las principales preocupaciones de los ciudadanos porteños, divididas por comunas y por barrios. El “ranking de las prioridades” barriales la encabezan la seguridad, la higiene, la pavimentación, el tránsito vehicular y la iluminación, aunque el orden varía según los barrios. En el ámbito más amplio, si bien se mantienen las demandas barriales, adquieren mayor relevancia temas como indigencia y pobreza, transporte, educación, desocupación y salud pública.

Asistieron, entre otros, el cooperativista Carlos Heller –que también trabaja en una propuesta política, el Diálogo por Buenos Aires, junto al diputado Miguel Bonasso y el ex jefe de Gobierno Aníbal Ibarra–; dirigentes de la CTA como Pablo Michelli y Fabio Basteiro; Humberto Tumini, por la agrupación Libres del Sur (que reúne a varias agrupaciones kirchneristas); el socialista Héctor Polino y el legislador comunista Marcos Wolman. Además de organizaciones sociales, vecinales, religiosas, culturales y de derechos humanos.

Pero no todos los que comprometieron su presencia estuvieron. Mientras que otros que tenían dudas, como los radicales ligados a Margarita Stolbizer, terminaron dando el presente en el encuentro. En la lista de quienes pegaron el faltazo está el propio Telerman –que le había comunicado a Lozano su deseo de participar–, aunque tres de sus ministros (Silvana Giudici, Gabriela Cerruti y Roy Cortina) fueron de la partida. Tampoco estuvieron los legisladores nacionales del ARI, a pesar de que María América González y Delia Bisutti participaron de las reuniones preparatorias. Ausencias que varios de los presentes vincularon a la interna porteña y las “presiones de Lilita”.

Compartir: 

Twitter
 

Claudio Lozano, Jorge Telerman, Carlos Heller y Héctor Polino buscan coincidencias.
 
EL PAIS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.