SOCIEDAD › MARIA RACHID ANUNCIO LA CONFORMACION DE UN ESPACIO POR LA IGUALDAD, CON PROYECCION

El lanzamiento de la mesa redonda

En el Teatro ND/Ateneo, la dirigente de la Falgbt lanzó la Mesa Nacional por la Igualdad y contra la Discriminación. Se trata de un espacio donde recoger demandas de todo el país y articularlas con políticas públicas. Amplia asistencia al acto.

 Por Soledad Vallejos

Ante una sala repleta, María Rachid sonrió nuevamente al recordar la flamante ley de matrimonio igualitario que rige en Argentina. La acompañaban referentes y activistas de colectivos trans, de personas viviendo con VIH, de migrantes, de pueblos originarios, entre otros. Rachid anunciaba formalmente el lanzamiento de la Mesa Nacional por la Igualdad y contra la Discriminación, un espacio desde el que procura “articular con diferentes sectores y movimientos sociales” para recoger demandas de todo el país y proponer políticas públicas ad hoc. “Queda por delante la lucha por la ley de identidad de género y la de atención sanitaria para las personas trans. Falta una nueva ley antidiscriminatoria. Ya hay un proyecto que tiene media sanción de (la Cámara de) Diputados. Esperemos que antes de fin de año ya esté sancionada. Falta que efectivamente tengamos educación sexual para decidir, anticonceptivos para no abortar y aborto legal para no morir”. La primera batalla viene marcada, en cierta forma, por el calendario: “Falta que dejemos de conmemorar el Día de la Raza y destruyamos los monumentos a genocidas”. Las próximas semanas tienen por misión lograr que “celebremos la diversidad étnica y construyamos respeto por la diversidad religiosa”, empezando por una nueva denominación para el 12 de Octubre.

Mientras la tarde caía sobre el centro porteño, el Teatro ND/Ateneo se llenaba de referentes y activistas de comunidades que, en algunos casos, se vinculaban por primera vez con sectores de la diversidad sexual en términos políticos. Colectividades de migrantes y pueblos originarios poblaban la platea, desde la cual se veía la proyección de una seguidilla de recortes de prensa contando el proceso que resultó en el matrimonio igualitario. En los preparativos, Claudia Castro, referente de la ONG La Fulana, bailó unos pasos de la cumbia que amenizaba la espera, mientras Alex Freyre y José María Di Bello, llegados en representación de la Red de Personas Positivas (que reúne a personas que viven con VIH), saludaban a la dirigente trans María Pía Baudracco y la dirigente de Ammar Graciela Collantes. En las primeras filas, en medio del clima festivo, se iban acomodando el director del Inadi, Claudio Morgado, y representantes de algunas delegaciones provinciales, el secretario de Gabinete, Oscar González, entre otros que también sumaban a diputadas y diputados (Juliana Di Tullio, María Teresa García, Dante Gullo, María José Lubertino). Las bandejas del primer piso se llenaban, también, con veteranos de Malvinas, integrantes del Campamento TOAS (Teatro de Operaciones del Atlántico Sur), que se encuentra en Plaza de Mayo.

“Hace algunos años, el movimiento de la diversidad sexual trabajaba solamente contra la represión policial, primero porque eso es acuciante para lesbianas, gays y travestis. Pero además porque no había esperanzas de conseguir otros derechos”, sintetizó Rachid antes de definir el matrimonio igualitario como “un avance cultural importante, de efectos territoriales y jurídicos amplios”. Pero eso, insistió, además de un logro es, para ella, un punto de partida. Habiendo “colectivos que ven vulnerados sus derechos por prácticas discriminatorias –dijo–, debemos impulsar políticas sociales de promoción de la igualdad que van desde iniciativas de reparación simbólica hasta el desarrollo de institucionalidades y legislación”. Poco después de ese anticipo, el jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, subió al escenario y dijo que, si la única manera de avanzar en derechos de minorías es “ser consecuente y machacar, machacar y machacar”, Rachid tiene experiencia. “Porque es como Fred Astaire con zapatos de golf zapateando arriba de un huevo.”

Compartir: 

Twitter
 

Junto a la dirigente María Rachid hubo referentes y activistas de todo tipo, género y color.
Imagen: Jorge Larrosa
 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2018 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.