SOCIEDAD › CUARENTA AñOS DE PRISIóN A UN HOMBRE QUE VIOLó Y PRENDIó FUEGO A UNA NIñA

Inédita condena por aquel día de horror

El hecho ocurrió en Bahía Blanca en 2008, cuando una nena de 10 años fue atropellada por un auto. El conductor la levantó, la llevó a un descampado, la violó y le prendió fuego. Ella sobrevivió. Ayer fue condenado a cuarenta años de reclusión.

Dos años pasaron del calvario al que sobrevivió una niña, en ese entonces de 10 años, que fue atropellada, luego abusada sexualmente y por último rociada con combustible y quemada en la localidad bonaerense de Coronel Dorrego. Ayer, la Justicia condenó al hombre responsable de esos atropellos a 40 años de reclusión, ya que lo encontró culpable de los delitos de “abuso sexual con acceso carnal agravado en concurso real con homicidio criminis causa en grado de tentativa”. La sentencia fue dictada por el Tribunal Oral en lo Criminal 1 de Bahía Blanca, que declaró al acusado, además, como reincidente, “con lo cual no se le podría otorgar la libertad condicional. Esto endurece el fallo aún más”, informaron a Página/12 fuentes de la fiscalía. El condenado ya “había recibido una sentencia de tres años de prisión en 2001 por un intento de violación en la localidad de Coronel Suárez, pero estuvo en la cárcel 10 meses y luego se le otorgó la excarcelación. También en 2007 se realizó una denuncia en su contra por un episodio similar hacia una menor en la ciudad de Monte Hermoso”, relató la misma fuente.

Los jueces Mario Burgos, Hugo De Rosa y Enrique Montironi, del Tribunal Oral de Bahía Blanca, resolvieron condenar a Mauro Emiliano Schechtel, un plomero y gasista matriculado de 30 años, a 40 de reclusión por haber abusado sexualmente de un niña y luego haberla incinerado “para asegurarse la impunidad del hecho”, explicó la fuente de la fiscalía. A ese hecho sucedido en la tarde del 18 de junio de 2008, la nena sobrevivió y logró recuperarse de las quemaduras que afectaron el 60 por ciento de su cuerpo y las heridas sufridas por el ataque.

El fiscal Sebastián Foglia había solicitado 35 años de prisión para Schechtel, “teniendo en cuenta que era el máximo contemplado en la escala de prisión”, explicaron desde la fiscalía. Pero la abogada Adriana Domizi, representante legal de la niña, “tomó el máximo computando en la escala de la reclusión, que es de 40 años. Los jueces lo tomaron de la misma forma y por eso otorgaron la misma cantidad años” que lo requerido por la querella, aclaró la fuente, en relación a la diferencia de años solicitados.

La tarde del episodio, la niña se dirigía en una bicicleta al club Independencia de la localidad de Coronel Dorrego para practicar básquet, cuando fue atropellada por un Renault 12 en el que viajaba el plomero, quien la subió al vehículo, la amordazó y la ató con una cinta de embalar. Luego, el sentenciado se dirigió a la ruta 72, a unos 12 kilómetros de la ciudad, la llevó hasta un descampado y abusó sexualmente de ella. Después del ataque, la víctima se desmayó y el hombre tomó un bidón, la roció con combustible y la prendió fuego. Herida y con quemaduras en casi todo su cuerpo, la niña recuperó el conocimiento y se arrastró unos 350 metros hacia la ruta, donde fue vista por un camionero que la auxilió.

El testimonio de la víctima fue muy importante para esclarecer el hecho. “En el traslado al hospital –de Bahía Blanca–, la niña describió el vehículo con el que fue secuestrada y dio algunos datos del hombre”, indicó la fuente. “El hecho fue totalmente esclarecido en las diez primeras horas de haber sucedido, porque esa misma madrugada se allanó el lugar donde paraba el hombre, se requisó el auto y se secuestró una serie de elementos, como ropa, que dieron positivo con el perfil genético de la menor”, contó. Todo esto permitió una resolución rápida de lo sucedido.

Las pericias psicológicas realizadas a Schechtel confirmaron que el plomero “tiene una estructura del tipo sádica, perversa y pedófila”, aseveró a este diario la fuente. Esto último fue solicitado por la defensa de Schechtel para que se tomara como atenuante en la responsabilidad del hecho, señaló. Además, “en los alegatos la defensa dijo que no puede haber una condena mayor a 25 años de prisión, y solicitó el cambio de calificación de tentativa de homicidio agravada a simple, porque consideró que no estaba probado que la intentó matar para ocultar el delito”, informaron desde la fiscalía.

Compartir: 

Twitter

El condenado Mauro Emiliano Schechtel es un plomero y gasista matriculado, de 30 años.
Imagen: Télam
 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.