SOCIEDAD › LANZAN HOY UNA CAMPAñA PARA QUE ENTRE LAS ADOLESCENTES EL EMBARAZO SEA PRODUCTO DE UNA ELECCION

Una movida para desterrar algunos mitos

La Fundación de Estudios e Investigación de la Mujer y Unicef inician hoy en los lagos de Palermo una campaña para desterrar mitos sobre el embarazo en adolescentes. Distribuirán un folleto informativo y un preservativo. La acción finalizará en Tecnópolis el 26.

 Por Mariana Carbajal

Casi siete de cada diez adolescentes que dan a luz en el país, no buscaron el embarazo, según datos oficiales del Ministerio de Salud de la Nación. Con ese telón de fondo, hoy se lanzará durante la celebración del Día del Estudiante en los bosques de Palermo –y también en otras ciudades de distintas provincias–, una campaña que pone el foco en el derecho de las y los adolescentes a decidir si quieren o no ser madres o padres y cuando. Se trata de una iniciativa de la Fundación de Estudios e Investigación de la Mujer (FEIM), con el apoyo de Unicef, y consiste en la distribución de un “test de no embarazo”, que incluye un folleto informativo que apunta a desterrar mitos, y un preservativo masculino. La acción terminará en Tecnópolis el 26 de setiembre, Día de la prevención del embarazo no planificado.

“El objetivo es que las y los adolescentes sepan cómo tomar decisiones libres e informadas acerca de ser madres y padres”, señaló a este diario la epidemióloga Mabel Bianco, directora de FEIM.

Cada día nacen alrededor de trescientos bebés de madres menores de 20 años en Argentina. La mayoría de esos embarazos se produce sin planificarse. La investigación “Situación de salud de [email protected] adolescentes en la Argentina”, del Programa Nacional de Salud Integral en la Adolescencia, mostró que en 2012, el 68 por ciento de las adolescentes que se convirtieron en madres ese año no buscaron serlo. “En Argentina, el porcentaje de recién nacidos de madres adolescentes respecto al total de nacimientos no ha tenido mayores variaciones, y se mantiene en valores cercanos al 15 por ciento en las últimas dos décadas. Sin embargo, el análisis global del país no da cuenta de la desigualdad entre las provincias, ya que el porcentaje de embarazo en adolescentes supera al promedio nacional en provincias como Formosa, Chaco, Misiones y Catamarca”, advirtió en diálogo con Página/12 Zulma Ortiz, especialista en Salud de Unicef (ver aparte).

La caja del test, similar a la de una prueba de embarazo tradicional, contiene un “prospecto” con información sobre sexualidad y embarazo en la adolescencia, además del preservativo. El prospecto se centra en los derechos sexuales y reproductivos de adolescentes y en los falsos mitos que circulan, indicó Bianco. “Por ejemplo, aun se cree erróneamente que en la primera relación sexual no puede producirse el embarazo aunque no se utilice protección. También se señala que la responsabilidad del cuidado para evitar el embarazo y las infecciones de transmisión sexual es compartida entre mujeres y varones”, agregó.

–¿Por qué cuesta tanto bajar la tasa de embarazo en adolescente? –preguntó Página/12 a Bianco.

–Porque la educación sexual integral todavía no llega a todas las escuelas; porque los servicios públicos de salud siguen rechazando y negando atención a las adolescentes en los servicios de salud sexual y reproductiva con distintas excusas: que vayan acompañadas por un adulto, que lleven autorización de los padres y otras. También porque la falta de incentivos sobre su futuro, especialmente por la pobreza y la poca o nula oferta de trabajo, son los principales factores por ejemplo en las adolescentes “ni-ni”, de los cuales entre el 70 y 80 por ciento son mujeres y el embarazo es su destino.

La campaña comienza hoy con la distribución del Test de No-Embarazo durante los festejos del día del estudiante en Palermo y también en algunas provincias, de la mano de grupos juveniles de la Red Nacional de Jóvenes y Adolescentes para la Salud Sexual y Reproductiva (RedNac). Durante toda la semana, además, se publicarán mensajes en las redes sociales de FEIM y Unicef. También se replicarán una serie de video realizados por un grupo de youtubers para compartir sugerencias e ideas sobre el tema con sus seguidores más jóvenes.

“Ser mamá o papá es una decisión importante en la vida y lo mejor es que no ocurra sin haberlo planificado. La maternidad temprana puede afectar la salud de la madre y el bebé. También pone en riesgo la escolaridad de las chicas y por lo tanto su desarrollo futuro. La maternidad y paternidad en la adolescencia ocurre por múltiples factores sociales, familiares y personales. Uno de los más importantes es la falta de información adecuada sobre la sexualidad y cómo protegerse. Esta iniciativa tiene el objetivo de acercar información para que adolescentes mujeres y varones puedan ejercer su derecho a decidir si quieren (o no) tener hijos, cuántos y cuándo”, precisó Bianco.

Esta campaña se realiza en el marco de la Iniciativa 10 x 10 que impulsa Unicef en Argentina para mejorar la salud de adolescentes en el país. Los preservativos que se distribuyen gratis fueron facilitados por la Dirección de Sida del Ministerio de Salud de la Nación.

Bianco destacó que “el embarazo en adolescentes es el resultado de múltiples factores, que a su vez se potencian, por ejemplo muchas adolescentes “ni-ni” son las responsables de cuidar a sus hermanos, ocuparse de las tareas de la casa: cocinar, lavar, porque las mamás trabajan fuera y son el sostén económico. Muchas de estas chicas eligen ser madres para salir de esas condiciones. También en muchos casos la sociedad, la familia y los servicios de salud las empiezan a considerar cuando se embarazan, esto las ratifica en la necesidad de ser madres para “ser consideradas”.

–¿Qué mitos todavía circulan entre adolescentes en torno a la prevención de un embarazo?

–Las y los adolescentes tienen poca y muchas veces “mala” información sobre métodos anticonceptivos y obviamente menos sobre cómo actúan, por eso se mantienen mitos como “la pastilla del día después es abortiva”, “si te lavás después de la relación sexual no te embarazás”, “la primera vez, no podés quedar embarazada”, entre otros. Por esa razón no distinguen los seguros de los no seguros. Entonces eyacular afuera o ponerse el preservativo una vez iniciada la penetración son prácticas inseguras que utilizan.

–¿Alcanza con que tengan buena información sobre cómo usar los métodos y cuáles son los más seguros?

–Tener información no alcanza para que se usen los métodos, es necesario que “quieran” usarlos, que entiendan los riesgos, que las chicas no las convenzan los varones de que no es necesario y les crean, especialmente si son más grandes y ellas creen que saben todo y ellos fomentan eso. También, que quieran “experimentar riesgos”. Son las y los adolescentes que “juegan” con vivir los riesgos para sentir la adrenalina y su estímulo. Por eso, además de informar sobre los métodos, su funcionamiento y su seguridad, lo más importante es hablar, explicar, permitir que pregunten y promover que consulten sin temor a ser criticados o ser considerados tontos, ni vergüenza sobre todas las dudas y reiterar estas conversaciones porque estos tema no son fáciles ni son como enseñar un teorema matemático o una clase de historia.

Compartir: 

Twitter
 

El “test de no embarazo” será distribuido hoy, Día de la Primavera, en los lagos de Palermo.
Imagen: Pablo Piovano
 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared