radar

Domingo, 2 de septiembre de 2012

VALE DECIR

El amor, ese salto al vacío

La premisa no le es ajena a nadie: algunos amores pueden ser asfixiantes. Quizás ésa haya sido una de las ideas que cruzaron la mente del fotógrafo japonés Haruhiko Kawaguchi (alias Hal) al momento de pensar “Flesh Love”, su último proyecto, para el que el artista reclutó a 80 parejas en distintas discotecas nocturnas, las invitó a su estudio y –con cuidada realización– las envasó al vacío.

Tal como suena: usó enormes bolsas –de 100 por 150 centímetros– para envasar carne, lubricó los cuerpos para evitar posteriores roturas, plastificó sus objetos fetiche y, finalmente, envolvió a los modelos, utilizando una aspiradora para extraer el aire. Así, como símbolo de la inmortalidad afectiva y con –inexplicable– consentimiento de los participantes, Hal retrató a los amados.

El arte de riesgo, sin embargo, se realizó con precauciones: las sesiones no duraron más de 10 segundos y, en caso de cualquier eventualidad, el fotógrafo y su novia norteamericana (Katherine Kane, asistente del proyecto) siempre tuvieron a mano varios tanques de oxígeno en su estudio–apartamento de Tokio. La sorpresa se la llevaron por la reacción de los retratados: nadie gritó ni intentó morder o romper el plástico.

“Las mujeres no dieron grandes muestras de pánico, sólo querían aparecer lo más guapas posibles”, explicó el fotógrafo que recalcó que los más temerosos fueron los muchachos. Uno, incluso, se habría hecho pis encima. No es para menos, subsumidos en una pesadilla de supermercado.

Compartir: 

Twitter
 

 
RADAR
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2020 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.