SANTA FE › DIPUTADOS APROBó LA LEY DE DESCANSO DOMINICAL DE LOS MERCANTILES

El derecho a descansar

Votó sobre tablas la media sanción del Senado que delega en los municipios la aplicación de la norma. Empleados de Coto dejaron el frente de la Legislatura estampado de huevazos. "La Legislatura no se deja amedrentar", dijo un legislador.

 Por Juan Carlos Tizziani

Desde Santa Fe

Al caer la tarde la explanada de la Legislatura era una alfombra de miles de cajitas de huevos vacías. En cada una, la fecha de vencimiento estaba a la vista y los podridos estampados en el frente del edificio. Fue el final. Un rato antes, la Cámara de Diputados había completado la sanción de la ley de descanso dominical de los mercantiles, mientras afuera, entre 800 y 1000 empleados de la cadena de supermercados Coto, muchos con remeras rojas de la empresa, protestaban por la sanción de la ley. "No al descanso dominical", eran los carteles que levantaron entre tambores y bombas de estruendos. Apenas se votó la ley, los manifestantes descargaron su lluvia de huevazos. La norma salió sobre tablas, como vino del Senado: una versión edulcorada que incluye una jugada política: el artículo 9 delega en los municipios la facultad de adherir o no a la ley y aplicarla en su territorio. Y ya se sabe que en Santa Fe no se aplicará, por que el intendente José Corral dijo que era "un mal momento para discutir el descanso dominical".

Los trabajadores de Coto comenzaron a concentrarse temprano en las puertas de la Legislatura. Antes del mediodía, los 200 de Santa Fe se reforzaron con sus compañeros que habían llegado desde Rosario, en cuatro colectivos de gran porte.

Los diputados del PJ plantearon que la Cámara debía insistir con el proyecto original, pero se toparon con la negativa del gremio y la falta de votos. Al final, Diputados convirtió en ley la media sanción del Senado por 32 votos a favor y uno en contra, del justicialista Mario Lacava, quien advirtió que la modificación del Senado que delegó en los municipios la aplicación de la ley sería "un semillero de litigios judiciales". Su compañera de bloque, Alejandra Obeid, también dejó constancia en el acta de su voto en contra. "El proyecto del Senado no es mejor al que había sancionado Diputados", dijo Obeid.

El jefe del bloque del Frente para la Victoria, Darío Mascioli, arrancó con el primer discurso, que ﷓en realidad﷓ fue una catarsis. Dijo que la ley era el mal menor. "Entre la nada y la ley, optamos por la ley para garantizar a los trabajadores el derecho a descansar los domingos", se justificó. Pero al toque, criticó al Senado por la "jugarreta" de delegar en los municipios la facultad de aplicar la norma.

Su colega de la UCR, Julián Galdeano le respondió con ironía. "Veo que no soy el único que tiene observaciones a la ley. Muchas de las cosas que dijo Mascioli son las que dijimos nosotros", en la primera media sanción de Diputados, el año pasado, cuando el bloque radical votó en contra.

En el medio del debate, comenzaron a llegar las versiones sobre los incidentes en la calle, con algunos vidrios rotos y una patada que dejó un agujero en la puerta de atrás de la Legislatura. Y después, llegaron los huevazos.

El diputado Oscar Daniele dijo que la protesta de afuera "era la demostración prepotente" de Coto a "uno de los poderes del Estado porque no está de acuerdo con una ley favorable a los trabajadores". "Debemos aprobarla, por la magnitud que tiene. Por eso, alquilan gente para insultar a legisladores y se creen con derecho de atropellar a las instituciones". Según Daniele, la ley "va a trascender las fronteras de la provincia. Es lo posible, lo ideal, a lo mejor, lo consiguen los trabajadores en las paritarias, en el futuro", señaló.

Otro diputado del PJ, Eduardo Toniolli, coincidió: "Coto ha decidido poner en jaque a la Legislatura pero lo más perverso que hizo fue poner a los trabajadores en contra de los trabajadores". Y leyó una carta que había recibido de la Cámara de Comercio Exterior de Estados Unidos en la Argentina en contra de la ley de descanso dominical. "Nos advirtieron que proyectos de este tipo desalientan inversiones futuras, tan necesarias para el crecimiento de nuestra economía", citó. Habría que preguntarle ¿qué entienden por 'nuestra' economía? Porque hace dos meses, Alfredo Coto compró un terreno en la bahía de Miami por 125 millones de dólares para ampliar sus inversiones inmobiliarias. Está en su derecho, pero a uno le gustaría que estas inversiones fueran en la Argentina. Coto es el dueño de una empresa que el año pasado ganó 13 mil millones de pesos".

Marcelo Picardi dijo que la manifestación de afuera era un "mecanismo de extorsión" de "autoconvocados" promovidos por la empresa, mientras la diputada del Frente Progresista, Verónica Benas, interpretó la protesta como "un ataque" de la empresa que utiliza a sus trabajadores como "rehenes, en las protestas, había personas agresivas que no eran de la empresa y atacaron a periodistas. Hoy, presenciamos una situación similar en Santa Fe con personas que nos han dicho que no son empleados de Coto y sin embargo, los trajeron en colectivos desde Rosario".

El diputado de la UCR, Maximiliano Pullaro, sintetizó que se trataba de una "patoteada" en la que participaron "trabajadores de Coto, pero también barrabravas y patovicas que pretenden que los legisladores no votemos esta ley. Pero la política les dio un golpe a estos empresarios patoteros. La Legislatura no se deja amedrentar y sancionó una ley que será fundamental".

Compartir: 

Twitter
 

Trabajadores de Coto comenzaron a concentrarse temprano en las puertas de la Legislatura.
Imagen: Sebastián Granata
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.