CULTURA / ESPECTáCULOS › EL ARTISTA MEJOR COTIZADO EN LA HISTORIA ARGENTINA

Helmut Ditsch en El Cairo

El pintor instalará en el bar de Sarmiento y Santa Fe "El triunfo de la pintura", muestra que reúne una serie de trabajos entre los que se cuentan "Los Hielos" (inspirada en el Glaciar Perito Moreno) y "Punto sin Retorno II" (inspirada en la Puna de Atacama).

Luego de exponer en el Museo de Bellas Artes Rosa Galisteo de Santa Fe, y en el marco de su gira nacional, Helmut Ditsch llegará hoy a Rosario con una selección de sus obras más emblemáticas. Convertido desde agosto en el artista mejor cotizado en la historia argentina (a partir de la venta de su obra "Mar II" en un valor de 865 mil dólares), el pintor instalará en el Bar El Cairo "El triunfo de la pintura", muestra que reúne una serie de trabajos entre los que se cuentan "Los Hielos" (150 x 750 centímetros, inspirada en el Glaciar Perito Moreno) y "Punto sin Retorno II" (150 x 240 cm, inspirada en la Puna de Atacama).

A esas grandes piezas se suman además ocho estudios realizados en pequeño formato (44 x 50 cm), completando así una exposición que podrá visitarse hasta el próximo martes. En ese lapso, Ditsch ofrecerá charlas en sedes de diversas agrupaciones de índole social, cultural y educativa. Además, esta misma noche el pintor estará acompañado de su hermano Herbert, junto a quien presentará su línea de vinos exclusivos Cuyucha Mansa en el histórico café de la ciudad.

Nacido en Villa Ballester en 1962, Helmut Distch comenzó a pintar de manera autodidacta. Con el correr de los años logró combinar esa pasión por el arte con otra más extrema, el montañismo, logrando visiones únicas de paisajes cautivantes. Pero no fue hasta su partida a Europa, a fines de los 80, que Ditsch obtuvo reconocimiento por sus obras. Desde Austria (donde formalizó sus estudios) e Irlanda (donde se radicó más tarde) llamó la atención de la crítica con pinturas que fueron calificadas como hiperrealistas. El abanico de calificaciones llegó a considerar su trabajo como de un "realismo posmediático".

Sin embargo, Ditsch siempre se mantuvo distante de esas devoluciones, sosteniendo una línea de trabajo que, a los pocos años de haber desembarcado en Europa, ya le daba buenos resultados: una de sus obras fue comprada en 300 mil dólares por un banco austríaco. Y cuando el reconocimiento en el extranjero ya era un hecho, allá por 2001 el pintor se decidió a realizar su primer muestra en Argentina.

Entrevistado entonces por el crítico de arte Fernando Fisher (en una nota especial para Página/12), Ditsch ya realizaba algunas devoluciones a los críticos que habían menospreciado su trabajo. "Que la pintura sea una copia de la realidad es una ilusión, la pintura crea un efecto tridimensional que la fotografía no tiene", decía, y en esa misma línea agregaba: "No pertenezco al mainstream. No voy a Documenta a fijarme lo que hacen los demás para ver si `estoy bien`. Y acepto que mi obra no va a entrar nunca en determinados círculos. Para mí no es importante saber si soy vanguardia o no".

Lo cierto es que su exposición en el Museo Nacional de Bellas Artes convocó a más de 120 mil personas. El fenómeno se sostuvo cinco años más tarde, cuando Ditsch montó cuatro de sus obras en la Feria del Libro de Buenos Aires, en la que fue su segunda exhibición pública en el país. Este año, el artista decidió abrir el juego, y diagramó la gira nacional que hoy iniciará su paso por Rosario.

Compartir: 

Twitter
 

"La pintura crea un efecto tridimensional que la fotografía no tiene", dijo Ditsch.
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2020 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.