DEPORTES › CRISTIANO RONALDO FUE SUPERIOR A MESSI EN EL CAMP NOU

Le dio un cachetazo inolvidable

El Real Madrid eliminó al Barcelona de la Copa del Rey con una soberbia actuación del portugués, que anotó dos goles, uno con asistencia de Di María. Messi tuvo un par de chances en el primer tiempo, pero no gravitó. El sábado, revancha.

Sería exagerado afirmar que se acabó el ciclo de un equipo que lleva doce puntos de ventaja en la Liga de su país y todavía conserva chances de acceder a los cuartos de final de la Champions League, pero la eliminación del Barcelona de la Copa del Rey, tras caer sin atenuantes 3-1 ante el Real Madrid en el Camp Nou, torna inevitable la cuestión sobre un ciclo que puede encaminarse al agotamiento. Alejado Josep Guardiola de la conducción, sin el técnico Tito Vilanova, conducido por el entrenador suplente Jordi Roura, los signos de tristeza futbolística parecen evidentes. Fue un cachetazo de esos que dejan huella.

Un día antes del clásico lo había sugerido César Luis Menotti: “Es difícil –casi milagroso– sostener un ritmo de competencia desde una propuesta tan abierta como ha hecho el Barcelona todos estos años (...) Lo encomiable del Barcelona es que nunca había renunciado a su idea, y el otro día ante el Milan lo hizo. Además, vi muy parado a Messi, como cansado”.

La de anoche en el Camp Nou fue la noche de Cristiano Ronaldo, autor de dos de los tres goles de su equipo, el primero de penal tras una falta clara de Piqué en el primer cuarto de hora, y luego en el segundo tras una interesante jugada de Angel Di María. No fue la noche de Messi, que se perdió la apertura del marcador apenas comenzado el partido, cuando su remate se fue lamiendo un palo, y luego marró por milímetros un tiro libre. El Real Madrid ganó 3-1 y se clasificó finalista tras el empate 1-1 de la ida; pero el portugués le ganó 2-0 al argentino, anotando en su sexto clásico consecutivo, y esta vez no hay discusión posible. De su mano, con posesión y eficacia, el Madrid fue superior al eternamente invencible Barcelona, sin profundidad ni sorpresa como ante el Milan. Anotó el tercero con un cabezazo de Varane, y el descuento de Jordi Alba fue puramente académico.

“Hicimos un partido muy serio con una gran actitud, jugamos mejor y marcamos tres goles, que es complicado –analizó Ronaldo–. El equipo está contento porque ha hecho un partido enorme.” El sábado tendrá que dar revancha, en este caso por la Liga. “Jugar contra el Barcelona siempre es una gran motivación, pero pienso que la Liga, aunque sigue siendo importante, no lo es tanto porque el Barcelona tiene una ventaja importante”, dijo Cristiano. Traducido: el que importaba era el choque de ayer.

Cesc Fábregas asumió la representación del Barcelona para argumentar contra el agotamiento del ciclo. “Cada vez que estuvimos a punto de marcar, anotaron ellos, con dos pelotazos que enviaron al ataque y allí son letales”, señaló. “Este equipo tiene mentalidad ganadora y estoy seguro de que la sacará en los momentos importantes de la temporada que quedan.” Lo subraya Xavi: “Tenemos que despertarnos”.

Compartir: 

Twitter
 

Se queja Jordi Alba, se lamenta Lionel Messi. El Barcelona sufrió una derrota tremenda ante el Real Madrid.
 
DEPORTES
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.