ECONOMíA › ECONOMíA EXTENDIó EL PLAZO PARA CERRAR LA PRIMERA ETAPA DEL CANJE DE DEUDA EN DEFAULT

Más tiempo para los grandes inversores

El derrumbe de los mercados la semana pasada por la crisis europea había provocado el alejamiento de grandes inversores de la operación de canje de deuda. Ahora, luego del paquete de auxilio y la mejora de las cotizaciones, regresaron con sus ofertas.

 Por Cristian Carrillo

El Ministerio de Economía decidió extender hasta el viernes próximo el plazo para el ingreso de inversores institucionales en el canje argumentando inconvenientes en el procesamiento de solicitudes de adhesión. La fecha límite para grandes bonistas vencía ayer, aunque podían ingresar en días siguientes en la operación pero con una penalización, que consiste en una quita adicional de un dólar por cada cien presentados. Esa decisión la tomó Economía a partir de un pedido que los bancos colocadores y entidades de clearing que llevan adelante la operación. La postergación de esa primera etapa implica además un nuevo plazo para la emisión del bono Global 2017, previsto inicialmente para este viernes, que ahora pasó al martes próximo. El equipo económico tendrá entonces hasta la semana próxima para evaluar, según la tasa ofertada, si acepta los mil millones de dólares que se reunirían con ese nuevo bono.

La presentación de una importante cantidad de grandes inversores a la operación complicó el registro, según la versión oficial. Si bien en la Secretaría de Finanzas especulaban con el hecho de que los institucionales ingresarían sobre el límite de cierre del plazo dispuesto, no esperaban que se acumularan sobre la hora. Además, el recrudecimiento de la crisis en Europa, que coincidió con el lanzamiento de canje y el road show, determinó demoras en la decisión de los inversores, muchos de ellos con colocaciones en los mercados del Viejo Continente. Cuando se estabilizó la situación en las Bolsas mundiales, a partir del anuncio de un plan de salvataje a Grecia, aparecieron los tenedores con sus órdenes de ingreso a la operación. Entonces, más bien la postergación obedece a recuperar los días perdidos por las turbulencias generadas por la crisis griega más que a excusas operativas de registro de las ofertas.

“En las últimas horas recibimos varios pedidos de las entidades organizadoras del canje (bancos y firmas de clearing, que ejecutan los pedidos), advirtiendo que no podían procesar el grueso de las ofertas”, explicó a Página/12 un colaborador del ministro de Economía. Informó que por ese motivo se decidió extender 48 horas esta primera etapa, hasta las 18 del viernes. Según el prospecto aprobado por las comisiones de valores internacionales, los grandes tenedores (con bonos por más de 50 mil dólares) tenían hasta ayer para trocar sus papeles. Posteriormente obtendrían un castigo de un dólar menos por cada cien en el paquete que recibirán a cambio de los bonos en default.

Esta postergación mueve también la fecha límite para que Economía decida si acepta recibir mil millones de dólares por la emisión de un nuevo bonos. El martes próximo Boudou decidirá al respecto. La decisión dependerá de la tasa que pretenda el mercado. “No se convalidarán tasas mayores a un dígito”, dijo Boudou desde Boston, Estados Unidos. La crisis complicó esa operación por la baja que sufrieron los títulos locales, elevando la tasa a niveles superiores de 10 por ciento. “El mercado está demasiado volátil, por lo que no descartamos que se pueda llegar a la semana que viene con condiciones razonable”, señaló a este diario un funcionario de Finanzas.

Pese a estos cambios, el ministro de Economía confirmó que el cronograma original de cierre se mantendrá. “La oferta sigue estando abierta entre el 3 de mayo y el 7 de junio. No creo que se pueda volver a cambiar las fechas. Con estos dos días creemos que es suficiente”, dijo el titular del Palacio de Hacienda. El equipo económico liderado por Boudou, con el acompañamiento del secretario de Finanzas, Hernán Lorenzino, y el subsecretario de Financiamiento, Adrián Cosentino, concluyó ayer el road show en Estados Unidos.

El próximo lunes reiniciarán la ronda de promociones con la propuesta en Italia para minoristas. Por su parte, el titular de la Task Force argentina, Nicola Stock, emitió un comunicado en el que señala que hoy dará a conocer su recomendación a los bonistas italianos respecto de la operación de canje. “Stock está presionado porque sabe que los culpables son los bancos y no la Argentina”, consideró otro representante de los bonistas italianos, Tulio Zembo.

Compartir: 

Twitter
 

Amado Boudou, ministro de Economía, decidió otorgar dos días más a los grandes inversores de bonos en default.
Imagen: Leandro Teysseire
 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.