ECONOMíA › EL GOBIERNO ANUNCIó MEDIDAS PARA FACILITAR EL ACCESO DE EMPRESAS CHICAS Y MEDIANAS AL MERCADO DE CAPITALES

Se abre una puerta a las pymes en la Bolsa

El ministro de Economía y el titular de la CNV presentaron siete medidas para allanar el lanzamiento de acciones de las pymes, así como de otros instrumentos que les permitan acceder a financiamiento. Fondos comunes de inversión deberán comprar una parte.

La Comisión Nacional de Valores (CNV) presentó ayer un conjunto de medidas para facilitar y promover el financiamiento de las pequeñas y medianas empresas en el mercado de capitales. El mercado argentino está volcado en la especulación con títulos públicos en detrimento del desa- rrollo de productos para el sector pyme. El equipo económico pretende empezar a modificar ese escenario. Mediante modificaciones administrativas y regulatorias se incentivará la oferta de instrumentos financieros y se reducirán los costos de las operaciones que enfrentan las firmas hasta hoy excluidas del mercado. En paralelo, se introducen cambios para garantizar la demanda de esos productos de los inversores institucionales como los Fondos Comunes de Inversión.

“Queremos mercados más universales y menos especulativos. Nuestro interés es que las pymes puedan fondearse en el mercado de capitales”, explicó el ministro de Economía, Axel Kicillof, acompañado del presidente de la CNV, Cristian Girard. “El Estado les da una mano a las pymes que hasta ahora no pudieron acceder al mercado financiero”, sostuvo el titular del Palacio de Hacienda al mediodía. La presidenta Cristina Fernández de Kirchner ofreció más detalles durante la postergada celebración del 161º aniversario de la Bolsa de Comercio de Buenos Aires (ver página 5).

La nueva ley de mercado de capitales que entró en vigencia a comienzos de 2013 puso fin a la autorregulación del sector e intentó desconcentrar las actividades para promover el acceso de las pymes. En materia de financiamiento los resultados fueron limitados. Implementadas a través de una serie de resoluciones y decretos de la CNV y la Secretaría de Finanzas, las medidas anunciadas ayer buscan potenciar los instrumentos existentes.

- Nueva reglamentación para acceder al mercado de capitales: al momento de emitir una obligación negociable una empresa industrial mediana enfrenta requerimientos muy similares a los de una compañía como Techint. Por eso, se simplifican las demandas administrativas. Además, se eleva el tope en la facturación para que una empresa sea considerada pyme ampliando el universo de firmas alcanzadas. La digitalización de las presentaciones formales, explican, representará una mejora para la mayorías de las empresas radicadas afuera del área metropolitana de Buenos Aires. Esas modificaciones permiten relajar un conjunto de barreras que dificultan el acceso al mercado. De todas formas, las medianas empresas, sector donde abundan casos de subfacturación y otras maniobras destinadas a reducir la carga fiscal, deberán demostrar solvencia tributaria presentando balances y otros datos.

- Incremento de topes para emisión de obligaciones negociables: en lo que va de 2015 alrededor de 20 pymes emitieron obligaciones negociables para obtener apenas 60 millones de pesos. Los cambios incrementan el techo para esas colocaciones desde los 15 millones de pesos vigente hasta 50 millones. El equipo económico espera que, en un año, se duplique la cantidad de empresas que utilizan ese mecanismo y tripliquen los fondos.

- Oficina de asistencia financiera: los servicios prestados por los grandes estudios contables especializados serán brindados por la CNV de forma gratuita. Los costos administrativos pueden representar hasta el 5 por ciento de la emisión final y con la eliminación de algunas barreras y la asistencia, el equipo económico estima que se reducirán a menos de la mitad.

- Fondo Fiduciario Asistir: para facilitar la colocación de acciones y otros instrumentos, el Estado va a financiar la primera emisión y además garantizará su éxito en la primera colocación.

- Financiamiento vía fondos comunes de inversión: esos agentes deberán destinar al menos el 2,5 por ciento de su patrimonio neto al financiamiento pyme asociado a proyectos productivos. Se trata de un monto reducido para esos inversores institucionales pero significativo para las firmas. Quienes trabajaron en el diseño de la medida explican que no afectará el patrimonio de los fondos, ya que si bien son activos más riesgosos ofrecen una mayor rentabilidad. El Ministerio de Economía estima que la medida generará 4500 millones de pesos adicionales de financiamiento para el sector.

- Cambios en la regulación de la negociación de los cheques de pago diferido: los cheques de pago diferido son un instrumento utilizado para lograr liquidez de corto plazo sin recurrir a bancos. Hoy no existe un mercado formal para ese tipo de instrumentos, no hay compulsa entre oferta y demanda, y por lo tanto los costos se mantienen elevados. Las tasas son definidas unilateralmente por las financieras que imponen su poder de negociación sobre las pymes. El precio varía entre 26 y 30 por ciento anual. Con una serie de cambios en la regulación sobre la negociación de esos instrumentos –ampliación del plazo de las subastas y liquidación a 24 horas– se habilita una mayor colocación de recursos de los inversores. La medida, explican en el equipo económico, “abrirá la demanda, reducirá los costos y transparentará la operatoria de las financieras”.

- Régimen de pagaré: se lanza un nuevo pagaré PyME, sin designación de beneficiario, y avalado por Sociedades de Garantía Recíproca. “Es a mediano plazo; se van a poder emitir desde 100 mil pesos o su equivalente en moneda extranjera y serán de fácil emisión”, explicó Kicillof.

Compartir: 

Twitter
 

“Queremos mercados más universales y menos especulativos, para que las pymes puedan fondearse en el mercado de capitales”, explicó Kicillof.
 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.