EL MUNDO › EL DESFILE FúNEBRE DE KIM JONG-IL FUE TRANSMITIDO A TODO EL MUNDO

Norcorea lloró en vivo por TV

La televisión mostró a decenas de miles de civiles y militares llorando en las calles al líder muerto, bajo una nieve persistente.

El gobierno de la República Popular Democrática de Corea organizó ayer unos funerales grandiosos para Kim Jong-il, concebidos como una demostración de lealtad al régimen y al hijo y heredero del desaparecido líder, Kim Jong-un, asentado ya en el poder. La televisión oficial norcoreana mostró en vivo durante tres horas los desfiles y a decenas de miles de civiles y militares llorando en las calles al líder muerto, bajo una nieve persistente.

Las imágenes mostraban una limusina negra con un retrato gigante del que fue hombre fuerte del régimen, pasando entre decenas de miles de militares que se inclinaban con respeto. Lo seguían otro coche oficial con un gran ramo de flores blancas y un automóvil transportando un féretro negro recubierto con una bandera roja. A la derecha del coche que transportaba el féretro caminaba Kim Jong-un, el hijo y sucesor de Kim Jong-il al frente del país. Detrás del joven heredero caminaba, vestido de civil, Jang Song-thaek, tío político de Kim Jong-un y posible futuro “regente” del país. El vehículo iba escoltado a su izquierda por varios dignatarios de las fuerzas armadas.

La guardia de honor fue pasada en revista por un oficial de sable en mano mientras una orquesta tocaba el himno nacional. En otra parte del desfile, un pelotón de soldados hizo veintiún disparos de fusil en homenaje al ex líder. “Es la mayor pérdida para nuestro partido y para la nación”, comentó un presentador de la televisión norcoreana, con la voz embargada.

Ahora, todos los analistas tienen la puesta vista en los movimientos de Kim Jong-un para fortalecer su posición en el Partido Comunista y el ejército. Por el momento, la prensa oficial norcoreana lo describió como un dirigente del Comité Central del partido, en lo que parece un paso más para asegurar su posición como líder máximo al frente del país.

Kim Jong-un es el líder “supremo del Estado, del partido y del ejército” norcoreano, rezó la terminología usada hoy por los medios de su país durante los funerales del “Querido líder”. El funeral comenzó en el mausoleo de Kumsusan, donde se encontraba el cuerpo en un féretro de cristal desde el día de su muerte, el 17 de diciembre. Desde allí partió el coche con el ataúd, decorado con crisantemos que simbolizan la muerte y una bandera del partido, que lo trasladó por la ciudad precedido por otro vehículo que portaba una enorme fotografía de un Kim sonriente.

Ya en las calles de la capital, cientos de miles de personas le rindieron homenaje al paso del cortejo fúnebre expresando grandes muestras de dolor. Soportando bajísimas temperaturas, la gente se alineó en la calle para darle el último adiós. Algunas mujeres se golpeaban el pecho en señal de dolor mientras los soldados inclinaban la cabeza al paso del cortejo fúnebre. La televisión estatal mostró a ciudadanos llorando, apoyándose unos en otros e inclinándose al paso del coche con el cuerpo de Kim. Varios de ellos perdieron incluso el conocimiento, según informó la agencia central de noticias coreana KCNA. “Echo mucho de menos a Kim Jong-il”, dijo sollozando An Riho, de 86 años, una de las personas que se desmayaron. Tras las tres horas de desfile fúnebre a lo largo de 40 kilómetros, el cuerpo de Kim Jong-il volvió al mausoleo de Kumsusan, donde se encuentra a la vista el cuerpo embalsamado de su padre, Kim Il-sung, en un féretro de cristal.

Compartir: 

Twitter
 

El cortejo fúnebre se abre paso por las calles de Pyongyang.
Imagen: EFE
 
EL MUNDO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.