EL MUNDO › LA VIOLENCIA ENTRE PALESTINOS E ISRAELIES AYER SE TRASLADO A LA SIMBOLICA CIUDAD

Más cuchillos y balas en Jerusalén

Cuatro nuevos acuchillamientos provocaron una respuesta letal de la policía de Israel, que mató a tres de los cinco atacantes.

La violencia volvió a sacudir ayer a Jerusalén, donde cinco israelíes resultaron heridos, dos de ellos de gravedad, en cuatro nuevos acuchillamientos que provocaron otra vez una respuesta letal de las fuerzas de seguridad israelíes, que mataron en el acto a tres de los atacantes e hirieron a los otros dos.

La tensión se instaló en la simbólica ciudad que se disputan Israel y Palestina desde temprano a la mañana, cuando un policía militarizado le pidió a un joven palestino de 18 años que vacíe sus bolsillos antes de cruzar la Puerta de los Leones y entrar a la Ciudad Vieja.

Según el relato policial, el joven sacó un cuchillo de su bolsillo e intentó herir al oficial, que gracias a su chaleco antibalas resultó ileso. Sin detalles de lo que sucedió después, el comunicado de la policía agregó que el joven palestino fue baleado y falleció.

La agencia de noticias palestina Maan News identificó al joven como Mustafa Adel al Khatib y sostuvo que, según testigos, el hombre no intentó acuchillar al policía israelí pero igual recibió varios disparos.

Unas horas después, la policía israelí informó que una mujer palestina acuchilló a un policía militarizado cerca de la zona conocida como Ammunition Hill, en la llamada línea verde que separa, según reconoce la comunidad internacional, la parte occidental de Jerusalén, que forma parte de Israel, y la oriental, ocupada por Tel Aviv desde 1967. Según la policía israelí la mujer palestina logró herir levemente al oficial, quien luego le disparó y la detuvo. Según Maan, la palestina era una joven en edad escolar.

Menos de una hora después, no muy lejos de allí, en la colonia israelí de Pisgat Zeev en Jerusalén este, la parte de la ciudad anexionada por Israel, dos palestinos atacaron con un arma blanca a un joven de 24 años y a un niño de 13 años israelíes. La vocera policial israelí, Luba Samir, informó que uno de los atacantes fue baleado y murió en el acto y que el otro resultó herido “en una persecución”. El diario digital Times of Israel identificó a los atacantes como Mohamed y Ahmad Manasra, dos hermanos de 13 y 17 años, respectivamente, que vivían en el campo de refugiados de Shuafat, el único que existe dentro de Jerusalén.

Por su parte, la Estrella Roja de David, la organización local equivalente a la Cruz Roja, reportó además que el niño de 13 años, que pasaba por la colonia de Pisgat Zeev en su bicicleta, se encuentra en estado crítico, mientras que el joven de 24 años fue hospitalizado con heridas graves.

Al caer la noche, la policía israelí informó del cuarto y último acuchillamiento de la jornada. Según el relato policial, un palestino se lanzó contra un soldado israelí dentro de un colectivo de larga distancia e intentó sacarle el fusil. Cuando no lo logró, intentó ahorcarlo y herirlo con un cuchillo que tenía. El chofer y otro pasajero lograron reducir al atacante y lo bajaron del colectivo, que ya se encontraba dentro de Jerusalén. Esa versión sostiene que una vez en la calle el atacante palestino logró hacerse con el arma de un policía que se acercó al lugar y, por eso, fue baleado por varios oficiales hasta que cayó. Murió en el acto. La Estrella Roja de David informó después que el soldado y otro civil que viajaban en el colectivo recibieron heridas leves.

Esta última ola de violencia, ataques y represión que lleva doce días comenzó justamente en Jerusalén y ya dejó 27 palestinos y cuatro israelíes muertos, y alrededor de un millar de palestinos y una veintena de israelíes heridos.

Compartir: 

Twitter
 

Un palestino fue abatido ayer después de que atacara a dos israelíes con un cuchillo.
Imagen: AFP
 
EL MUNDO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2018 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.