EL MUNDO › RAUL CASTRO HABLO DE SU HERMANO

“Fidel es único”

 Por Mauricio Vicent *

Desde La Habana

La era Raúl se afianza, y su nuevo estilo y mandamientos acaban de ser definidos por su protagonista: el Partido Comunista, bajo una dirección colectiva, es el encargado del relevo de Fidel Castro; el líder enfermo es “insustituible” y nadie lo imitará, ahora o después de su muerte, porque fracasaría; se favorecerá el debate y la participación y se repartirán funciones como método de gobierno; los dirigentes históricos ejercerán de bisagra, cediendo el poder “paulatinamente” a las nuevas generaciones. Todo esto dijo entre bromas Raúl Castro, al clausurar el miércoles un encuentro estudiantil en La Habana.

El presidente en funciones –desde que Fidel Castro delegó todos sus poderes el 31 de julio– no dudó en calificar el actual momento de la revolución de “histórico”: “Nosotros estamos concluyendo el cumplimiento de nuestro deber –dijo–. Hay que darles paso a nuevas generaciones”.

Sus palabras a los estudiantes estuvieron desprovistas de solemnidad y no pretendieron ser un discurso trascendente, aunque sin duda lo fueron, pues expuso claves de la etapa que comienza y de su forma de dirigir, diferentes de las de su hermano mayor. “Fidel es insustituible, salvo que lo sustituyamos todos juntos, cada uno en el lugar que le corresponde”, afirmó, tras reiterar que “el único capaz de heredar” su liderazgo y de relevarlo es el Partido Comunista de Cuba –PCC–, “hoy, mañana y siempre”. Raúl dejó claro que el estilo de su hermano es irrepetible, y aseguró que ni él ni otros dirigentes tratarían de imitarlo porque fracasarían. “Fidel es insustituible, yo lo sé, que lo conozco desde que tengo uso de razón, y no siempre con las mejores relaciones, porque como él dice yo soy como soy”, soltó, arrancando carcajadas en el auditorio.

Si la era Raúl es definitiva y Fidel Castro no regresa, como piensa buena parte de la población, tras las palabras de Raúl ha quedado definido que en Cuba se acabó la época de una sola voz. “Desde el primer momento establecí que yo no tenía que estar haciendo todos los resúmenes ni hablar en todos los actos”, explicó, señalando que otros miembros del gobierno y de la dirección del PCC han tomado la palabra en diferentes actos, tanto en Cuba como en el extranjero. Raúl Castro habló de una nueva forma de trabajo y de gobierno, no de nuevas políticas ni de cambios estratégicos, más allá del cambio de la “continuidad”.

* De El País de Madrid. Especial para Página/12.

Compartir: 

Twitter
 

 
EL MUNDO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.