EL MUNDO

El lobby feroz

La carrera electoral en EE.UU. no sólo es por delegados, también es por dinero. Habiendo llegado a la mitad de las primarias, el monto de fondos privados que circularon en la campaña duplica a cada una de las elecciones presidenciales anteriores, según informó la organización Ciudadano Público. Para el Centro de Políticas Responsables (CRP), los principales candidatos del Partido Demócrata y Republicano han podido garantizar su presencia en los medios gracias al aporte de empleados o propietarios de compañías vinculadas con el sector financiero, las empresas de seguros y de bienes raíces. En orden decreciente, les siguen las firmas de abogados, medios, empresas vinculadas con la salud y la industria militar. Por ley, las empresas no pueden hacer aportes. Aunque los políticos se peleen en los debates, todo indica que sus billeteras tienden a alimentarse de las mismas empresas. Como lo demuestran los datos de CRP, los empleados y ejecutivos de Goldman Sachs, una firma financiera mundial, figuran en el ranking de principales contribuyentes de todos los candidatos, siendo los demócratas los más beneficiados, y en especial Obama, que recibió más de 400.000 dólares de esa fuente. Funcionarios del banco Citigroup y la firma Morgan Stanley también colaboran con ambos partidos y privilegian a los demócratas, entre los cuales prefieren a Clinton.

Informe: Juan Manuel Barca.

Compartir: 

Twitter
 

SUBNOTAS
 
EL MUNDO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.