EL PAíS › LA PRESIDENTA INICIA SU ACTIVIDAD EN NUEVA YORK Y MAñANA PODRíA REUNIRSE CON SARKOZY

Mirando al poder financiero

Cristina Kirchner se reúne hoy con el titular del BID, luego tendrá un encuentro sobre política exterior y cerrará en la bolsa electrónica Nasdaq, donde hablará sobre la conveniencia de invertir en la Argentina. Mañana disertará en la Asamblea de la ONU.

 Por Daniel Miguez

Desde Nueva York

En un día caluroso y a pleno sol, donde sólo para el calendario ayer comenzaba el otoño, la presidenta Cristina Fernández de Kirchner pasó la primera jornada de esta visita a Nueva York encerrada en la habitación del hotel donde se hospeda, en el corazón de Manhattan, repasando lo que dirá en una semana agitada y repleta de reuniones que tendrán un eje predominante en los vínculos con el poder financiero y económico, además de importantes reuniones bilaterales y su discurso de mañana en la Asamblea General de las Naciones Unidas.

La actividad de CFK hoy arrancará a la mañana con un encuentro con el titular del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), el colombiano Luis Alberto Moreno. Pero uno de los platos fuertes del día –si no el principal– será cuando se reúna con más de veinte miembros del influyente Council on Foreign Relations. Allí hablará exclusivamente de las líneas principales de la política exterior de su gobierno y la escucharán de cerca –sentados a su mesa– figuras como David Rockefeller, el presidente de la entidad, Richard Hass, aquel republicano inventor de los escudos antimisiles en Medio Oriente, o Richard Holbrooke, ex embajador de Bill Clinton en la ONU y el hombre que designó el ex presidente demócrata para operar en la crisis de los Balcanes.

La relevancia del encuentro al que ha sido invitada la Presidenta a disertar lo da el poder que tiene esta organización con 3600 socios, todos muy influyentes en el mundo de la política y la economía, así como altos jefes militares, científicos y dueños de poderosos medios de comunicación. En la institución parece haber preeminencia del Partido Republicano, al menos entre sus integrantes del ala política. Además de los mencionados, entre sus miembros se encuentran Henry Kissinger, Madeleine Albright, Laurence Tisch (presidente de CBS), Colin Powell, Jack Welsh (presidente de General Electric), W. Thomas Johnson (director de AOL/Time-Warner) y Stanley Fischer (ex director gerente del FMI), entre muchos otros de igual fama.

En el Gobierno le asignan también mucha importancia al discurso que la Presidenta dará en el Nasdaq, la bolsa de comercio electrónico de Estados Unidos, que se transmitirá en directo por cientos de canales de TV abiertos y cerrados, a través de los que la institución televisa sus sesiones para todo el mundo. En la sede del Nasdaq hablará ante representantes de unas veinte empresas tecnológicas interesadas en invertir en la Argentina, entre ellas, Microsoft, Google y Yahoo.

Difícilmente la Presidenta repita aquí las críticas al sistema financiero que derivaron en la crisis mundial que llevó al gobierno de Estados Unidos a intervenir para rescatar de la quiebra a bancos antes considerados colosos de las finanzas. Quizás haga alguna referencia admonitoria, pero se centrará básicamente en el poder de la tecnología y en la conveniencia de invertir en la Argentina, dándole relevancia a la creación de la Ministerio de Ciencia y Tecnología. El ministro Lino Barañao participará del encuentro, que está pautado para las 15.30, hora local, en Times Square. La Presidenta, simbólicamente, cerrará la rueda de operaciones del día del Nasdaq.

Con Cristina Fernández y su esposo trabajando puertas adentro (sólo salieron del hotel para almorzar en el restaurante Biche, como hacen cada vez que visitan esta ciudad), ayer tampoco se dejaron ver demasiado los demás integrantes de la comitiva. Recién al anochecer se pudo ver tomando un café en el bar del hotel al canciller Jorge Taiana, con el secretario Legal y Técnico, Carlos Zannini, y el secretario de Derechos Humanos, Eduardo Luis Duhalde, a los que se sumó después el embajador en Estados Unidos, Héctor Timerman, en quien recayó buena parte de la organización de los encuentros de la Presidenta con el mundo económico y financiero.

El canciller Taiana estuvo trabajando para afirmar las reuniones bilaterales que tendrá CFK. Para mañana –día que hablará ante la Asamblea General de la ONU– está confirmado el encuentro con el presidente de Austria, Heinz Fischer, quien se aloja en el mismo hotel que ella. Pero la novedad, que ayer sólo tenía forma de versión, es la posibilidad de que a las bilaterales ya acordadas (con el italiano Silvio Berlusconi, el español José Luis Rodríguez Zapatero y el holandés Jan Peter Balkenende, entre otros), la Presidenta se reúna mañana con el presidente de Francia, Nicolás Sarkozy, quien, siempre bien acompañado por su esposa Carla Bruni, estará aquí sólo dos días. De ser así, prácticamente completaría encuentros con todos los jefes de Estado de los países que son los principales acreedores de la Argentina nucleados en el Club de París.

También ayer corría el rumor de que la Presidenta haría alguna propuesta a los tenedores de bonos que no entraron en la quita que se realizó durante el gobierno de Néstor Kirchner. La especulación se apoyaba en que el ministro de Economía, Carlos Fernández, recién llegará a Nueva York el miércoles, y en que se había quedado en Buenos Aires preparando algo. No obstante, fuentes del Gobierno negaban en los últimos días que eso fuera a ocurrir. Habrá que ver si en estos días en Nueva York hay novedades sobre el rumor o si conviene ya archivarlo.

Compartir: 

Twitter
 

Néstor Kirchner, José María Díaz Bancalari, Cristina Fernández y Carlos Zannini, al arribar a Nueva York.
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.