EL PAíS › EL FRENTE PARA LA VICTORIA NO CONSIGUIó QUóRUM PARA SESIONAR

Sin Presupuesto para el 2011

Los opositores no bajaron al recinto y la sesión especial convocada por el oficialismo fue levantada. El jefe del bloque K, Agustín Rossi, advirtió que el Grupo A comete un “suicidio político” y acusó a la oposición de seguir “las indicaciones de Elisa Carrió”.

 Por Sebastián Premici

“La Argentina no tendrá presupuesto para el año próximo”, sentenció Agustín Rossi, titular del bloque oficialista en Diputados, al retirarse del recinto tras la fallida sesión especial donde iba a tratarse el Presupuesto 2011. El FpV no consiguió quórum para tratar la previsión de los recursos y gastos para el próximo año y debido a los pocos días que quedan para el cierre de las sesiones ordinarias, ya dan por cerrado el año legislativo. Rossi acusó al Grupo A de cometer un “suicidio político” al dejar al Gobierno sin presupuesto y seguir “las indicaciones de Elisa Carrió”. De esta manera, y como lo adelantó la propia presidenta Cristina Fernández de Kirchner en su mensaje por cadena nacional emitido el lunes pasado, el Gobierno apelará a la Ley de Administración Financiera, instrumento que le permitirá prorrogar el actual presupuesto. Sin embargo, el Ejecutivo deberá elaborar una nueva estrategia para la utilización de las reservas del Banco Central para el pago de los intereses de la deuda, ya que su uso se encuentra por fuera de la actual proyección de gastos y recursos.

“Es una decisión política de la oposición dejar sin presupuesto a Fernández de Kirchner”, manifestó Rossi dentro del recinto, antes de que la sesión especial quedara formalmente suspendida por falta de quórum. El FpV logró reunir a 117 legisladores, 87 del propio bloque, más un conjunto de aliados y algunos opositores, como el salteño Alfredo Olmedo. “No vamos a ser cómplices de quienes se asustan si los llama un funcionario pero no se asustan si los llama un empresario”, expresó Rossi.

Más allá de las obvias referencias a las denuncias sobre “presiones” formuladas por Cinthia Hotton y Elsa Alvarez, el titular del bloque oficialista quiso apuntar contra los legisladores que durante el conflicto por la resolución 125 recibieron las “presiones” de la Mesa de Enlace para rechazar la iniciativa, sin que todo terminara en un escándalo.

Mientras Rossi hablaba, toda la oposición estaba expectante detrás de bambalinas. Incluso algunos estuvieron ubicados en lugares bien visibles, como Ricardo Buryaile, Oscar Aguad y Juan Carlos Morán, mientras corrían los minutos y el presidente de la Cámara, Eduardo Fellner, era forzado a declarar la caída de la sesión.

Tras las palabras de rigor de Fellner –“la sesión queda levantada”–, Rossi continuó: “Hay algunos legisladores que pareciera que les importa muy poco este recinto, que con tal de sostener sus posturas políticas individuales, terminan desprestigiando a todo el Congreso. Hoy estamos orgullosos de ser diputados y ser militantes, justo en el Día de la Militancia”. Los 87 legisladores del FpV aplaudieron de pie. “Si muchos diputados se dejan presionar por Carrió, allá ellos. Nosotros no nos dejaremos extorsionar”, concluyó Rossi.

Mientras que el FpV se retiraba del recinto con la entonación de la marcha peronista, Aguad, el único representante del Grupo A en el recinto junto a Morán, intentaba pedir la palabra: “La aprobación de un presupuesto requiere del diálogo y del acuerdo. Ningún diputado está obligado a votar falsedades”, expresó el jefe del bloque radical, en un intento por fijar la posición del Grupo A.

La fallida sesión fue seguida de cerca por Juan Carlos Pezoa, secretario de Hacienda, y Raúl Rigo, subsecretario de Presupuesto, quienes se retiraron raudamente del Congreso. “Para nosotros ya está, se acabó. Hasta marzo bajamos la persiana”, confió a Página/12 una alta fuente del oficialismo.

Así las cosas, el Ejecutivo deberá apelar al artículo 27 de la Ley de Administración Financiera para prorrogar el actual presupuesto. Por otro lado, el artículo 15 de dicha normativa establece que las “autorizaciones para la contratación de obras que comprometan ejercicios futuros caduquen al cierre del ejercicio fiscal siguiente”. Es decir, todo el plan de obras incluido en el Presupuesto 2010 estaría vigente para el próximo año.

En el caso de las obras que iban a financiarse a partir de la creación de un cargo específico, como el Gasoducto del NOA, deberá dictarse un decreto. “Pasó lo mismo con la tasa hídrica, que fue por DNU y luego ratificada por ley”, reconoció a este diario una fuente de Hacienda. El Ejecutivo también cuenta con la posibilidad de redistribuir partidas ya establecidas, como así también los excedentes de la recaudación.

Compartir: 

Twitter
 

El oficialismo logró reunir a 117 legisladores, 87 de su bloque más aliados y algunos opositores.
Imagen: DyN
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.