EL PAIS › LA CAMARA ORDENO QUE SE INVESTIGUE EL REPARTO DISCRECIONAL DE FONDOS

Uso y abuso de los Aportes del Tesoro Nacional

 Por Irina Hauser

La Sala I de la Cámara Federal ordenó desarchivar una vieja investigación penal sobre el reparto discrecional de Aportes del Tesoro Nacional (ATN) durante los gobiernos de Carlos Menem, Fernando de la Rúa, Eduardo Duhalde y Néstor Kirchner. Desde tiempos inmemoriales se sospecha que estos fondos se utilizarían para repartir favores políticos. El expediente había sido archivado por el juez federal Marcelo Martínez de Giorgi el año pasado porque consideró que el criterio de distribución del dinero era una cuestión “política no justiciable”. Los camaristas le cuestionaron haber utilizado un razonamiento que “obvia la presunta existencia de otorgamientos ilegales bajo lo que considera de un modo genérico y erradamente cuestiones de oportunidad y conveniencia”.

Según sostuvo Martínez de Giorgi, si bien la ley de ATN dice que esos fondos están previstos para que el Ministerio del Interior los asigne ante “situaciones de emergencia y desequilibrio financiero” de las provincias, no está claro el alcance de esa definición, por lo cual el criterio de asignación estaría sujeto a interpretación. El fiscal Gerardo Pollicita apeló. Reclamó que se investigue si el órgano administrador de los ATN les dio “una aplicación diferente de aquella a la que estuvieron destinados”. Dijo que era difícil precisar el “desequilibrio financiero”, pero sí se podía definir la “emergencia”, que fue la categoría usada en muchos casos donde el dinero se usó para “competencias deportivas y fiestas municipales”.

Por el relato de la Cámara, la causa parece un viaje casi a la prehistoria política, que incluye ejemplos desde 1990. El tribunal da cuenta de asignaciones insólitas de ATN del gobierno menemista (aunque no menciona que las posteriores también estaban incluidas en la investigación): 200 mil pesos de ATN en 1997 para arreglar la pileta del Club Chacarita, 150 mil pesos para la obra del golf de Ezeiza, 250 mil pesos para el Gran Premio Internacional de Off Shore en Mar del Plata y 50 mil pesos para el Club Atlético Quilmes en 1998 son algunos ejemplos. El fallo reflota una auditoría interna del Ministerio del Interior que daba cuenta de que el ex titular de la cartera Carlos Corach habría derivado ATN para el Programa Federal de la Militancia Social que estaba a cargo de su hijo, Natalio Andrés Corach; y en un momento se calculó, además, que más de tres millones de pesos de ATN habían sido asignados para gastos electorales por lo menos en cinco provincias.

Muchos de esos hallazgos se remontan a diez años atrás, cuando la causa estaba a cargo del ex juez Jorge Urso. Pero nunca hubo imputados concretos en la pesquisa. Cada año y en los distintos gobiernos resurgían denuncias sobre ATN. Pero nunca se llegó a nada. El fallo del martes último, que firman Eduardo Freiler, Eduardo Farah y Jorge Ballestero, precisa que cuando se habla de “emergencia” para destinar ATN se alude a situaciones como “las cenizas de un volcán” (apelando a un ejemplo actual), “sucesos” o “accidentes” como “desastres naturales o de riesgo sanitario”, entre otros. “No caben dudas de que la pileta de natación de un club” o “un campeonato off shore “no pueden ser asimiladas a las situaciones de emergencia descriptas”.

El delito investigado es malversación de fondos públicos, que –con una pena máxima de seis años– tiene chances de haber prescripto en varios casos, pero eso deberá evaluarlo Martínez de Giorgi, dice el fallo. A la vez, llama la atención sobre lo evidente de las “conductas ilícitas” señaladas en la causa y la “dificultades o escasa solvencia en la tarea de averiguar la verdad”.

Compartir: 

Twitter
 

 
EL PAIS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared