EL PAíS › CRISTINA KIRCHNER EVOLUCIONó “SATISFACTORIAMENTE” Y HOY SERá DADA DE ALTA

Todo listo para salir del hospital

El último parte médico dio cuenta de la buena evolución de la Presidenta tras la operación a la que fue sometida. Según dijeron en el Gobierno, continuará su recuperación en la quinta de Olivos hasta que la autoricen a viajar a El Calafate.

En su segundo día de posoperatorio, la presidenta Cristina Fernández de Kirchner continuó evolucionando “satisfactoriamente”, según informó un nuevo parte médico dado a conocer por el secretario de Comunicación Pública, Alfredo Scoccimarro. Según comentaban en Casa de Gobierno, saldrá hoy y pasará algunos días en la quinta de Olivos, hasta que sus médicos la autoricen a viajar a El Calafate, donde finalizará el tratamiento y la convalecencia. Fuera del Hospital Austral, en Pilar, cientos de militantes continuaron la vigilia, pese al calor agobiante del viernes.

Scoccimarro leyó ante las cámaras un nuevo parte médico de la unidad médica presidencial, que integran Luis Buonomo y Marcelo Ballesteros, además del cuerpo médico del Hospital Austral: el jefe del Departamento de Cirugía, Pedro Saco; el jefe de Medicina Interna, Daniel Grassi, y el director médico, Eduardo Schnitzler. Los médicos informaron “que la presidenta de la Nación, doctora Cristina Fernández de Kirchner, se encuentra cumpliendo su segundo día posoperatorio sin complicaciones”. Una oleada de vítores siguió a esa línea del escueto parte.

Según leyó el vocero presidencial, CFK “ha descansado durante toda la noche, se alimenta en forma adecuada, se le han retirado la vía endovenosa y el drenaje de la herida”. Un renovado centenar de aplausos de los militantes presentes recibieron esta declaración, así como la de que “continúa evolucionando satisfactoriamente con controles clínicos y de laboratorio normales”.

“Por otra parte, el cuerpo médico del Hospital Austral ha informado que el alta médica se le otorgará dentro de las 24 horas”, indicó Scoccimarro, como final del parte del día de ayer, que leyó poco después de las 12.30. Así, se mantiene el tiempo estipulado originalmente de unas 72 horas de recuperación después de la intervención quirúrgica. Desde ayer a la mañana estaba ya preparado el helicóptero oficial para trasladar a la Presidenta de regreso a la residencia de Olivos. Sin embargo, en el gobierno nacional informaron a este diario que Cristina Kirchner esperaría hasta hoy para trasladarse a la quinta de Olivos.

Desde el día posterior a su operación, CFK ya podía ingerir alimentos por sus propios medios y caminar. No pudo confirmarse si ya había recuperado la posibilidad de hablar. Los únicos que tienen acceso a la habitación 217, donde descansa la Presidenta, son su hermana Giselle Fernández, su cuñada Alicia Kirchner, su nuera Rocío García y sus hijos Máximo y Florencia. Scoccimarro y el secretario general de la Presidencia, Oscar Parrilli, instalaron una minioficina en el mismo piso de la habitación.

El parte que leyó Scoccimarro, el más breve de los tres emitidos hasta ahora, fue seguido desde la puerta principal del Hospital Austral por cientos de militantes kirchneristas, en su mayoría jóvenes. Había tanto organizaciones sociales como gente que habían aportado los intendentes del conurbano, con remeras identificatorias. Bajo el calor aplastante, en las inmediaciones del Austral, festejaron el parte los militantes del Movimiento Evita, la Agrupación Kolina, la Juventud Kirchnerista y otros que simplemente llevaban remeras que decían “soldados de Cristina”. Entre las banderas, se destacaba una que decía “El amor vence al odio”, con la imagen de CFK.

Mientras tanto, la operación la Presidenta siguió recorriendo el mundo. Ayer la saludó el presidente de Israel, Shimon Peres, quien le deseó una “pronta mejoría” en una carta que le envió a la Presidenta. Según la Agencia Judía de Noticias, Pérez se lo comentó al embajador argentino en Israel, Carlos Faustino García, “cuando éste le presentó sus credenciales, el miércoles. Al inicio de la conversación entre ambos, Peres le expresó su preocupación por la salud de su colega, quien estaba siendo intervenida en ese momento. Le pidió que le transmitiera a Fernández de Kirchner que estaban rezando por ella en Jerusalén”.

Este miércoles, la Presidenta fue operada con éxito de un carcinoma papilar por el que debieron extirparle la glándula tiroides en su totalidad. Los partes médicos de los últimos dos días señalaron que la evolución fue positiva. Tras la operación, resta que le apliquen –en caso de ser necesario– el yodo radioactivo que se utiliza para eliminar el resto de las células cancerígenas que pueda tener remanentes en su cuerpo. Si todo sigue según lo planeado, la mandataria estaría retomando sus actividades el 24 de enero. Las perspectivas de los pacientes con esta enfermedad son buenas y suelen continuar con su vida normal, con la salvedad de que deberá ingerir la hormona que producía la glándula tiroides.

Compartir: 

Twitter
 

Los militantes apostados en la puerta del Austral recibieron con júbilo el parte médico que consignó la buena recuperación de la Presidenta.
Imagen: Télam
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.