EL PAIS › EL JEFE DE GOBIERNO PORTEñO VETO OTRAS CINCO LEYES Y SU GESTION YA REVOCO 106

La cosecha de vetos nunca se acaba

Macri resolvió anular un régimen de asignaciones familiares para empleados de la Ciudad, un sistema de medición del cambio climático y la creación de un centro de salud. Ayer la Presidenta dijo, sin dar nombres, que “hay vetadores seriales y nadie dice nada”.

 Por Werner Pertot

El verano de vetos no ha terminado. Cinco nuevos vetos de Mauricio Macri ingresaron a la Legislatura. Los decretos, que todavía no fueron publicados en el Boletín Oficial, elevan la lista de la gestión PRO a 106 vetos. El jefe de Gobierno anulará, entre otros, un régimen de asignaciones familiares para los empleados del gobierno porteño, un sistema de medición de variables del cambio climático y la creación de un centro de salud en el edificio que se derrumbó en noviembre de 2011. En defensa de los 106 vetos salió la vicejefa María Eugenia Vidal, quien aseguró que “no son por razones políticas”. Por su parte, la presidenta Cristina Fernández de Kirchner aludió ayer a Macri cuando señaló que “hay vetadores seriales y nadie dice nada”.

Mauricio Macri ya alcanzó el podio del jefe de Gobierno que más vetos utilizó. Lo sigue Aníbal Ibarra, con 93 vetos. Esta semana, ingresaron a la Legislatura cinco nuevos decretos que anulan leyes. Nadie garantiza que serán los últimos. A continuación, las nuevas joyas del líder del PRO:

1 Monitoreo de Salud por Cambio climático: se trataba de una ley que establecía un seguimiento de distintas variables de contaminación, como la atmosférica o el efecto sobre la salud de temperaturas extremas. “Macri hace gala de todo lo que hace por el medioambiente. Pero cuando queremos evaluar indicadores, lo veta. Una cosa son las medidas cosméticas y otra es la seriedad en la medición de las variables de contaminación, donde se puede corroborar si mejoran o no”, advirtió la legisladora kirchnerista María José Lubertino.

2 Edificio ocupado. Anula una ley que desafectaba un edificio en Gascón 123 para la Cooperativa de Viviendas Nuevo Horizonte. El proyecto era de las legisladoras María Elena Naddeo y Laura García Tuñón y había sido votado por el bloque del PRO. Es la segunda vez que Macri veta este proyecto de ley: ya lo hizo en 2008 mediante el decreto 844/08. “Es un edificio que se empezó a construir y quedó sin terminar. Fue tomado hace diez años por 28 familias. Está en el corredor verde que nunca se hizo y no hay presupuesto. El edificio está y la gente está ahí, en la planta baja hay un comedor. El corredor se puede hacer perfectamente, sin afectar el edificio”, indicó García Tuñón, de Buenos Aires para Todos.

3 Sistema Arbitral de Consumo. Era una ley que establecía que estará bajo la jurisdicción del Ministerio de Gobierno. El sistema de arbitraje ya existe por la ley 2963 y establece un tribunal arbitral en las discusiones relativas a la defensa del consumidor.

4 El Cesac después del derrumbe. La ley anulada destinaba el lugar del edificio de Bartolomé Mitre 1232, que se derrumbó en noviembre del año pasado –en el que murió Isidoro Madueña–, a la creación de un centro de salud, “una base operativa de SAME zona norte, el Instituto de Trasplantes y el Centro Regional Porteño de Hemoterapia”. “Votamos esa ley para que la expropiación del lugar no fuera un negocio inmobiliario. Queríamos que se le diera un destino de uso público. Macri veta el Cesac en un lugar donde hace falta”, señaló Lubertino.

5 Asignaciones familiares. Con el veto, dio por tierra con un régimen de asignaciones familiares para el personal administrativo del gobierno porteño.

Sin su sonrisa habitual, Vidal sostuvo “que el veto es una facultad que está en la Constitución y tiene que ver con el equilibrio de poderes. No hay una política sistemática de vetos”. “Muchísimos vetos se desarrollan en función de cuestiones técnicas, no de políticas de fondo, que en algunos casos las hay, pero en la mayoría de los casos no es así”, afirmó Vidal, con argumentos calcados a los de la diputada Laura Alonso. El jefe de Gabinete, Horacio Rodríguez Larreta, remarcó que el problema es que “las leyes salen con montones de errores”.

“Más allá del uso indiscriminado de un sistema que debe ser excepcional, lo grave es el contenido de los vetos. Conculcan derechos humanos que venían a ser reparados. Hablan de ratificar un modelo de ciudad excluyente y vacían la Legislatura de contenido”, remarcó Lubertino. “Macri sigue insistiendo con una catarata de vetos, reforzando su desprecio por la Constitución”, advirtió el legislador de la Coalición Cívica Maximiliano Ferraro, quien consideró que el líder de PRO “invalida autoritariamente la voluntad de sus propios colaboradores y la Legislatura toda”. Por su parte, la legisladora ibarrista Susana Rinaldi estimó que “el abuso del poder de veto por parte de Macri no es inteligente: además de llegar tarde, brinda justificaciones insostenibles. Aunque sus voceras lo nieguen, los vetos de Macri tienen un objetivo político, ya que atentan no sólo contra sectores vulnerables, sino contra la memoria de nuestra ciudad y nuestra identidad”.

Compartir: 

Twitter
 

Hasta ayer los decretos no se habían publicado en el Boletín Oficial, pero ingresaron en la Legislatura.
Imagen: DyN
SUBNOTAS
 
EL PAIS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2018 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.