EL PAíS › EN UN ACTO SIN ORADORES, SE PRESENTó EL FRENTE ENTRE LA UCR, EL SOCIALISMO, LA COALICIóN CíVICA Y PROYECTO SUR

Aliados en busca del voto no peronista

Cobos, Sanz, Binner, Carrió y Solanas encabezaron el lanzamiento del Frente Amplio Unen. Para evitar conflictos, no hubo discursos. Mostraron videos, Jairo cantó el Himno y Brandoni leyó un acta. No se definió el tema de un eventual acuerdo con el PRO.

 Por Sebastian Abrevaya

Un escenario con 18 dirigentes, dos videos cortos, Jairo cantando el Himno y Luis Brandoni leyendo un documento. En eso consistió el lanzamiento del Frente Amplio Unen (FAU), una alianza entre partidos políticos nacionales y expresiones provinciales, no peronistas y opositoras al kirchnerismo. Para poder superar la disputa por el uso de la palabra, no hubo oradores en el acto realizado en el Teatro Broadway, bajo la marquesina de Stravaganza, el show acuático de Flavio Mendoza. Luego de varios meses de trabajo y negociaciones, anoche el FAU vio la luz en un intento por mostrar unidad y cierta esperanza de llegar juntos al 2015, cuando definirán la candidatura presidencial en las Primarias Abiertas Simultáneas y Obligatorias. Los cinco precandidatos presidenciales estaban en el centro de la escena: Julio Cobos, Ernesto Sanz (UCR), Hermes Binner (Socialismo), Elisa Carrió (Coalición Cívica) y Fernando “Pino” Solanas (Proyecto Sur). En diálogo con la prensa antes de arrancar, buscaron bajarles el tono a las diferencias por el eventual acuerdo con el PRO de Mauricio Macri, que se habían agudizado en los últimos días.

“Queremos gobernar un país y no podemos organizar la entrada a un teatro”, se quejó cerca de la puerta uno de los invitados al acto en el teatro de la calle Corrientes, con capacidad para no más de 2300 personas. Las dificultades fueron iguales para casi todos: jóvenes, adultos mayores, discapacitados, dirigentes, militantes y hasta los propios protagonistas, que tuvieron que empujar para ingresar en el teatro y llegar hasta las primeras filas. Mientras las plateas laterales y algunos asientos marginales se mantenían vacíos, otros participantes se amontonaban en los pasillos.

En el hall de entrada podía verse un amplio espectro de dirigentes, algunos de ellos protagonistas de la Alianza: radicales históricos como Federico Storani, Jesús Rodríguez o Rodolfo Terragno; la ex candidata a gobernadora Graciela Fernández Meijide y el ex secretario de Comunicación de Fernando De la Rúa, Henoch Aguiar; también intelectuales como Beatriz Sarlo, Marcos Novaro o el neurólogo Facundo Manes. Senadores y diputados nacionales de la UCR como Gerardo Morales, José Cano, Angel Rozas y Mario Barletta compartieron lugares con Fernando Sánchez, Pablo Javkin y Maximiliano Ferraro, de la Coalición Cívica, y con la primera plana del socialismo santafesino: el gobernador Antonio Bonfatti; la intendenta de Rosario, Mónica Fein; el diputado Juan Carlos Zabalza, el senador Rubén Giustiniani y el legislador Miguel Lifschitz. La líder del GEN, Margarita Stolbizer, estaba acompañada por Gerardo Milman, Horacio Alcuaz, Juan Carlos Juárez, entre otros.

Pino Solanas tenía su pequeña barra, que cantó algunas estrofas cuando subió al escenario junto a Alcira Argumedo para firmar el documento fundacional: “Yo nací combativo, yo nací con memoria, yo milito con Pino, para cambiar la historia”, se entusiasmaron.

La ausencia más notoria fue la del intendente cordobés Ramón Mestre, el radical con más chances de pelear la gobernación y que está enfrentado con su comprovinciano Luis Juez. “Lo de Juez es una situación que no tiene retorno”, aseguró el radical Oscar Aguad, que por tratarse del lanzamiento del espacio evitó volver a pronunciarse por un acuerdo con el PRO.

De perfil bajo, entre el público estaba ayer el último de los gobernadores radicales, el correntino Ricardo Colombi, un dirigente poco afecto al escenario nacional. “Es una expectativa interesante. Si se consolida va a ser una alternativa de poder en 2015”, sostuvo Colombi, que en su provincia ya tiene un acuerdo que incluye al PRO. Storani, uno de los artífices de la Alianza, fue categórico sobre un acercamiento con el macrismo: “Si entra Macri, el frente estalla”. Elisa Carrió fue la única que entró directamente, escoltada por asesores y legisladores, sin hacer ninguna declaración. El resto se tomó su tiempo para celebrar este nuevo paso en el frente común y aclarar su posición sobre el macrismo (ver aparte).

Con una representación exagerada de la ciudad de Buenos Aires, el escenario se fue poblando de los firmantes del acta fundacional. Dos por partido, además de algunas expresiones unipersonales como Martín Lousteau y Alfonso Prat-Gay, ambos en línea de largada para la Jefatura de Gobierno porteña.

Tras el momento patriótico a cargo de Jairo, llegó el turno de la lectura de Brandoni, que se esmeró por aportarle alguna cuota de emoción al texto fundacional. “Hemos decidido llevar por nombre Frente Amplio Unen, una denominación que sintetiza positivas gestiones de gobierno en ciudades y provincias del país, y valora experiencias innovadoras que contaron con un fuerte respaldo popular”, leyó Brandoni y continuó: “Nuestros candidatos a cargos nacionales se elegirán en primarias abiertas simultáneas y obligatorias. Estableceremos órganos de representación y dirección, reglas claras y públicas de procedimientos internos y modos de resolución de conflictos”. Un punto saliente es el compromiso de extender la alianza a todos los distritos “respetando las particularidades de cada uno”, es decir, que no interferirán en provincias donde el PRO ya forma parte del frente, o incluso el Frente Renovador. “Estamos decididos a enfrentar la continuidad, en cualquiera de sus variantes, de una forma de ejercicio del poder que confunde Estado con gobierno, ciudadanía con clientelismo, e intereses públicos con negocios privados”, continúa el texto en uno de sus pasajes más fuertes.

No faltó la alusión a un “programa de gobierno” que tendrá las siguientes prioridades: promover el pleno empleo, jerarquizar la inversión en infraestructura social, alcanzar la estabilidad macroeconómica, impulsar una reforma impositiva, generar una agenda de desarrollo de la ciencia, promover el desarrollo local, fortalecer las instituciones, impulsar una política medioambiental y fortalecer el Mercosur y la Unasur. El frente ya fue presentado. Ahora empieza el desafío de mantener la unidad. Por lo pronto, los cinco precandidatos volverán a mostrarse juntos hoy: en los estudios de TN.

Compartir: 

Twitter
 

Sobre el escenario del Teatro Broadway, los dieciocho firmantes del acta fundacional del Frente Amplio Unen (FAU).
Imagen: Leandro Teysseire
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.