EL PAíS › EL VICEPRESIDENTE AMADO BOUDOU SE PRESENTARá ANTE EL JUEZ BONADIO

El auto, los papeles falsos y los gestores

 Por Raúl Kollmann

El vicepresidente Amado Boudou estará hoy a las 10.30 frente al juez federal Claudio Bonadio, prestando declaración indagatoria sobre la documentación de un auto comprado en 1993. Boudou ya dio en su momento las explicaciones correspondientes: las falsedades existentes en los documentos fueron obra de los gestores que, además, tienen otras causas penales iguales. En un trámite de cambio de radicación de un Honda 92 figura una firma falsa de Boudou, una dirección apócrifa, tampoco es auténtica la verificación de automotor y hasta el número del motor es incorrecto. El vicepresidente sostiene que ni siquiera fue él quien hizo el contacto con los gestores sino su pareja de ese momento y que no tuvo ninguna relación con esas falsedades.

El vehículo es un convertible Honda CRX Del Sol, que hoy vale entre 80 mil y 100 mil pesos y que en esa época (1993) era usado por Agustina Seguín, con quien convivía. Ella ya reiteró en la causa judicial que se contactó con los gestores Carlos Alberto Soto y Rodolfo Basimiani cuando en 2003 decidieron cambiar la radicación del Honda, de Moreno, en la provincia de Buenos Aires, a la Capital Federal, donde vivía la pareja. Seguín sostuvo que fue ella la que llamó a los gestores y que Boudou no tuvo ningún contacto con ellos. El vicepresidente afirma que no los conoció.

El defensor de Boudou en esta causa, Jacobo Grossman, adelantó que el vicepresidente hará su defensa en forma oral, aunque entregará documentación. En el entorno de Boudou consideran que Bonadio protagoniza una ofensiva política, utilizando una causa en la que todo lo que existe es documentación sobre un cambio de jurisdicción de un vehículo: o sea, ni una compra dudosa, ni un vehículo llegado en forma ilegal ni un auto robado. La documentación irregular es la siguiente:

- En el formulario 08, la firma de Boudou es apócrifa, según se determinó en un peritaje.

- La dirección es falsa y la intencionalidad es evidente: los gestores quisieron hacer los papeles en un Registro del Automotor en el que seguro conocían gente.

- La verificación del automotor es falsa.

- El número del motor es incorrecto. Se dejó el original, pero en verdad el motor se fundió en 1995 y la numeración casi no se percibía.

Esos mismos gestores ya fueron imputados en causas anteriores y posteriores por las mismas maniobras, y Bonadio ya los procesó por este trámite. Boudou afirma que no tenía ninguna necesidad de falsificar su propia firma ni de dar un domicilio apócrifo, ni de hacer una verificación trucha de un auto que él no conducía. De todas maneras, el vicepresidente concurre a la indagatoria de mañana sin demasiadas expectativas. Evalúa que Bonadio tiene firmado el procesamiento de antemano.

Compartir: 

Twitter
 

El vicepresidente Amado Boudou.
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.