SOCIEDAD › RECOMENDACIóN PARA ERRADICAR LA HOJA DE COCA

Contra la costumbre de mascar

Entre las recomendaciones de la Jife, hay una que comparten Argentina, Bolivia y Perú: la erradicación de la hoja de coca. El punto no refiere al cultivo clandestino para la producción de cocaína, sino a la milenaria costumbre de mascarla para evitar los mareos propios de la altura, fenómeno conocido como “apunamiento”. Cuando se debatió la actual ley de drogas, en 1989, los legisladores provenientes de las provincias del norte argentino reclamaron hacer una excepción por este tema y lo lograron. Bolivia, por su parte, viene haciendo una campaña en las Naciones Unidas para que se reconozca esta tradición de los pueblos del altiplano, cuyo eslogan señala: “La hoja de coca no es cocaína”.

“Se sigue permitiendo el consumo de hoja de coca (por masticación o en la forma de infusión), y su posesión para esos fines. La Junta insta al Gobierno (argentino), en su calidad de parte en la Convención de 1961 enmendada por el Protocolo de 1972, a que vele por el pleno cumplimiento de las obligaciones contraídas por ese tratado, incluida la obligación de acabar con todos los usos de la hoja de coca con fines distintos a los previstos en la Convención (esos usos a los que refiere son el cultivo para fines médicos).”

En el caso de Bolivia, si bien se reconoce la enorme cantidad de laboratorios de fabricación de cocaína desarticulados por la policía, el informe asegura que “en 2009 la superficie total de cultivo ilícito de arbusto de coca aumentó en Bolivia por cuarto año consecutivo (un aumento del 22 por ciento con respecto a 2005)”. La Jife exhortó al presidente Evo Morales, líder de los sindicatos de productores de coca de Chapare, “a que adopte políticas eficaces y redoble sus esfuerzos por eliminar el cultivo ilícito del arbusto de coca y que haga frente de manera decisiva a la fabricación y al tráfico ilícitos de cocaína”.

Según la Jife, en 2009 treinta mil hectáreas cultivadas de las que, según la vigente legislación boliviana, sólo 12 mil son consideradas como legales para la masticación, elaboración de infusiones medicinales y para realizar rituales religiosos. “El gobierno (de Morales) sigue aplicando la Estrategia de Lucha contra el Narcotráfico y Revalorización de la Hoja de Coca 2007-2010, que representa un cambio importante en la voluntad política del gobierno y su adhesión a los objetivos de los tratados de fiscalización internacional de drogas”, reconoce el informe.

En 2009, en Perú se registraron sembradíos de casi 60 mil hectáreas, un aumento significativo, afirma la Jife, que lo atribuye al descenso de los cultivos en Colombia. De todas formas, a nivel regional, “disminuyó, por segundo año consecutivo, la superficie destinada al cultivo ilícito de coca”, asegura el informe. Mientras tanto, algunas cosas no cambian: Estados Unidos sigue siendo el principal consumidor de cocaína del mundo, con cinco millones de usuarios, es decir, ocupa el 40 por ciento del mercado. Lo sigue el continente europeo, con el 30 por ciento.

Compartir: 

Twitter
 

 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.